Menú

Iberia: "La desmedida huelga de pilotos está poniendo en riesgo más de 20.000 empleos"

La compañía condena "la actitud irresponsable e intransigente del sindicato de pilotos Sepla en Iberia, que ha rechazado la propuesta del mediador".

0

El sindicato de pilotos Sepla anunció el martes su nuevo calendario de paros, en el que convocan huelga todos los lunes y viernes a partir del 9 de abril y hasta el 20 de julio, ambas fechas incluidas.

Así, 30 nuevas fechas, siete de ellas en abril, ocho en mayo, nueve en junio y seis en julio repercutirán en la operación retorno de Semana Santa, al coincidir el primer día de huelga, el 9 de abril, con el lunes de Pascua, festivo en algunas CCAA. También, hay un paro el 27 de abril, en plena salida del Puente de Mayo y, además, las protestas se extienden hasta la temporada estival, con fechas en junio y julio.

Este anuncio se produce dos días después de que el Ministerio de Fomento confirmase el fin del proceso de negociación que tenía como mediador a Manuel Pimentel. Las negociaciones se han mantenido durante 10 días, pero sólo han servido para aplazar una jornada de paros anunciada por el Sepla y, posteriormente, suspendida en las fechas clave de marzo, abril y mayo.

Ante esta situación, la compañía condena "la actitud irresponsable e intransigente del sindicato de pilotos Sepla en Iberia, que ha rechazado la propuesta del mediador propuesto por el Gobierno, en la que se incluía la posibilidad de que copilotos de Iberia se acogieran a una excedencia y pudieran pasar a Iberia Express como comandantes, manteniendo la posibilidad de regresar a la matriz, además de otras garantías de empleo similares a las acordadas con los demás colectivos, propuesta que la compañía estaba dispuesta a aceptar".

Iberia convocará esta misma semana al Sepla para continuar las negociaciones e intentar evitar una huelga que es "a todas luces injustificada, dañina y desproporcionada, y que teóricamente se convoca como respuesta a la creación de Iberia Express, que es una decisión exclusiva del ámbito empresarial y totalmente respetuosa con los convenios y acuerdos laborales vigentes", aseguran fuentes oficiales de la aerolínea.

Para Iberia, esta nueva convocatoria supone "un chantaje intolerable a los clientes, a la sociedad española, que vive una de las mayores crisis económicas de su historia, a la empresa y al resto de empleados que hacen su trabajo con una profesionalidad ejemplar". Además, esta "desmedida huelga"pone en riesgo los más de 20.000 empleos directos de Iberia, y decenas de miles indirectos que viven del transporte aéreo y del turismo, según aclaran los representantes de la aerolínea a Libre Mercado.

La compañía ha informado de que pondrá todos los medios a su alcance para atender a los clientes y darles alternativas de vuelo. También asegura que "adoptará todas las medidas a su alcance, dentro de lo permitido por la legislación vigente, para acabar con las conductas irregulares adoptadas por una buena parte de los pilotos, que vienen sucediendo en los últimos meses y que se han recrudecido tras el lanzamiento de Iberia Express."

Coste de 36 millones, hasta ahora

Desde el mes de diciembre, el Sepla y otros sindicatos minoritarios han llevado a cabo 12 jornadas de huelga, que han supuesto para la compañía española unas pérdidas de 36 millones de euros, o lo que lo mismo, 3 millones de euros por jornada.

IAG anunció a principios de este mes que transportó entre enero y febrero un 2,7% menos de pasajeros que en ese mismo periodo del año anterior debido, precisamente, a las huelgas de pilotos en España. Durante cinco días de enero y febrero Iberia vivió un parón que le obligó a reducir su oferta de vuelos hasta un 64% en cada una de esas jornadas.

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios