Menú

El 'plan B' de Chipre: Rusia podría convertirse en su prestamista

El ministro de Finanzas chipriota ha pedido a Moscú ampliar el plazo de un crédito de 2.500 millones, así como un nuevo crédito multimillonario.

0

Mientras el Presidente de Chipre, Nikos Anastasiadis, se reúne este miércoles con los líderes políticos de su país para intentar llegar a un acuerdo sobre las condiciones del rescate, su ministro de Finanzas, Mijalis Sarris, tantea a Moscú.

Se calcula que los ciudadanos rusos poseen unos 70.544 millones de euros en depósitos en los bancos de Chipre y eso preocupa sobremanera a su presidente, Vladímir Putin. De hecho, el presidente ruso mantuvo anoche una conversación telefónica con Anastasiadis, a quien le reiteró la preocupación de su país "por una posible aprobación de las medidas que afecten los intereses" de Moscú.

El Parlamento de Chipre rechazó ayer el proyecto de ley sobre la quita a los depósitos bancarios acordado con la troika a cambio del rescate de 10.000 millones de euros. El texto no recibió ningún voto a favor y, en cambio, obtuvo 36 en contra y 19 abstenciones. Y es que la intención del Eurogrupo de salvar al pequeño ahorrador no ha convencido en la isla. El documento rechazado salvaría de la quita a los depósitos inferiores a 20.000 euros aunque mantendría un impuesto del 6,75% para los depósitos entre 20.000 y 100.000 euros y del 9,9% para los superiores.

El Gobierno de Nicosia insiste en calificar a Chipre como un "centro de negocio internacional" y se niega a gravar sólo a los más ricos. Anastasiadis ha anunciado que está barajando "otras opciones" para salvar a su país de la bancarrota y aunque no ha querido dar más detalles, muchos medios extranjeros ya han dado algunas pistas de hacia dónde van encaminadas las alternativas 'a Europa' que está buscando Chipre.

Rusia, la Iglesia o la Seguridad Social

Según Wall Street Journal, la delegación chipriota ha vuelto a pedir hoy a Moscú ampliar el plazo de devolución de un crédito de 2.500 millones de euros concedido por Rusia, así como un nuevo crédito multimillonario a cambio de una cuota rusa en los bancos y empresas energéticas de la isla. Sarrís, que está desde ayer en Moscú, ha estado negociando  con el Gobierno ruso un préstamo de hasta 5.800 millones de euros, cuantía exigida por la troika.

El ministro se ha mostrado optimista en sus primeras declaraciones a los periodistas en Moscú en las que aseguraba que "estamos esperando un buen resultado" y al término de la reunión se mantenía esperanzado. "Las conversaciones fueron bastante constructivas. Continuaremos negociando (hoy) en otra parte", ha declarado Sarrís en la sede del Ministerio de Finanzas de Rusia.

El ministro de Energía acompaña a su colega de Finanzas para valorar una posible propuesta del consorcio gasístico ruso Gazprom. Según los medios rusos, el gigante del gas se ofreció a conceder una asistencia financiera a Nicosia, a cambio de la concesión de la licencia de la explotación de gas en la zona económica de la isla mediterránea.

Por otro lado, en la capital chipriota Anastasiadis y los líderes de los partidos han formado una comisión técnica encargada de elaborar los detalles del plan. Según informaciones de la cadena de televisión pública RIK, la idea es que el país intente financiarse a través de sus propios recursos. RIK apunta a que Chipre intentará buscar los 5.800 millones a través de los fondos de la Iglesia o de la Seguridad Social.

De hecho, Anastasiadis se ha reunido a primera hora de esta mañana con el arzobispo de Chipre, Chrisóstomos II, quien ha puesto la propiedad de la iglesia de Chipre a disposición del Estado.

"Podemos hipotecar toda esta propiedad y del dinero que saquemos comprar bonos del Estado para salvar el sistema bancario del país", afirmó Chrisóstomos. A la pregunta de si la Iglesia tiene un techo de contribución el arzobispo contestó: "Como todos saben la propiedad de la Iglesia es inmensa".

En Libre Mercado

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Podimo
    • Tienda LD