Menú

Las diez predicciones económicas más apocalípticas para 2013

Las predicciones más sorprendentes de este año son, una vez más, una selección de los principales escenarios negativos.

0

Como cada año, cuando se acercan estas fechas se suceden las predicciones económicas de los expertos de cara a 2013. Saxo Bank ha publicado las diez predicciones más sorprendentes y apocalípticas de cara al próximo año. Son, una vez más, una selección de los principales escenarios negativos con capacidad cada uno de ellos para cambiar el panorama financiero y político.

1. El DAX alemán cae un 33%

El índice de referencia de la Bolsa alemana ha sido uno de los valores con mejor rendimiento a escala global en 2013. Pese a la crisis que sacude al Viejo Continente, el gigante económico de Europa sigue saliendo mejor parado que la mayoría de los países de la eurozona.

La situación va a cambiar en 2013, ya que la ralentización de la economía china se va a mantener, poniendo freno a la expansión industrial de Alemania. Todo ello provoca fuertes caídas de los precios de las acciones del sector industrial, debido al estancamiento de los ingresos y a la disminución de los beneficios de los principales agentes industriales, tales como Siemens, BASF y Daimler.

La tensión de los mercados trastoca la confianza del consumidor, como consecuencia de la demanda interna, caracterizada por unas ventas minoristas anémicas. La popularidad de la canciller, Angela Merkel, cae estrepitosamente antes de las elecciones alemanas en el tercer trimestre, y, finalmente, el empeoramiento de la situación económica impide su reelección. Ante el debilitamiento de la economía y la incertidumbre que supone un nuevo gobierno, el DAX cae un 33% anual, hasta los 5.000 puntos.

2. Nacionalización de las principales compañías electrónicas japonesas

El sector electrónico japonés entra en fase terminal tras verse superado por el bramido de la industria electrónica surcoreana, con Samsung a la cabeza. El enfoque, excesivamente orientado al mercado interno, es el elemento que ha contribuido en mayor medida al declive del sector. Habida cuenta de que Sharp, Panasonic y Sony acumularon pérdidas por valor de 30.000 millones de dólares en los doce meses anteriores a septiembre de 2012, la solvencia empeora drásticamente. El gobierno japonés nacionaliza el sector de la electrónica siguiendo un procedimiento similar al de EEUU con los automóviles.

3. La soja, al alza en torno a un 50%

El mal tiempo en 2012 ha causado estragos en la producción mundial de cultivos, algo que tendrá de nuevo un papel nada grato en la temporada de siembra y de cultivo de 2013. Las reservas finales de soja en EEUU se mantienen precarias y escasas, en mínimos de nueve años.

Esta rigidez sitúa el precio de los nuevos cultivos de soja a merced de cualquier nueva inclemencia meteorológica tanto en EEUU como en Sudamérica o en China. La creciente demanda de biocombustible también va a tener mucho que decir, al exponer el precio a fuertes aumentos y sacar de nuevo a flote el malestar en torno a la oferta.

4. Corrección del oro hasta los 1.200 dólares por onza

La fortaleza de la recuperación económica de EEUU en 2013 sorprende al mercado y, en concreto, a los inversores en oro. Esta situación y la falta de recuperación de la demanda física de oro por parte de China e India, en plena batalla contra un menor crecimiento y un mayor desempleo, desencadenan una importante ronda de liquidación de oro. El metal precioso se desploma hasta los 1.200 dólares antes de que los bancos centrales opten finalmente por sacar partido de la bajada de los precios.

5. El crudo West Texas (WTI), en 50 dólares

La producción de energía en EEUU sigue incrementándose por encima de las previsiones gracias, ante todo, a las técnicas de producción avanzadas, como se observa en el sector de las pizarras bituminosas. La producción estadounidense de crudo WTI aumenta drásticamente y, dado que los niveles de inventario rondan máximos de 30 años y las opciones de exportación son limitadas, los precios del crudo WTI acusan de nuevo la presión por vender y caen hasta situarse en torno a los 50 dólares por barril.

El proceso se ve agravado por un crecimiento global más pobre de lo esperado, lo que desencadena una sorprendente caída del consumo global de petróleo y del precio del crudo Brent, referencia global.

6. El cruce dólar-yen se encamina al nivel de 60,00

El Partido Democrático Liberal vuelve al poder con la supuesta intención de propinar un golpe al yen. Pero la realidad operativa, un Parlamento poco colaborador y la resistencia del Banco Central de Japón van a suponer que la mitad de las medidas no llegue a aplicarse. Mientras, el mercado está demasiado encantado con la posibilidad de que el gobierno de dicho partido provoque cambios y se ha posicionado masivamente a favor de un debilitamiento del yen.

7. El cruce euro-franco suizo rompe el tipo fijo y llega hasta 0,9500

Los riesgos de que se produzcan situaciones extremas en la Unión Europea vuelven a agravarse, quizás por las elecciones italianas, o por la posible salida de Grecia de la Unión Monetaria y la preocupación de que España y Portugal sigan sus pasos.

Esto provoca un nuevo flujo de capital a Suiza y el Banco Nacional de Suiza, y el Gobierno helvético deciden que es mejor dejar atrás el tipo fijo entre el euro y el franco durante un tiempo, en lugar de permitir que se acumulen reservas hasta más del 100% del producto interior bruto de Suiza. Como consecuencia, el cruce euro-franco suizo marca un nuevo mínimo histórico por debajo de la paridad antes de que el país helvético se vea forzado a introducir medidas de control de capital para contener su fortaleza.

8. Hong Kong rompe con el tipo fijo del dólar

Hong Kong da pasos para romper el tipo fijo entre su dólar y el dólar estadounidense, y volver al tipo fijo con el yuan. Otros países asiáticos dan signos de querer seguir los mismos pasos. La volatilidad del yuan aumenta al ir perdiendo China cierta capacidad de acción sobre el devenir de su divisa, y Hong Kong crece con fuerza hasta convertirse en un gran centro mundial de trading con divisas y en el principal centro de trading con el yuan.

9. España, hacia la suspensión de pagos

Con cada vez más personas en paro, las tensiones sociales aumentan en países como España. Por si fuera poco, Cataluña amenaza con separarse de España. Mientras que el Banco Central Europeo y la UE se preocupan más de "vender la moto" de los tipos de interés bajos, en España la deuda (pública y privada) se dispara hasta más del 400 por ciento de su producto interior bruto. Solo Japón se encuentra en una situación peor.

Con tantas tensiones sociales, el sector público no puede seguir aplicando recortes. En 2013, se rebaja la calificación de la deuda soberana de España hasta la categoría de bono basura y las presiones sociales dejan el país al borde del default.

10. La rentabilidad de los bonos de EEUU se duplica

La política de la Reserva Federal de tipo de interés cero fuerza a los inversores a salir de la renta fija. Al pasar a no obtenerse retorno en la inversión, o incluso obtenerse un retorno negativo, resulta muy atractiva la opción de reemplazar los bonos por renta variable.

El mercado de bonos es mucho mayor que el de renta variable, y una transferencia del 10% de los fondos destinados a bonos hacia la renta variable supondría un incremento del 30% en este mercado. Esta situación podría provocar no solo que aumenten las rentabilidades en Estados Unidos sino también suponer el principio de toda una década en la que la rentabilidad de la renta variable supere a la fija.

En Libre Mercado

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Radarbot
    • Historia