Menú
Según la banca de inversión

Más de veinte consejos para ganar dinero en Bolsa en 2015

Los analistas y bancos de inversión publican sus previsiones, tendencias y recomendaciones bursátiles de cara a 2015.

Los analistas y bancos de inversión publican sus previsiones, tendencias y recomendaciones bursátiles de cara a 2015.

El año bursátil no ha podido empezar más agitado, pero aún queda todo año por delante y son muchos los activos y países en los que podemos invertir. A través de varias firmas de inversión vamos a analizar qué podemos esperar de este año que acaba de comenzar.

Las diez claves de Barclays para 2015

Barclays ha publicado un informe en el que incluye las diez tendencias de inversión que, a su juicio, marcarán el presente ejercicio.

1. Subida de tipos EEUU: la Fed subirá los tipos de interés, tras situarlos en un mínimo histórico de entre el 0% y el 0,25%. El interés de la deuda soberana estadounidense es demasiado bajo. El bono a diez años debería estar más alto y creen que subirá más la rentabilidad de la deuda a dos años (hasta el 1,65%) que la de diez (2,85%).

2. Divergencia entre bancos centrales: la Fed ha finalizado su programa de estímulos monetarios y, previsiblemente, subirá tipos mientras que en Europa el BCE va a comenzar con un programa de deuda soberana. Estas diferencias pueden suponer varias oportunidades de inversión. El dólar seguirá fuerte frente al euro.

Prefieren pequeñas compañías del índice Russel 2000 y aconsejan invertir en mercados desarrollados, pero no denominados en dólares. Apuestan por las Bolsas de Japón, Alemania, Suiza y Reino Unido.

3. Caída del petróleo: las consecuencias negativas del descenso del precio del crudo ya están descontadas, pero no sucede los mismo con las positivas. Por ello, apuestan por el sector del consumo discrecional y por la Bolsa de Corea del Sur para beneficiarse.

4. Sorpresa del Banco de Japón: afirman que el Banco de Japón podría sorprender al mercado con algún as en la manga que, de ser utilizado, dispararía la Bolsa japonesa. Aconsejan invertir en grandes compañías para aprovechar este escenario.

5. Nuevo rumbo del BCE: Draghi ha manifestado que el BCE está preparado para ampliar sus estímulos si es necesario. Ante esta posibilidad, Barclays recomienda ponerse largo en las acciones de los países periféricos y cortos en el euro, que seguirá depreciándose frente al dólar.

6. Demasiado pesimismo sobre el crecimiento global: creen que China puede ser una sorpresa positiva en 2015. Corea del Sur también es de su interés. Para beneficiarse de un excesivo pesimismo sobre el crecimiento mundial este año, apuestan por invertir en compañías cíclicas.

7. Oportunidades en emergentes: aunque existen riesgos que amenazan a dichas economías, también existen oportunidades a tener en cuenta. Recomiendan Indonesia, India y deuda local de México, así como ponerse largo en el tipo de cambio del dólar frente al florín húngaro y el peso chileno.

8. Mercado de divisas: "Aunque los mercados emergentes son sensibles a los cambios en el entorno económico, la situación es constructiva para invertir en divisas". Recomiendan ponerse cortos en euros frente a la rupia indonesia, la rupia india y el real brasileño.

9. El atractivo de India: también recomiendan invertir en activos en India este 2015. Vaticinan que será el mejor de los emergentes, en parte gracias a los cambios políticos que ha protagonizado el país. Por ello, la entidad recomienda ponerse largo en la Bolsa india, en su deuda soberana y en su divisa.

10. Inversiones en base a los riesgos: Barclays comenta los principales riesgos que el consenso del mercado baraja. En base a ellos, ofrece algunas ideas de inversión que van a contracorriente de ese consenso de riesgos. Recomiendan ponerse largo en la Bolsa europea frente a la de Estados Unidos; invertir en divisas emergentes como la rupia india frente al dólar o sobreponderar la Bolsa emergente frente a la americana.

Vaticinios de Morgan Stanley para la banca

Para Morgan Stanley, la política no convencional que pondrá en marcha el BCE, la recta final de la reestructuración del sector financiero y la adaptación a la nueva regulación son las claves del sector. Además, señala diez cuestiones clave que pueden sorprender a los inversores en banca.

1. Las inyecciones de liquidez a través de las megasubastas del BCE (TLTRO, por sus siglas en inglés) y de las compras en mercado de bonos de titutilización puede quedarse entre 400.000 y 600.000 millones, por debajo del billón de euros fijado como objetivo por Mario Draghi. Hasta el momento, las dos megasubastas de liquidez han sumado poco más de 210.000 millones de euros, cuando las previsiones iniciales señalaban un intervalo de entre 400.000 millones de euros y medio billón.

2. Los dividendos de los bancos de Reino Unido serán peores que los de la zona euro, fruto de los problemas de multas financieras y los estrictos colchones de capital que exige el Banco de Inglaterra. Unos cuantos bancos europeos sorprenderán de forma muy positiva, con un fortalecimiento más rápido de lo esperado. Los favoritos son Bankia, ING, Intesa SanPaolo, Lloyds, London Stock Exchange, Natixis, UBS y Unicredit.

3. Los bajos tipos de interés y la desintermediación del crédito (en España, ya cotizan bonos en el Mercado Alternativo de Renta Fija de diez compañías con cerca de 500 millones de euros en circulación) podrán pasar factura al margen de intereses del sector bancario. Señalan como claros perjudicados de esta tendencia a los bancos españoles.

