Menú

Impuestos y déficit de tarifa asestan un golpe de 7.000 millones a las eléctricas

El problema del déficit eléctrico sigue sin cerrarse a pesar de las medidas y las subidas fiscales del Gobierno.

8
El problema del déficit eléctrico sigue sin cerrarse a pesar de las medidas y las subidas fiscales del Gobierno.

El ministro de Economía, Luis de Guindos, dice que no hay "ningún pulso" entre Soria y Montoro a cuenta del déficit de tarifa. Por otro lado, las eléctricas y el Ministerio de Hacienda se esfuerzan por aparentar que han firmado la paz. Sin embargo, todavía está en el aire cómo (y quiénes) van a pagar los 3.600 millones que adeuda el sistema.

De Guindos no dudó en prometer el pasado lunes que "ni contribuyentes ni consumidores" van a asumir los 3.600 millones que el Gobierno ha eliminado de la aportación al sistema eléctrico con cargo a los Presupuestos Generales del Estado (PGE). "Estamos buscando otras formas de financiación", avanzó. Montoro desvelaba el miércoles cuál sería esa forma de financiación: titulizar la deuda. "Los mecanismos en cuya búsqueda el Gobierno y las eléctricas comenzarán a trabajar para la titulización de la deuda serán similares a los ya existentes", dijo el responsable de Hacienda.

En 2010, el Gobierno creó el Fondo de Amortización del Déficit Eléctrico (FADE) para emitir en los mercados crediticios la deuda que hasta entonces figuraba en los balances de las eléctricas. El saldo vivo del Fondo ha alcanzado un valor de 26.000 millones tras sucesivas ampliaciones, y este año concluye su actividad. Hasta el pasado noviembre, la deuda eléctrica emitida por el Fondo pendiente de pago alcanza los 23.159 millones de euros. Todo apunta a que el plan del Gobierno es ampliar el plazo para que las eléctricas sigan cediendo los derechos de cobro a este Fondo público.

Cristóbal Montoro y las eléctricas se reunieron el miércoles para tratar el asunto y parece que consiguieron limar asperezas. Hacienda se comprometía a formar un grupo para que el Gobierno y las empresas del sector trabajen "de forma conjunta en la definición de mecanismos" para titulizar. Esta titulización se haría con el aval del Estado, al igual que se hace en el FADE. El grupo de trabajo estará formado por personal de los tres ministerios implicados: Hacienda, Economía e Industria.

Por mucho que se empeñen en el Gobierno en ignorar el rifirrafe entre Industria y Hacienda, cada vez son más evidentes las contradicciones. El ministro de Industria, José Manuel Soria, le ha puesto una condición al anuncio de Montoro, advirtiendo de que el Estado sólo avalará el déficit de 2013 si las eléctricas renuncian a subir los precios. El aval "está condicionado a que los precios de la electricidad no suban ese 12% que continuamente están reclamando las eléctricas. Las empresas del sector no pueden plantear incrementos del peaje como consecuencia de esto", insistió.

¿Pueden garantizar que no subirá el precio?

Desde el sector eléctrico celebran la reunión con Montoro, pero al que le ponen el pero es a Soria. "Estamos contentos con la reunión. Nos han dado voz y, a partir de ahora, vamos a tener una serie de encuentros con ellos para evitar que los 3.600 millones de euros no figuren en nuestro balance", ha explicado el presidente de Unesa, Eduardo Montes, a Libre Mercado. Unesa es la patronal del sector de la que forman parte Iberdrola, Endesa, HC Energía, Unión Fenosa y EON.

Preguntado por la condición de que las eléctricas no suban el precio para recibir esta garantía del Estado, Montes asegura que "se ha explicado mal, creo que ha habido un malentendido. Nosotros no podemos influir en el precio de la electricidad". El 50% está regulado por el Gobierno (son los peajes) y el otro 50% se fija en subastas trimestrales. "No nos podemos comprometer en algo que regula la ley de la oferta y la demanda, esas subastas no se pueden manipular, las regula el mercado", insiste el portavoz. El próximo 19 de diciembre se celebra otra nueva subasta en la que no se podrá garantizar que el precio del recibo de la luz no suba. De hecho, los expertos apuntan a que se encarecerá.

Sobre si al cerrar el año el déficit de tarifa será superior a esos 3.600 millones, el representante de las eléctricas prevé que "es posible que lo supere, pero espero que ese incremento no sea sustancial". Montes cree que debe solucionarse "con urgencia" el problema del déficit, aunque se ha mostrado confiado en que en 2014 será 0. "Nosotros ya no podemos asumir más gastos porque entre 2012 y 2013 llevamos perdidos 7.000 millones de euros entre impuestos y asumir el déficit".

Si las eléctricas, según dicen, no pueden comprometerse a garantizar que el precio de la luz no suba ¿por qué el Gobierno quiere vender que ésa es su gran condición? De nuevo, aumentan las posibilidades para que el contribuyente sea el que pague una factura de la que ni el Gobierno, ni el sector, ni los consumidores se quieren hacer responsables. Si finalmente se opta por un mecanismo como el FADE, será el Estado corra con los gastos de esos intereses o, lo que es lo mismo, serán los ciudadanos con sus impuestos. Tarde o temprano, hay que pagar la deuda.

Bruselas advierte de la "acumulación de deuda"

Y del problema de la deuda que está atesorando el Gobierno con el FADE se ha pronunciado este jueves la Comisión Europea. Bruselas ha advertido al Gobierno que, además del déficit, se está creando otro "problema importante", que es la acumulación de deuda en el sistema eléctrico.

Eliminar los 3.600 millones de euro, "representa un pasivo contingente significativo para las finanzas públicas de España", ha dicho el portavoz de Asuntos Económicos, Simon O'Connor. "Examinaremos las implicaciones de la decisión en lo que se refiere al cumplimiento por parte de España de las recomendaciones (de la UE)", ha apuntado el portavoz.

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios