La prima, en 419 puntos

El Ibex se dispara un 2,6% hasta los 8.230 puntos

Con esta subida, el Ibex cierra la semana con un alza del 0,93% y reduce las pérdidas anuales al 3,92%.

lm/Agencias

El principal indicador de la bolsa española, el Ibex 35 se ha disparado en los últimos compases de la sesión y ha logrado cerrar con una subida del 2,6% hasta situarse en los 8.230 puntos, nivel desconocido desde finales de marzo pasado, animada por el vencimiento de los contratos de futuros, el alza del sector financiero y energético y el avance de los mercados internacionales.

Con esta subida, el Ibex cierra la semana con un alza del 0,93% y reduce las pérdidas anuales al 3,92%.

Por su parte, la prima de riesgo, el diferencial entre la rentabilidad de los bonos españoles a diez años con respecto a sus homólogos alemanes, ha cerrado este viernes en los 419 puntos con una rentabilidad del 5,77%.

Dentro del selectivo tan sólo seis valores se han situado en terreno negativo esta sesión liderados por ACS (-1,21%), Abengoa (-1,04%) y Técnicas Reunidas (-0,89%). En el lado contrario, Endesa (+4,48%), Grifols (5,56%) y Bankinter (5,73%) han encabezado las ganancias del Ibex.

Subida "artificial" de las bolsas


En el resto de las principales plazas de 'Viejo Continente', la jornada ha sido mucho más tranquila, incluso Londres ha cerrado en plano, alejándose así de la euforia alcista. Milán ha sido la que más ha ganado (+1%), por delante de Francfort (+0,8%) y París (+0,6%).

En este sentido, el analista de XTB Trading considera que esta subida de las bolsas es "artificial, pues la temporada de beneficios empresariales está empezando a dar "evidencias de que la economía se desacelera".

"Ciertamente, la liquidez que dopa al mercado, producto de una semana en la que también el Banco de Japón se ha unido a la Reserva Federal estadounidense (Fed) y al Banco Central Europeo (BCE) desde el punto de vista monetario, nos genera un sesgo alcista indudable en los índices mundiales", ha explicado el experto, quien ha hecho una llamada a la precaución, "pues la economía real aún no ha repuntado".

En el mercado de divisas, el euro no ha sido capaz de mantener el 1,30 y al cierre de los mercados en Europa el cambio con el dólar ha quedado establecido en 1,2982 unidades.