Menú

Los parados que reciban los 400 euros tendrán que aceptar las ofertas de empleo

Según el real decreto ley, para pedir la ayuda tienen que acreditar que han buscado trabajo en los anteriores 30 días. 

lm/agencias
0

El Gobierno pedirá a los receptores de la ayuda de 400 euros que acepten, durante el periodo en que se beneficien de ella, las ofertas de empleo que les encuentre el antiguo INEM o las Empresas de Trabajo Temporal. Así figura en el Real Decreto-ley que prorroga por tercera vez el programa de recualificación profesional (conocido como plan Prepara), que se ha publicado este sábado en el Boletín Oficial del Estado (BOE) y que entrará en vigor el domingo, con efecto retroactivo desde el 16 de agosto.

En el decreto, se establece que mientras cobren la subvención, los receptores "estarán obligadas a aceptar la oferta de empleo adecuada, según lo establecido en el artículo 231.3 del texto refundido de la Ley General de la Seguridad Social, ya sea ofrecida por los Servicios Públicos de Empleo o por las agencias de colocación cuando desarrollen actividades en el ámbito de la colaboración de aquéllos, salvo causa justificada".

Además, el Gobierno exigirá que los parados que cobren la ayuda de 400 euros hayan buscado trabajo durante un mínimo de 30 días después de dejar de percibir la prestación o subsidio por desempleo y presenten un certificado de su comunidad autónoma o Ayuntamiento que detalle si tienen concedido otro tipo de asistencia.

Para percibir ese apoyo financiero se exigirá que los parados que ya no perciban la prestación o el subsidio de desempleo lleven inscritos como demandantes de empleo al menos 12 de los últimos 18 meses o bien tengan cargas familiares.

Cuando dejen de cobrar la prestación o el subsidio, los parados tendrán que realizar "durante un período mínimo de treinta días acciones de búsqueda activa de empleo, las cuales se deberán acreditar en el momento" de la solicitud de la ayuda de 400 euros.

Según fuentes del Ministerio de Trabajo, entre esas acciones puede incluirse, por ejemplo, un trabajo que haya durado unos días o unas pocas semanas y, en consecuencia, no genere derecho a prestación.

Los solicitantes de la ayuda de 400 euros también deberán aportar un certificado emitido por su Comunidad Autónoma o entidad local "donde se haga constar la percepción o no" de todos aquellos subsidios (con su correspondiente cuantía) que pudieran cobrar el beneficiario y/o su unidad familiar.

De esta manera, el Gobierno busca evitar que se pueda percibir de forma simultánea la ayuda del plan Prepara y otro tipo de ayudas autonómicas, que normalmente superan en cuantía a aquella.

El Gobierno también tiene previsto proponer ante la Conferencia Sectorial de Empleo y Asuntos Laborales que los resultados del seguimiento del plan "sean tenidos en cuenta en la distribución de fondos destinados a políticas activas a distribuir a las Comunidades Autónomas".

Por otro lado, el Ministerio de Trabajo destacó en declaraciones a EFE que a partir de ahora se podrá cobrar la parte sobrante del plan Prepara si se consigue un trabajo de escasa duración, que no otorgue derecho a prestación, y en consecuencia se tiene que dejar de cobrar esa ayuda.

El Consejo de Ministros aprobó ayer prorrogar por seis meses más la ayuda de 400 euros para los parados que hayan agotado las prestaciones, una cantidad que se elevará a 450 euros para aquellos con al menos tres familiares a su cargo, incluida la pareja.

Como ya estaba establecido, el programa sólo se puede cobrar una vez, por un periodo de seis meses, sin posibilidad de repetir.

Para cobrar la ayuda, será necesario que los ingresos de la unidad familiar no superen los 481 euros mensuales por cada miembro, si bien hasta el momento no se tenía en cuenta a los padres del solicitante de la ayuda como miembros de la familia (aunque vivieran en la misma casa), sino sólo a su cónyuge o pareja y a sus hijos menores de 26 años o con discapacidad.

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios