Menú

Rapapolvo de Münchau en 'Financial Times' a los mandamases del euro

El columnista de referencia en Financial Times recuerda a los mandamases del Euro que el problema es la moneda única, no las agencias de rating.

0

La crisis de deuda en la zona euro sigue marcando la pauta de la información económica. En Expansión leemos hoy que "las grandes auditoras luchan por las cuentas de las CCAA", en concreto las denominadas "big four" Deloitte, PwC, Ernst & Young y KPMG compiten por los grandes contratos públicos. Los gobiernos que acaban de tomar posesión buscan conce3r la situación financiera real.

Por lo demás lo más interesante hoy en Europa es la "cumbre sorpresa en la UE para tratar la crisis de Italia" pese a que "la excusa oficial es debatir el problema del rescate a Grecia". Tras los helenos, cayó Irlanda y luego Portugal. España está en el punto de mira. Y no es para menos, a juzgar por una noticia que da Cinco Días. Dice el diario de prisa que "el gasto estatal en intereses se dispara pero aún es inferior al alemán o francés".

Trata así de quitarle importancia a la información, cuando realmente la tiene. El problema es que España está recurriendo a continuas emisiones de deuda pública para financiar los pagos de esos intereses en una huida adelante que no beneficia en nada a nuestra economía. Dicen los analistas económicos que el verdadero problema no es tener un volumen muy alto o muy bajo de deuda sino que puedas pagarla o no, independientemente de su tamaño.

Y si no querías sopa, aquí van dos tazas: La primera, que el Economista dice que "el Tesoro no logra colocar el déficit eléctrico y se da un año más": "las eléctrica le otorgan hasta el julio de 2012"; Y la segunda: según nos cuenta Expansión, "Trabajo coge 275 millones de las multas para las pensiones". Dice que para cumplir el objetivo de superávit de la Seguridad Social ha decidido recortar 275 millones de euros a las mutuas de accidentes de trabajo para dedicarlos a cumplir la previsión de superávit del sistema de este año.

Sobre Rubalcaba y su esperado discurso -un discurso aburrido y sin muchas novedades- sólo comenta algo en portada el Economista. Dice que el aún formalmente vicepresidente primero "azuza el populismo contra los ricos" y se olvida "de recortar el gasto". De hecho, sólo mostró una apuesta por más impuestos y gasto público.

Pero la noticia que más destaca en todos los periódicos nacionales e internacionales no es otra que la reunión de urgencia convocada por Van Rompuy en el seno de la Unión Europea, dice, que para discutir los problemas del rescate de la economía Griega. En cualquier caso, inversores y analistas dan por descontado que el primer punto de la agenda de Rompuy para dicho cónclave –que se celebra este lunes- será la economía Italiana, la siguiente, tras España, en sufrir serio riesgo de contagio.

Y es que la deuda pública de los países periféricos preocupa y mucho. Tanto que hoy lo que destacamos de la prensa extranjera es un artículo que anuncia en su portada digital Financial Times. Una columna de uno de sus colaboradores más influyentes Wolfgang Münchau en el que le recuerda a las autoridades europeas que el problema no son las agencias de rating, sino el euro. Recuerda así las salidas de tono de 'los barrosos, almunias y compañía' tras las rebajas de rating aplicadas por Moody´s la semana pasada y que dejaron a Portugal –según denunciaron entonces- a los pies de los caballos.

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios