Menú

La estrategia fiscal de Radiohead para pagar menos impuestos

El líder del grupo británico critica públicamente la "evasión fiscal" pero organiza sus finanzas para reducir agresivamente su factura tributaria.

22
Tom Yorke, en una imagen de un concierto | Cordon Press

Aunque conocemos muchos ejemplos de artistas que defienden una mayor intervención del Estado en la economía, también hay numerosos casos de músicos, actores y personalidades públicas que pregonan la doctrina contraria. Un buen ejemplo es Bono: el líder de U2 no duda en defender el capitalismo a capa y espada, ensalzando la importancia de mantener los impuestos bajos para permitir el enriquecimiento de las personas.

En el mundo de la música, no son pocas las grandes estrellas que han seguido los pasos del cantante irlandés, al menos en lo tocante al manejo de su fortuna. Notable es la buena gestión de su dinero que hacen figuras como Katy Perry o Taylor Swift,

Otro caso llamativo es el del grupo Radiohead, que está a punto de lanzar un nuevo disco y lleva años desarrollando un modelo de negocio bajo el cual cada lanzamiento se convierte en un proyecto empresarial distinto.

Según ha explicado el Financial Times, la banda británica acaba de registrar una sociedad limitada que lleva por nombre Dawn Chorus. Este mecanismo fue empleado ya en Rainbows y King of Limbs, los dos últimos álbums del grupo: al parecer, los intérpretes de canciones como "Creep" basan su estrategia en crear empresas que gestionan la propiedad intelectual de sus nuevas canciones.

Desde hace décadas, los artistas musicales de renombre suelen crear su propio sello discográfico para retener un amplio control financiero sobre sus proyectos. Bajo este marco, las estrellas de la canción dejan de ser asalariados de las discográficas y se convierten en empresarios que ejercen como proveedores de dichas compañías. Esta estructura facilita también la estructura financiera de las giras de conciertos, convertidas hoy en la principal fuente de ingresos del sector.

Pero Radiohead ha dado una nueva vuelta de tuerca a esta forma de plantear las cosas con su estrategia de canalizar cada proyecto a través de una empresa distinta. El FT ha echado un vistazo a los libros de las compañías del grupo que ya han sido empleadas con el ánimo de entender mejor este complejo modelo.

Al parecer, las sociedades de anteriores discos incluían en su balance una cantidad simbólica de capital (poco más de 100 euros) pero también importantes cantidades que se adeudaban a la sociedad. Esto vendría a sugerir que los discos se financian emitiendo deuda que va ligada a los ingresos que se derivan de cada lanzamiento.

Dentro de este paradigma, si el disco es un fracaso o si se enfrenta alguna denuncia de algún tipo, el grupo simplemente se limita a liquidar esa sociedad y se olvida de cualquier proceso que afecte al patrimonio amasado en trabajos anteriores.

Pero también hay motivos fiscales por los que Radiohead ha diseñado esta estrategia. Y es que las sociedades limitadas tienen más posibilidades de jugar con la deuda y los gastos deducibles a la hora de hacer su declaración del Impuesto de Sociedades. A esto se suma el menor tipo fiscal que soporta el reparto de dividendos en comparación con un sueldo normal.

Llama la atención que el cantante del grupo ha criticado públicamente la "evasión fiscal", a pesar de lo cual no ha dudado en organizar sus proyectos empresariales bajo una planificación tributaria tan agresiva que, sin duda, hablamos de un caso de "elusión fiscal" en toda regla.

En Libre Mercado

    Recomendado

    Lo más popular

    1. El drama de Estíbaliz Sanz: de sex symbol a barrendera
    2. El misterio de las cremas de Mercadona que se venden en Amazon mucho más caras
    3. Impactantes confesiones de Ágatha Ruiz de la Prada sobre su divorcio: "Pensé que estaba con una tía"
    4. Todo lo que no sabías de 'Masterchef': ¿cuánto cobran los concursantes?
    5. Ángel Garó presume de palacete en una hilarante entrevista
    0
    comentarios

    Servicios