Menú

El Gobierno socialista de Francia planta cara a los sindicatos y abarata el despido

Hasta ahora, la ausencia de límites eternizaba los despidos, con procesos judiciales que duraban, de media, más de dos años.

15
Manuel Valls y su ministro Emmanuel Macron | Cordon Press

El gobierno francés del primer ministro Manuel Valls viene de aprobar una batería de dieciocho medidas enfocadas a "incentivar la contratación en las Pymes". El objetivo marco declarado desde el gabinete socialista es "rebajar el coste total de los despidos, eliminar trabas legales y aumentar el apoyo a las empesas de menor tamaño".

En estos momentos, la tasa de paro se sitúa en niveles del 10,5%. Hablamos de un porcentaje bajo si se compara con España, pero la realidad gala es distinta: la opinión pública de nuestro país vecino considera que estos niveles de desempleo son inaceptables, por lo que Valls ha movido ficha.

Según expuso el primer ministro, las Pymes "son el corazón del tejido económico francés: representan el 99,8% de todas las empresas de nuestro país. Lamentablemente, sus dueños se resisten a contratar por la excesiva incertidumbre económica y los elevados costes que acarrean los posibles despidos futuros".

Es por eso que se va a lanzar un nuevo esquema de indemnizaciones en el que los trabajadores con menos de 15 años de experiencia en la empresa recibirán una compensación reducida, de doce mensualidades para sociedades con menos de veinte empleados y veinte nóminas en firmas que sí superen dicho número de trabajadores.

Fin a la judicialización de los despidos

Hasta ahora, Francia no había establecido este tipo de límites, lo que brindaba una notable libertad a los juzgados de lo laboral. Según denuncian las organizaciones empresariales, estos procesos se alargaban, de media, más de dos años.

Los nuevos límites reflejan lo que en adelante será el coste máximo del despido, pero hasta llegar a ese nivel habrá umbrales más reducidas, empezando en dos y cuatro mensualidades, de nuevo dependiendo del tamaño de la plantilla.

Desde los sindicatos, la nueva medida anunciada por la Administración Valls ha sido un jarro de agua fría. No faltan las quejas por la "deriva liberal" del gobierno socialista o las advertencias de que estas medidas supondrán una mayor "precariedad laboral".

Macron diseña las liberalizaciones de Valls

Frente a esta postura, tanto las organizaciones empresariales como la oposición política que lidera el ex presidente Nicolás Sarkozy se han pronunciado a favor de estos cambios. El hombre clave para este giro liberalizador es Emmanuel Macron, el ministro de Economía y de Finanzas de la República Francesa.

Bajo su impulso, el gobierno socialista ha anunciado estas medidas, que se completan con otros puntos como la bonificación de 4.000 euros por contratación de empleados en sociedades sin trabajadores o la ampliación del plazo de renovación de los contratos temporales.

En Libre Mercado

    Recomendado

    Lo más popular

    1. Podemos pide que se prohíba la venta de Coca Cola en el Senado
    2. Así se saltó Cristina Pedroche la prohibición de aparecer en 'El Xef'
    3. Terelu Campos se suelta la melena y cuenta sus gustos sexuales
    4. 'The Big Bend', el edificio curvado más alto del mundo
    5. El bulo de las palomas trituradas que pretende dañar a Heineken
    0
    comentarios

    Servicios