Menú

Cinco millones para los que puedan cambiar los cuatro neumáticos de una vez

Los que pueden pagar 400 euros en un cambio total de neumáticos están de suerte: Miguel Sebastián les regala 80 euros de nuestro dinero.

0

El IDAE es el Instituto para la Diversificación y el Ahorro de Energía, una de cuyas funciones, tal vez la más importante, sea repartir subvenciones para que los ciudadanos hagan caso a las directrices en materia de ahorro energético de don Miguel Sebastián, a la sazón jefe del departamento ministerial del que depende el citado organismo.

En pocas palabras, el Gobierno extrae dinero de nuestros bolsillos y a continuación lo entrega a los más avispados y los que menos lo necesitan, quedándose en el camino el 30% necesario para pagar los gastos corrientes de la administración y sus funcionarios, en este caso con el elevado fin de ahorrar energía, ser más sostenibles y luchar contra el cambio climático.

A tal fin, los expertos del IDAE han tenido la "idea" de que conviene que todos cambiemos los neumáticos de nuestros vehículos particulares por unos más eficientes y, por consiguiente, también más caros, de forma que el parque automovilístico español sea el más ecofriendly del occidente civilizado. Ésta es la idea central de la convocatoria de subvenciones lanzada al efecto, a cuyo cumplimiento el Gobierno va a dedicar casi cinco millones de euros que previamente ha extraído de nuestros bolsillos vía impuestos.

¿Quién se puede beneficiar de este trinque presupuestario? Pues en principio cualquier español de bien, pero hay un detalle que servirá de filtro para que, finalmente, el dinero público vaya, como ocurre indefectiblemente, al bolsillo del que menos lo necesita.

Se trata de que para trincar la ayuda hay que cambiar los cuatro neumáticos del coche de una sola vez, decisión de intendencia muy poco frecuente entre la inmensa mayoría de los conductores, que prefiere cambiar las ruedas de dos en dos para diferir el gasto a lo largo de varios meses.

La subvención prevista es de 20 euros por cada neumático que, dadas las características exigidas por la normativa, tiene un precio más elevado que los de gama media, rondando aproximadamente los 75 euros. De esta manera, hay que gastar 300 euros comprando cuatro neumáticos nuevos para coger los ochenta de la subvención, negocio ruinoso donde los haya al que sólo accederán aquellas personas cuya capacidad adquisitiva les permitiría cambiar las ruedas de todos sus vehículos sin necesidad de un trinque del que, en todo caso, van a beneficiarse porque es una ayuda económica que tramita el propio taller de recambios con sólo presentar el DNI y la documentación del vehículo.

Casi cinco millones para que los ricos cambien las ruedas y, mientras tanto, el Ministerio del Interior anuncia que las asociaciones de víctimas del terrorismo tendrán este año 880.000 euros para pagar gastos jurídicos y la atención psiquiátrica de sus afiliados. Ni siquiera podrán cobrar los 80 euros del trinque de las ruedas porque la subvención sólo está disponible para personas físicas. Rubalcaba, que piensa en todo.

En Libre Mercado

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Podimo
    • Tienda LD