4. Las medidas no convencionales podrían provocar una avalancha de liquidez en el mercado, que implicaría fuertes beneficios para las gestoras de activos y los bancos de inversión.

5. La caída del precio de los commodities (especialmente el petróleo), la subida del dólar frente al euro y los riesgos geopolíticos marcados por el enfrentamiento entre Rusia y Ucrania pueden debilitar algunos bancos con una fuerte exposición a empresas medianas.

6. Las fórmulas alternativas de obtener créditos (peer-to-peer lending) se consolidarán. El factor más disruptivo vendrá de una radical transformación de las operaciones y un abaratamiento de su coste.

7. El horizonte regulatorio permanece incierto, aunque una clarificación sobre las ratios de apalancamiento podría disipar esa incertidumbre.

8. Los costes serán el campo de batalla para conseguir una verdadera diferenciación: "Esperamos más programas de recorte de costes en el sector".

9. No habrá grandes operaciones corporativas de entidades en la zona euro. Creen que habrá más consolidación en los mercados español e italiano.

10. Los fondos multiactivos deberían batir al mercado, a pesar de la creciente competencia de los fondos cotizados (ETF).

Las perspectivas de BBVA

Por su parte, Antonio Pulido, director de BBVA Global Markets Research, y Anan Munera, directora de Global Equity, presentaron las perspectivas de BBVA para 2015. Creen que el IBEX-35 cerrará este año en los 12.000 puntos (un 16,5% más), e incluso podría llegar a los 12.300 en el escenario más alcista (un 19,4% más). A continuación, las grandes claves de las perspectivas de BBVA para 2015:

1. Más volatilidad, pero con un riesgo sistémico bajo: los expertos de BBVA reconocen que en las últimas sesiones la brusca caída del precio del petróleo ha provocado momentos de tensión en los mercados, pero indican que los medidores de riesgos están todavía en niveles bajos. "El mercado está nervioso, pero no se ve un riesgo sistémico", señala Pulido.

De acuerdo con Munera, "nos hemos acostumbrado a una volatilidad muy baja a causa de la elevada liquidez que hay en el sistema. Tradicionalmente, los episodios de volatilidad van asociados a movimientos de relocalización de flujos de inversión y creo que eso también está pasando ahora. Los mercados se adaptan a un nuevo entorno de dólar fuerte, caída en los precios de las materias primas y tipos de interés bajos".

2. El BCE seguirá la senda de la Fed: la acción de la Fed ha marcado en los últimos años la senda a seguir por el BCE. Esto implicaría para Europa políticas monetarias y fiscales más laxas, reformas estructurales y medidas encaminadas a canalizar el exceso de liquidez en los mercados a la economía real. Europa va a seguir ese camino.

El BCE lanzará este trimestre un nuevo programa de compra de deuda pública que animará a los mercados. Creen que la caída de los costes de financiación de las empresas, el aumento de la riqueza neta de las familias, la caída de los precios de las materias primas y la depreciación del euro serán buenos soportes para la economía de la zona euro y para las Bolsas en 2015. Igualmente, prevén que la Fed subirá los tipos: "Se dará a finales de 2015 y será muy reducida", según Pulido.

3. España, en un "círculo virtuoso": son muy optimistas con España. El PIB español seguirá creciendo por encima de la media de la zona euro. Además, afirman que la banca está en condiciones de conceder créditos después de su saneamiento, reflejado en los test de estrés.

Dos grandes escollos de la economía han quedado superados: el precio de la vivienda ya ha tocado suelo y el crédito a pymes y hogares está ya en tasas positivas de crecimiento. El empleo también empieza a dar buenas noticias. Esto implicará una subida del IBEX-35 y un buen retorno de la deuda soberana. La prima de riesgo de la deuda española podría caer en 2015 por debajo de los 70 puntos básicos. El mayor atractivo para los inversores estará en los plazos largos, de diez años para arriba.

4. Alza del 22% en el Eurostoxx: Munera indica que "la Bolsa europea tiene un recorrido importante y más posibilidad de ofrecer sorpresas positivas". En su opinión, el Eurostoxx 50 podría cerrar 2015 en los 3.900 puntos, un 22% por encima de sus niveles actuales.

Como catalizadores para que se de este escenario apuntan a tres: una percepción cada vez más generalizada de que el BCE comprará deuda pública, un mayor impulso de las exportaciones por el debilitamiento del euro y la caída del precio del petróleo y el resto de materias primas.

Munera también cree que habrá una mejora de las revisiones de beneficios empresariales, especialmente gracias a los márgenes de las compañías. Son optimistas sobre los resultados de la banca. Recomiendan invertir en compañías cíclicas y en empresas medianas y pequeñas.

5. Suelo del petróleo entorno a los 60 dólares: el petróleo se estabilizará en el entorno de los 60 dólares. Consideran que Rusia, país muy dependiente de la energía y cuya divisa se ha desplomado en los últimas semanas, podrá salir de la crisis actual. Pulido destaca que "Rusia tiene muchas reservas para hacer frente al temporal y creo que eso servirá para disuadir a las posiciones cortas en Rusia."

6. Oportunidades en renta fija: los tipos seguirán bajos en 2015 y esto dejará pocas oportunidades de inversión en renta fija. Pocas, pero no ninguna. Aconsejan invertir en bonos europeos vinculados a la inflación y también en deuda híbrida. Por último, estiman que seguirá teniendo recorrido la deuda pública española.

En Libre Mercado

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro
    • Curso