Menú
José Cavero

El Gobierno también gana

Vamos a ver cómo resuelve esta vez el Gobierno la bronca ciudadana que provocan las subidas de precios de los carburantes, decididas por Repsol y Cepsa –jueves y viernes– y que, en la misma línea, previsiblemente decidirá BP este lunes. Porque, a las pocas semanas de la anterior situación crítica, los más afectados, transportistas, agricultores y pescadores, ya han comprobado que se ha vuelto a la situación anterior, tibia y temporalmente aliviada por remedios pasajeros.

Por si fuera poco, la nueva subida de las gasolinas y gasóleos coincide con la divulgación de los datos sobre los ingresos del Tesoro en los tres primeros trimestre: por concepto del impuesto sobre hidrocarburos, el Estado ingresó 1,13 billones, frente a los 1,10 billones del mismo período del año anterior. El Estado ingresó treinta mil millones más por razón de los mayores precios de los carburantes. O sea, que el Estado gana si al ciudadano corriente le suben gasolinas y gasóleos.

Probablemente ese aspecto sea el que más indigna a los ciudadanos, que pueden llegar a entender que Repsol y Cepsa batan todos sus records de beneficios este año. Pero no pueden entender que también las cuentas de Rodrigo Rato se beneficien del malestar de los ciudadanos por su capacidad adquisitiva recortada.

0
comentarios