Menú

El Gobierno añade tres nuevos contratos a la maraña laboral

Bonificaciones a los nuevos "emprendedores" y reducción de cuotas para los contratos a menores de 30 años, puntos clave del programa.

14

La Estrategia española de emprendimiento y empleo joven 2013/2016 ya está en marcha. La ha presentado este viernes, la vicepresidenta del Gobierno en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros. Se trata de un conjunto de 15 medidas "de choque", de las que once entran en vigor este próximo domingo. Y no están solas, se enmarcan dentro del plan por el empleo lanzado por Mariano Rajoy y que constará de hasta 100 medidas (quedan pues, 85 por presentar), con un coste de 3.400 millones de euros, de los que unos 1.200 corresponden a lo anunciado por Soraya Sáenz de Santamaría.

Las once medidas que las empresas podrán comenzar a aplicar a partir del lunes están centradas en el "emprendimiento" (fundamentalmente a través de bonificaciones para los que creen una empresas) y el empleo joven (básicamente a través de reducción en la cuota a la Seguridad Social para contratos a menores de 30 años).

Nada cambia el actual modelo de relaciones laborales. Son simplemente nuevas excepciones a las que podrán acogerse las empresas o los trabajadores que se encuentren en la situación descrita por el Real Decreto Ley. Desde la CEOE, la Comisión Europea o la OCDE se ha pedido al Gobierno que avance en el camino del contrato único, incluso aunque se entienda en un sentido amplio; es decir, no es necesario que sea un único formato, podrían valer dos-tres grandes modalidades que recogieran todos los supuestos. Pero no hay nada de eso en lo previsto por el Ministerio de Empleo.

De hecho, en lo que hace referencia a la contratación, lo que hay son tres nuevas modalidades: el contrato generaciones, el de primer empleo y la vinculación formativa. Desde Empleo, reiteran que no son nuevos tipos de contratos, sino modificaciones o cláusulas de los ya existentes. Pero desde el punto de vista práctico, para las empresas, lo que esto supone son más formas de contratar, en función de las características personales del empleado. En un sistema ya de por sí confuso, no ayudará a la claridad.

En España ya hay muchas modalidades de contratación. En el Ministerio aseguran que en puridad no hay más de 7-8 contratos generales, pero añadiendo los diferentes tipos de bonificaciones, exenciones o cláusulas especiales, aplicables sólo a determinados trabajadores o empresas, el número total está por encima de los 80 formatos.

Muchos de ellos ya hacen referencia a los jóvenes, como el Contrato de fomento de la contratación indefinida aprobado por el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero o el Contrato de apoyo a los Emprendedores que se incluyó en la última reforma laboral. Y en otras modalidades, también hay excepciones o ventajas para el caso de que el trabajador sea menor de una determinada edad.

Sin embargo, nada de esto ha cambiado las cifras del paro juvenil, que sigue estando por encima del 50%, algo inaudito en los países occidentales. Y mientras, los expertos denuncian la dualidad del mercado laboral español, que divide de forma estricta entre indefinidos y temporales con una rigidez que no existe en ningún otro país de la UE. Además, esta dualidad impide a los jóvenes adquirir experiencia en un sector, asentarse en un empleo, hacer currículo, estabilizar sus ingresos,etc..

Las líneas generales de este modelo no se han tocado. Lo que ha hecho el Gobierno este viernes es presentar tres nuevos contratos (o modalidades, como explican en Empleo). Dos son específicos para jóvenes y otro para mayores de 45 años. Junto a ellos, se han aprobado otro puñado de medidas con bonificaciones, exenciones o pequeños incentivos para los nuevos empresarios. Y la pregunta que se hacen los españoles es si todo este conjunto de pequeñas modificaciones servirá de algo.

