Menú

El Gobierno promete a los pensionistas descontentos que no habrá recortes

"¿Se plantea el Gobierno la viabilidad del sistema de las CCAA? Yo creo que no, porque eso es más difícil que congelar las pensiones", se quejan.

93
"¿Se plantea el Gobierno la viabilidad del sistema de las CCAA? Yo creo que no, porque eso es más difícil que congelar las pensiones", se quejan.
Báñez y María Dolores de Cospedal, este sábado en Toledo, con un grupo de pensionistas | Tarek/PP

El Gobierno constató el temor que suscita su reforma de las pensiones ni más ni menos que en un foro preparado por el partido de le sustenta y que tenía por objeto, precisamente, disipar las dudas existentes. "Estamos profundamente preocupados", confirmó Margarita García, representante de la Unión Democrática de Pensiones y Jubilados. Al acto acudieron tanto expertos como ciudadanos de a pie, la mayoría de reconocida cercanía al PP, pero se escucharon comentarios críticos. "Pido a los políticos que no utilicen a los mayores como moneda de cambio", exigió Felipe, un pensionista de Toledo que denunció recortes para su bolsillo.

Escuchando miedos y reclamaciones, entre el público, la ministra del ramo. Lo primero que hizo fue acoger las críticas con mano izquierda: "Nos puede mandar propuestas de aquí a diciembre", le dijo a García. Pero, principalmente, trató de disipar fantasmas: "Las pensiones van a subir siempre, todos los años", enfatizó. Una estudiante preocupada también tomó la palabra, y Fátima Báñez recogió el testigo: "No quiero que ningún joven dude de que tendrá pensiones en el futuro", afirmó apelando a un "pacto entre generaciones" con la máxima de "no gastar hoy lo de mañana".

No es la primera vez que el PP celebra un foro en el que expertos y ciudadanos -aún siendo próximos desde el punto de vista ideológico- ponen en apuros a los políticos. La representante de los pensionistas hizo un análisis amplio de situación para explicar que, a su juicio, el Gobierno puede tomar otras medidas antes de tocar las pensiones: "¿Se ha planteado el Gobierno la viabilidad del sistema de las autonomías de este país? Yo creo que no, que no lo han mirado, porque eso es más difícil que congelar las pensiones o tocar el sueldo de los funcionarios", se lamentó, para reclamar a renglón seguido medidas "más severas" en lo relativo a la administración. "Si les hemos votados es para esto y no queremos ser los únicos que hemos pagado", llegó a afirmar.

Entrando en materia, criticó que el Ejecutivo haya sido "cicatero" al establecer una revalorización del 0,25%. Ahora y en el futuro, quiso enfatizar: "Si la economía despega, premiar estos años de dureza con un 0,25% me parece bajito", declaró, provocando cierta complicidad del público, compuesto también por miembros de la dirección nacional y cuadros medios.

"Tenemos garantía de que habrá pensiones hoy y mañana. Pero también, que las pensiones van a subir. Nunca más se van a congelar las pensiones, ningún Gobierno de ningún político, y subirán en función de la inflación y de la situación económica para no poner en riesgo el sistema. Se mantendrá el poder adquisitivo en el medio plazo", defendió Báñez, en un tono muy didáctico. El Gobierno se dice consciente de la preocupación entre la ciudadanía y ha iniciado una campaña -en colaboración con el PP- para tratar de explicarse y que el PSOE no le coma el terreno.

Piden al PSOE que se sume al pacto

Tanto Báñez como María Dolores de Cospedal, que ejerció de anfitriona, lanzaron la pelota de la "responsabilidad" al tejado socialista. "Al PSOE le gustaba ir a Rodiezmo y luego dejaba el sistema en números rojos y congelaba las pensiones. Nosotros las saneamos y garantizamos", refrescó la memoria la ministra, que abogó por el consenso: "Confío en que tengan un momento de racionalidad y pacten".

No es casualidad que los populares eligieran la capital castellano-manchega para este foro, en una referencia explícita al Pacto de Toledo. "Los socialistas tienen un plus de responsabilidad con relación al resto porque saben cómo funciona el sistema, cómo se pone en quiebra y cómo se puede garantizar", ayudó Cospedal a Báñez. Según la número dos del PP, la reforma permitirá que "no se vuelva a hablar de la quiebra del sistema", si bien el Gobierno admite en privado la dificultad hoy de alcanzar ningún tipo de acuerdo con el PSOE.

Muchos más próximos al Gobierno, los economistas Juan Iranzo y Rafael Domenech, elogiaron el esfuerzo de Báñez y trataron de responder a los interrogantes de varias personas mayores que tomaron la palabra. Incluso llegaron a sugerir la conveniencia no sólo de ahorrar sino de favorecer que los españoles tengan un plan de pensiones privados. Por supuesto que la ministra tan siquiera abrió ese debate y prometió pensiones para todas las generaciones, con lo que respondía a Felipe -que no quiso dar sus apellidos-. "Quiero vivir sin incertidumbre y con dignidad", reclamó.

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation