Menú

Fitch pone en duda la nota de Francia

Mantiene que Francia no puede absorber más shocks sin que afecten a su rating.

0

La agencia de calificación de riesgo Fitch consideró este miércoles que la nota "AAA" de la calidad crediticia de Francia (la máxima de la escala) está justificada actualmente, pero podría estar "en peligro" si la crisis de la eurozona se agravara y afectara al comportamiento económico del país. En un informe publicado hoy, Fitch alude especialmente al riesgo que plantea esa amenaza de intensificación de la crisis de la zona del euro, en concreto en relación con el "apoyo financiero al sector bancario".

La agencia de medición de riesgo, en un informe especial sobre Francia, estima que la reciente aprobación de nuevas medidas fiscales por parte del Gobierno de Francia "ha aumentado la credibilidad del programa de consolidación" del Ejecutivo francés, informa EFE.

"Sin embargo, es probable que sean necesarias medidas suplementarias si se pretende alcanzar en 2013 el objetivo de déficit del 3% del Producto Interior Bruto (PIB), mientras que Fitch prevé que en 2013 esté en torno al 4%", agregó la agencia.

Según las perspectivas de Fitch, Francia tendrá en 2014 un coeficiente de deuda en relación con su PIB del 91,7%, lo que está en consonancia con los niveles de deuda previstos para otros países con calificación "AAA". Y ello refuerza el mantenimiento por parte de Francia de esta categoría crediticia, reconoce Fitch. La economía francesa tiene un "elevado valor añadido" y está diversificada y su déficit estructural es menor que el del Reino Unido y EEUU, ambos países con calificación "AAA", reconoce la agencia.

"La preocupación principal en relación con Francia es que la intensificación de la crisis de la eurozona es que genere obligaciones contingentes que pesen sobre el balance general soberano", estima la agencia.

El informe señala que si Francia estuviera en la situación de tener que utilizar el total de sus compromisos con el Fondo Europeo de Estabilidad Financiera, que asciende a 158.500 millones de euros, la deuda pública bruta del país excedería el 95% de su PIB.

Eso haría que Francia se colocara "al borde" de lo que Fitch considera compatible con el mantenimiento de su calificación de "AAA". En esa situación, Francia no contaría con mucho margen para asumir un empeoramiento de la situación, como por ejemplo sería la inyección de capital en los bancos franceses, a no ser que las autoridades anuncien medidas que reduzcan el nivel de deuda pública a niveles "compatibles con su calificación 'AAA'". Después de esta explicación, el informe agrega, sin embargo, la siguiente consideración: "Fitch no espera actualmente que los bancos franceses requieran o reciban inyecciones de capital por parte del Estado". 

Temas

En Libre Mercado

    Servicios

    • Inversión
    • YoQuieroUno
    • Radarbot
    • Historia