Autoempleo

La primera pata del plan se basa en dar facilidades a los jóvenes para que monten negocios por cuenta propia, bien sea como autónomos o creando una empresa, como "emprendedores". Para los que se decidan por esta alternativa, el Gobierno plantea seis medidas:

  • Tarifa plana para la cuota a la Seguridad Social de autónomos menores de 30 años: durante los seis primeros meses pagarán sólo 50 euros (un 80% de reducción sobre la base mínima); durante los seis siguientes tendrán un descuento del 50% sobre esa base (les quedará una cuota algo superior a los 100 euros); y durante los 18 meses siguientes tendrán una reducción del 30%. Eso sí, en el caso de las mujeres, esta reducción del 30% podrán aprovecharla hasta los 35 años de edad. Los cálculos del Ministerio hablan de unos 80.000 autónomos beneficiados en los cuatro años del plan.
  • Paro + autónomo: los menores de 30 años que estén cobrando el paro (hay unos 215.000) podrán seguir cobrando su prestación durante un máximo de nueve meses al mismo tiempo que se dan de alta en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos.
  • Capitalización del paro: del mismo modo, estos jóvenes en paro podrán capitalizar el 100% de su prestación para realizar una aportación al capital social de una nueva empresa con la que vayan a mantener una relación de carácter indefinido. Es decir, esta ayuda sirve para aquellos que monten una compañía (sólo o con socios) y pongan la prestación del paro como el capital inicial.
  • Impulso a herramientas de financiación como capital semilla, business angels y el préstamos participativo.
  • Aquellos autónomos que tengan derecho a una prestación por desempleo podrán reanudar el cobro de la misma tras darse de baja en el RETA en los cinco años siguientes al inicio de la actividad por cuenta propia.
  • Contrato generaciones: se incentivará a los autónomos menores de 30 años que no tengan a nadie contratado. Se les bonificará el 100% de la cuota a la Seguridad Social de su primer empleado durante un año, siempre y cuando éste sea un parado de más de 45 años. El Ministerio vende este contrato como la posibilidad de que un joven que se pone por cuenta propia se aproveche de la sabiduría de un parado, aunque hay dudas sobre su repercusión en cifras absolutas en la práctica.

Contratar jóvenes

La segunda parte del RDL se centra en dos nuevas modalidades de contratación y dos incentivos a la contratación indefinida dentro de modelos ya existentes.

  • Vinculación formativa: es un nuevo tipo de contrato a tiempo parcial, que sólo podrá ser firmado por menores de 30 años que hayan cotizado un máximo de tres meses a la Seguridad Social. Tendrá que ir acompañado por formación (al estilo de la FP dual, aunque no sea exactamente lo mismo) y el tiempo de trabajo efectivo no podrá ser superior al 50% de la jornada habitual. Esta medida sólo estará en vigor mientras la tasa de paro supere el 15% (actualmente está en el 26%), algo que no se entiende muy bien: si es un buen modelo para jóvenes con problemas de empleabilidad, ¿por qué no mantenerlo en el tiempo incluso con un paro reducido?
  • Jóvenes y micropymes: sólo podrán aprovecharse de esta ventaja, las empresas de hasta 10 trabajadores. Cuando contraten de forma indefinida a un menor de 30 años, se ahorrarán durante el primer año el 100% de las cuotas a la Seguridad Social, siempre y cuando el contrato supere los 18 meses.
  • Contrato "primer empleo joven": es una nueva modalidad dentro del actual contrato eventual. Va dirigido a los jóvenes menores de 30 años con menos de tres meses de cotización a la Seguridad Social. Si una empresa transforma en indefinido este contrato eventual, tendrá derecho a una bonificación en la cuota de 500 euros al año durante tres años (700 en caso de que el empleado sea mujer).
  • Incentivos a los contratos en prácticas: se bonificará a las empresas contraten en la modalidad de contrato de prácticas (entre seis meses y dos años de duración). Se aplicará cuando los empleados sean menores de 30 años y consistirá en una reducción en la cuota a la Seguridad Social del 50%. Las empresas donde estos jóvenes hayan recibido un contrato de formación (becarios) podrán también acceder a esta modalidad, algo prohibido hasta el momento.

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation