Menú

Los diez mandamientos para encontrar tu primer empleo

En Impulsando y Entrenando tu Talento han elaborado un decálogo para orientar a los jóvenes en la búsqueda de su primer empleo.

3
En Impulsando y Entrenando tu Talento han elaborado un decálogo para orientar a los jóvenes en la búsqueda de su primer empleo.
I Corbis

El número de menores de 25 años en paro aumentó en 30.200 personas en el primer trimestre del año. La cifra total de jóvenes en situación de desempleo se situó en 960.400 a finales de marzo, según la Encuesta de Población Activa (EPA).

Esta sangría laboral ha elevado la tasa de paro juvenil hasta el 57,22% acaparando la atención de todos los organismos europeos que exigen al Gobierno medidas urgentes para solucionar el problema. Los expertos aseguran que las diferentes ferias de empleo que se celebran cada año en España son una buena oportunidad para que los jóvenes puedan conocer de cerca las necesidades que tienen las empresas.

Para la directora de Impulsando y Entrenando tu Talento, Marta Díaz Barrera, ese es el momento ideal para postularse como el candidato idóneo. "En el mercado actual, hay muchos sectores que ofrecen a los jóvenes una oportunidad porque que cada vez son más las empresas que van tomando conciencia de la importancia de hacer cantera . La consultoría o la informática son algunos ejemplos", asegura en una entrevista a Libre Mercado.

Cuando los jóvenes entran por primera vez en el mercado laboral lo hacen a través de prácticas relacionadas con su formación o en sectores que no están ligados a sus estudios, situación que suele ser aceptada por el joven para costearse la carrera. "En cualquiera de los casos, es importante entrar en la rueda laboral, empezar a conocer de cerca cómo se trabaja en una empresa y participar e integrarse en una estructura, independientemente de su tamaño o sector", explica la experta.

Entre los errores más habituales que cometen los jóvenes en la búsqueda de su primer trabajo, Diaz Barrera destaca dos:

  • Exposición en las redes sociales: los jóvenes de entre 20 y 25 años se caracterizan por ser prácticamente nativos digitales. Pasan muchas horas conectados a las redes, difundiendo contenidos que suelen tener carácter muy personal. Es importante que tomen conciencia de lo que comentan y del tipo de fotos que comparten. Internet tiene memoria y esa información puede estar al alcance de un reclutador potencial que en función del contenido, descarte o no al candidato.

 

  • Perfil del primer empleo: muchos jóvenes suelen rechazar puestos de trabajo porque consideran que el salario no es adecuado a los estudios que han realizado o a los idiomas que hablan. Díaz Barrera les aconseja que no se desanimen si sus primeros trabajos no son los ideales. Todo suma y es fundamental coger práctica y tener experiencia en los primeros años de carrera profesional.

Según un informe de Asempleo más de 800.000 jóvenes dejaron de buscar empleo desde que empezó la crisis, para la experta "la actitud juega un papel fundamental cuando un candidato está buscando trabajo. Es importante rodearse de personas que le empujen a seguir hacia adelante con el envío de CVs y le ayuden a abrir su red de contactos."

La rutina de búsqueda

Pasar muchas horas al día delante del ordenador no garantiza que el candidato vaya a encontrar antes un trabajo. Lo importante es que establezca una rutina de búsqueda que incluya: leer temas de actualidad, hacer un seguimiento de los currículums enviados, llamar a contactos (mejor si éstos están trabajando porque seguro que proporcionarán pistas), enviar los CVs y las cartas de presentación, hacerse visible en las redes participando en debates o subiendo información de interés en grupos profesionales.

"La estrategia a seguir varía en función de los sectores y de los perfiles. Por ejemplo, en el caso de perfiles de menor cualificación, puede resultar más efectivo entregar el CV en mano, mientras que en otro tipo de perfiles es importante enviar el CV de manera espontánea a su base de datos", recomienda.

La experiencia internacional en un CV es un aspecto muy valorado por los seleccionadores. Un Erasmus o el haber salido de España para aprender idiomas unido a la formación que han cursado, les hace ser muy atractivos como candidatos. "Mi primera recomendación es tener un nivel medio alto de inglés y la segunda plantearse estudiar el idioma local. Hay webs como eures o justlanded que proporcionan todo tipo de información sobre la idiosincrasia del país de destino, costumbres, formas de hacer negocios..."

En Impulsando y Entrenando tu Talento han elaborado un decálogo para orientar a los jóvenes en la búsqueda de su primer empleo:

  1. Perfil: detalla en tu currículo tu formación, nivel y conocimiento de idiomas y las prácticas laborales realizadas. No olvides incluir también actividades deportivas, acciones de voluntariado y calificaciones obtenidas dignas de mención.
  2. Una carta de presentación atractiva: debe enganchar al reclutador y servir como aperitivo de lo que se encuentre después en el CV.
  3. Si no cuentas con experiencia laboral: debes centrarte en todo lo que has hecho hasta el momento como becas de verano o estancias en el extranjero.
  4. Tener interés por la actualidad. Los seleccionadores buscan jóvenes con inquietudes, interesados por lo que ocurre.
  5. Hazte visible en las redes sociales profesionales. Es importante estar presente en el entorno 2.0. Esto se puede comprobar fácilmente tecleando tu nombre en Google y mirando los resultados. Si no apareces, es el momento para crear tu marca personal a través de Linkedin o Twitter. 
  6. El networking y los contactos: Asiste a eventos y ferias de Empleo. Es también interesante que tu familia y amigos sepan que buscas trabajo para avisarte en caso de saber de alguna vacante.
  7. Prepara siempre las entrevistas: El antes, el durante y el después. Hay que cuidarlos especialmente para alcanzar tu objetivo: pasar los filtros y destacar sobre los demás candidatos.
  8. Busca y solicita prácticas durante la carrera: ya sea en España o en el extranjero. Intégrate en un equipo, aprende sobre cultura empresarial y los procedimientos internos.
  9. Las competencias profesionales más buscadas por las empresas son: los idiomas, creatividad, flexibilidad, dinamismo, capacidad de aprendizaje, entusiasmo por las funciones a desarrollar y el trabajo en equipo.
  10. Si no consigues las primeras prácticas en tu empresa ideal: no te desanimes y sigue adelante con actitud positiva, confianza y flexibilidad.

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios