Menú

"No hay esperanza" para las gafas: el IVA subirá del 10% al 21%

El Tribunal de Justicia de la UE condena a España a subir el IVA de gafas, lentillas, tiritas, prótesis, muletas...

32
El Tribunal de Justicia de la UE condena a España a subir el IVA de gafas, lentillas, tiritas, prótesis, muletas...
Más de la mitad de los españoles usa gafas o lentillas I Corbis.

Más de la mitad de los españoles usa gafas o lentillas para corregir sus problemas de visión. Según el Libro Blanco de la Visión 2013, elaborado por la Federación Española de Asociaciones del Sector Óptico (FEDAO), 25 millones de personas en España utilizan los dos o alguno de estos artículos. A medida que la población envejece, se incrementa el número de personas que necesitan solucionar sus defectos de visión, hasta llegar al subgrupo de mayores de 55 años, donde el 93% utiliza algún producto para mejorar la vista.

Pues bien, en muy poco tiempo todos ellos van a tener que rascarse el bolsillo cuando vayan a comprar productos ópticos. Según fuentes del sector, en menos de un año el IVA de las gafas y las lentillas va a subir del 10% al 21%, con el correspondiente encarecimiento que eso supondrá.

Esta vez, la subida de impuestos no ha sido idea del Gobierno, sino de la Comisión Europea (CE). En enero de 2013, el Tribunal de Justicia de la UE daba la razón a Bruselas y condenaba a España a subir el IVA a los equipos médicos. Dentro de esta categoría se incluyen gafas, lentillas, tiritas, prótesis, muletas, camillas, los equipos necesarios para realizar resonancias o radiografías... En definitiva, todos los productos que rodean la acción de curar al enfermo.

La sentencia del Tribunal es definitiva y no cabe recurso alguno para intentar frenarla. Como es un texto de cumplimiento obligatorio, pero no inmediato, el Gobierno lleva más de un año retrasando su aplicación, aunque su aprobación es "inminente", asegura a Libre Mercado Manuel Vilches, el director general de la Fundación IDIS, que representa al sector sanitario privado.

El argumento de Bruselas para exigir la subida de impuestos es que la normativa española tiene que adaptarse a la comunitaria. En Europa sólo se contempla mantener los medicamentos para uso humano en el tipo de IVA superreducido (el 4% en el caso de España) y los productos de uso exclusivo para personas con discapacidad en el reducido (10%).

En esta segunda categoría "es donde está la confusión", explica Vilches, "porque no tiene sentido que los tornillos, las placas o las prótesis no formen parte de los productos para personas con discapacidad, ya que los pacientes que los necesitan, de no tenerlos, serían prácticamente discapacitados".

Hacienda intenta salvar algunos productos

Ésa es la idea sobre la que está trabajando el Ministerio de Hacienda. Es decir, que ciertos artículos sanitarios sigan tribunado al 10% por considerar que los españoles que los requieren lo hacen por extrema necesidad. Un grupo de trabajo compuesto por la Dirección General de Tributos, la Secretaría General de Sanidad, la Agencia Española del Medicamento y la patronal Fenin, donde participa IDIS, ha enviado a Bruselas una propuesta en forma de lista donde se solicita que ciertos productos se salven de la subida de impuestos.

El inventario, que ha elaborado el departamento de Cristóbal Montoro, incluiría un gran número de productos que son implantables en el cuerpo humano, aunque desde IDIS dudan de que las gafas y las lentillas estén incluidas (no así las lentes intraoculares). "No hay esperanza para las gafas. Puedo decir, casi con toda seguridad, que las gafas y las lentillas van a empezar a tributar al 21%".

"Sólo Eslovaquia ha logrado frenar la subida impositiva de las lentes de contacto y los cristales de las gafas, en el resto de países tributan al tipo general. Irlanda, por ejemplo, sí ha conseguido impedir la subida de las prótesis", añade. De hecho, según informa el Instituto de Estudios Fiscales (IEF), países como Bélgica, Irlanda y Reino Unido "excluyen expresamente" en su legislación la posibilidad de gravar con tipos reducidos las gafas graduadas.

A pesar de que muchos representantes del sector vaticinen que la subida de impuestos se producirá este año, desde IDIS prevén que la sentencia se empiece a aplicar a principios de 2015. "Aplicarla ahora supondría un grave perjuicio tanto para la sanidad pública como para la privada, puesto que ya se han asignado los presupuestos para este año y supondría un gasto extra muy importante para clínicas y hospitales". Pero, pese a su retraso, dan por hecho el aumento del IVA.

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios