Menú

Obama ya es oficialmente el peor presidente de EEUU

Barack Obama registra el peor índice de popularidad de la historia moderna de EEUU justo un año antes de optar a la reelección presidencial.

0

Barack Obama alcanzó la Presidencia de EEUU a finales de 2008, en plena tormenta financiera, y fue acogido a nivel mundial como una especie de Mesías, el Salvador que precisaba la primera potencia del planeta para liderar la recuperación, no sólo de su país sino de la economía global. Laureado por los políticos y medios de comunicación de todo Occidente, Obama fue agasajado con el Premio Nobel de la Paz en 2009, poco después de llegar al poder, pese a mantener aún vivas dos guerras en el exterior (Irak y Afganistán), al tiempo que los norteamericanos depositaban su confianza en que su política económica lograría salvar al país de la crisis.

Tres años después, el sueño obamita vive sus peores momentos. Barack Obama acaba de registrar un récord en la historia política moderna de EEUU, al convertirse en el presidente peor valorado de las últimas décadas, justo un año antes de optar a la reelección, superando así al hasta ahora invicto Jimmy Carter en esta materia.

La prestigiosa consultora Gallup señala en su último informe de opinión que apenas el 43% de los norteamericanos aprueba su gestión frente al 51% alcanzado por Carter  un año antes de las elecciones presidenciales de 1980, que perdió contra Ronald Reagan. Desde el pasado marzo, el índice de aprobación de Obama se ha mantenido por encima del de Carter -considerado hasta ahora como uno de los peores presidentes de EEUU en el siglo XX-, pero ahora el actual mandatario acaba de superar a su también colega demócrata.

Curiosamente, ambos presentan ciertos paralelismos: Obama se enfrenta a unas las peores situaciones económicas de EEUU en décadas, mientras que Carter tuvo que gestionar la dura estanflación (recesión y altos precios) de finales de los años 70, en la conocida como crisis del petróleo; en la actualidad, Obama está liderando la presión internacional contra el régimen iraní, ante la amenaza de que pueda hacerse con la bomba nuclear, mientras que Carter lidió con la llamada "crisis de los rehenes" cuando, tras el estallido de la Revolución de Irán y el derrocamiento del Sha, los revolucionarios asaltaron la embajada estadounidense en Teherán, tomando como rehenes a 52 norteamericanos; por último, ambos líderes han recibido el Nobel de la Paz (aunque Carter en 2002, décadas después de dejar la Presidencia).

Gallup resume los índices de aprobación para algunos de los últimos presidentes estadounidenses en esta etapa de su mandato, un año antes de la campaña para la reelección:

- Harry S. Truman: 54%

- Dwight Eisenhower: 78%

- Lyndon B. Johnson: 44%

- Richard M. Nixon: el 50%

- Ronald Reagan: el 54%

- George HW Bush: el 52%

- Bill Clinton: el 51%

- George W. Bush: 55%

La popularidad media de Obama durante esta etapa se sitúa en el 49%, y Gallup destaca que tan sólo tres ex presidentes han obtenido una calificación promedio peor en el mismo periodo: Carter, Ford y Truman. Sólo Truman logró ganar la reelección en una campaña presidencial que en estos momentos está sirviendo de modelo al equipo de asesores de Obama.

En general, los analistas sitúan en el 47% de aprobación el límite mínimo a partir del cual el candidato tiene alguna opción de ganar las elecciones. ¿Problema? En estos momentos Obama presenta un índice inferior con lo que, de mantenerse esta tendencia, afrontará una dura pugna para mantenerse en el cargo.

Temas

En Libre Mercado

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Podimo
    • Reloj LD