Detenido este miércoles

Los hijos de Ruiz-Mateos se quejan de las condiciones en que está su padre

Los familiares dicen que permanece en un cuarto pequeño, sin poder dormir, ni descansar, y sin aire acondicionado.

LM/AGENCIAS

Begoña y Javier, hijos del empresario José María Ruiz-Mateos, se han quejado hoy de las condiciones en las que permanece su padre, detenido esta mañana por orden de una jueza de Palma que le investiga por un delito de estafa.

Begoña Ruiz-Mateos, quien acompaña a su padre desde esta mañana en la comisaria de Pozuelo de Alarcón (Madrid), donde permanece en espera de ser trasladado a Palma de Mallorca, ha asegurado a los medios de información que su padre permanece en un cuarto pequeño, sin poder dormir, ni descansar, y sin aire acondicionado.

"Mi padre necesita medicamentos y no me dejan dárselos si no es con una prescripción médica", ha añadido Begoña Ruiz-Mateos, quien ha advertido, visiblemente emocionada: "si a mi padre le pasa algo, la jueza tendrá que asumir su responsabilidad". Begoña Ruiz-Mateos ha señalado que desconoce cuándo se producirá el traslado de su padre a Palma, porque nadie les informa de lo que va a pasar.

Ha acusado a la jueza de ser una mala persona y de querer ir contra el empresario. "Quiere ensañamiento, y no lo entiendo porque mi padre es una bellísima persona", ha subrayado tras insistir en que José María Ruiz-Mateos no es ningún ladrón. A las 17:00 horas, otros dos hijos, Álvaro y Javier Ruiz-Mateos, han acudido a la comisaria de Pozuelo de Alarcón para visitar a su padre. En declaraciones a los medios, Javier Ruiz-Mateos ha indicado que "lo principal" es ver el estado de salud de su padre y que le parece "excesivo" el trato que está recibiendo, aunque ambos han reconocido que apenas han podido hablar con él.

Acceda a los 7 comentarios guardadosClick aquí