Menú

Hollande propone extender el Erasmus a las prácticas en empresas para jóvenes

Alemania y Francia no concretan su iniciativa común por el empleo de los jóvenes.

LM/Agencias
0

El presidente francés, François Hollande, ha reclamado este martes a la UE una "ofensiva" para combatir el paro juvenil y aprobar un plan de empleo para los jóvenes en la cumbre de líderes europeos que se celebrará a finales de junio con el fin de evitar una "ruptura entre generaciones".

Hollande ha inaugurado una jornada sobre el futuro de Europa que se ha dedicado al problema del paro juvenil. En el encuentro han participado también los ministros de Finanzas y Empleo de Francia, Pierre Moscovici y Michel Sapin; y sus homólogos alemanes, Wolfgang Schäuble y Ursula von der Leyden, pero, en contra de lo que había anunciado la prensa alemana, no han concretado su iniciativa común por el empleo de los jóvenes.

"Ir rápido es el primer objetivo en un caso urgente y hay urgencia en el caso de paro juvenil", ha dicho Hollande en un discurso durante una jornada sobre el futuro de Europa. "Estoy de acuerdo con la canciller Angela Merkel para elaborar un auténtico plan para el empleo de los jóvenes desde este año", ha asegurado.

"Lo que está en juego es una ruptura entre generaciones. Lo que está en juego no es sólo una sanción a los gobernantes del momento, sino un alejamiento de los ciudadanos respecto a la construcción Europea", ha subrayado el presidente francés, que ha recordado que seis millones de jóvenes están en paro en Europa y catorce millones ni trabajan ni estudian.

No obstante, Hollande no ha anunciado ninguna iniciativa nueva sino que se ha limitado a enumerar todas las medidas ya en preparación. En primer lugar, ha pedido que se aceleren los preparativos para poner en marcha el nuevo fondo de 6.000 millones de euros para combatir el paro juvenil.

Según ha explicado, no se trata de adelantarlo, porque ni siquiera hay un acuerdo final entre los Gobiernos y la Eurocámara, sino de tenerlo todo listo para que pueda funcionar desde el 1 de enero de 2014. También ha reclamado que los Estados miembros apliquen la denominada "garantía juvenil", el compromiso de ofrecer a los menores de 25 años que dejan la escuela un trabajo, más formación o prácticas en un plazo máximo de cuatro meses.

Hollande ha propuesto además extender el programa de intercambio de estudiantes Erasmus a todos los jóvenes, para fomentar la movilidad también de aquellos que están haciendo prácticas.

Para combatir el paro juvenil, el presidente francés ha pedido además "movilizar financiación" para las pequeñas y medianas empresas. "El Banco Central Europeo debe aportar más liquidez", ha sostenido Hollande, "sobre todo en los países más vulnerables".

También ha defendido la intervención del Banco Europeo de Inversiones (BEI) con "garantías y líneas de créditos específicas" que sirvan para crear empleo entre los jóvenes.

A largo plazo, el presidente francés ha propuesto que la eurozona se dote de un presupuesto propio, que podría financiarse con impuestos específicos como la tasa a las transacciones financieras internacionales y cuyos recursos se destinarían a combatir el paro juvenil.

Hollande espera avances en el Consejo Europeo del 27 y 28 de junio y también en la reunión de ministros de Empleo de la UE que la canciller alemana ha convocado para el 3 de julio en Berlín, a la que tiene previsto asistir. A su juicio, de lo que se trata es de lanzar "una ofensiva por el empleo de los jóvenes", que se concretará en el Consejo Europeo y que tras la reunión de Berlín podrá dar a los jóvenes "confianza, esperanza en la UE".

Más flexibilidad y minijobs

En el debate posterior entre los ministros, la ministra alemana de Empleo ha apostado por dedicar a la lucha contra el paro juvenil en toda la UE 16.000 millones de euros de ayudas europeas ya adjudicadas a los Estados miembros pero todavía no utilizadas.

Von der Leyden ha defendido además el modelo alemán de flexibilizar el mercado laboral y fomentar los "minijobs" porque "muchas personas que estaban paradas durante mucho tiempo han encontrado trabajo". Además, ha pedido una mayor implicación del sector privado y de las empresas de trabajo temporal.

Por su parte, Schäuble ha reclamado proseguir con las reformas estructurales para mejorar la competitividad y facilitar la emergencia de empresas competitivas. "Debemos actuar ahora y no mañana para ganar el combate contra el paro juvenil en Europa", ha dicho el ministro alemán de Finanzas. "Como los procedimientos europeos llevan más tiempo, procederemos con iniciativas bilaterales con España, Portugal y Grecia", ha apuntado.

Moscovici ha coincidido con Schäuble en que los países de la UE deben proseguir con las reformas, pero ha apostado además por avanzar en la unión bancaria para poner freno a la fragmentación del mercado financiero en la eurozona. El ministro galo de Empleo ha rechazado el contrato único. "Yo desconfío de las ideas únicas y muy simples", ha alegado.

En el debate han intervenido además los ministros de Empleo de Italia y Portugal, que han denunciado que los problemas del paro juvenil y de la restricción de crédito se retroalimentan. También estaba presente el presidente del BEI, Werner Hoyer, que ha admitido que el fondo de 6.000 millones es "una gota en el océano" y que hay que multiplicar esta iniciativa con créditos a las pymes.

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation
    España Baila Flamenco