Menú

Smart Social, la primera SICAV nacida de las redes sociales

La red social que ha permitido este hito en el panorama de gestión de patrimonios es Unience, punto de encuentro de inversores.

1
La red social que ha permitido este hito en el panorama de gestión de patrimonios es Unience, punto de encuentro de inversores.
Image de archivo

El año 2015 arranca con una positiva y esperanzadora noticia dentro del mundo de la gestión de activos en España. Smart Social SICAV ha anunciado que va a ser la primera SICAV en España nacida íntegramente de las redes sociales.

La red social que ha permitido este hito en el panorama de gestión de patrimonios es Unience, punto de encuentro de inversores reales. El promotor de la iniciativa que ha dado lugar a este nuevo vehículo de inversión es José Sánchez y el gestor tras la SICAV es Antoni Fernández. José Sánchez, que usa el pseudónimo de Andrés Llorente en las redes sociales, tuvo la amabilidad de aceptar una entrevista con Libre Mercado.

- ¿Qué es "Incubadora de Gestores"?

"Incubadora de Gestores" nace en marzo de 2011 en la red social de finanzas Unience. La misión primordial de esta iniciativa era encontrar talento emergente entre traders particulares con el triple objetivo de hacerles visibles para la industria, favorecer su integración en alguna entidad gestora y, llegado el momento, apoyarle y juntos crear un vehículo de inversión colectiva.

El lema era elocuente: "Hazte visible para la industria". La idea, dadas las barreras existentes en la industria, parecían muy utópicas, pero los acontecimientos han demostrado que una idea puede materializarse siempre que una comunidad o grupo de personas la haga suya y la apoye.

A esta iniciativa se sumaron cerca de 40 traders particulares de alto nivel que mensualmente estuvieron publicando sus informes junto a su visión de mercado. Sus resultados eran auditados con extractos de sus entidades bancarias o brokers.

- ¿Cómo nace el proyecto de Smart Social SICAV?

Una vez elegido al gestor que estimamos que cumplía los requisitos adecuados, era el momento de abordar la segunda fase del proyecto que era, ni más ni menos, que aglutinar al número de accionistas necesarios y el capital mínimo para crear una Institución de Inversión Colectiva (IIC).

La forma jurídica idónea para la filosofía y espíritu de este proyecto era una SICAV, una Sociedad de Inversión que es propiedad de todos y cada uno de los accionistas. Pese a la infundada concepción peyorativa que tiene la opinión pública respecto a las SICAV, nuestra intención era demostrar que, aunque tradicionalmente se asocia a grandes patrimonios, también nosotros podíamos crear un instrumento de inversión colectiva para obtener una gestión profesionalizada, beneficiarnos de su tratamiento fiscal y aprovechar las economías de escala.

Si los grandes patrimonios podían crear un producto para maximizar y gestionar su cartera, nosotros también podíamos conseguirlo. Eso sí, con la unión de fuerzas. El capital mínimo para constituir una SICAV son 2.400.000 euros y 100 accionistas, y en ello colocamos todo nuestro empeño e ilusión.

El 20 de marzo de 2014, justo 3 años después de que "Incubadora de Gestores" comenzara su andadura, alcanzamos los 100 accionistas comprometidos, y el 10 de abril ya se rebasó el umbral de los 2,4 millones. El 20 de junio de 2014, el proyecto ya contaba con 500 accionistas y superaba los 5 millones de euros de capital comprometido.

- ¿Quiénes son los promotores del proyecto?

En el mismo momento que superamos los 100 accionistas y los 2,4 millones, iniciamos conversaciones con entidades gestoras. Aquí nos dimos cuenta que conseguir el capital mínimo y el número de accionistas era sólo una de las múltiples barreras de entrada que había que superar para poder ver materializado nuestro sueño. Después de reunirnos con una decena de gestoras nacionales e internacionales, decidimos encargar a Gestión de Patrimonios Mobiliarios (GPM) la búsqueda de un acuerdo a nivel institucional.

Finalmente, en octubre de 2014, se produjo el acuerdo con Banco Inversis, en el sentido que Inversis Gestión SGIIC sería nuestra entidad gestora, Banco Inversis nuestra entidad depositaria y GPM asumiría el mandato de gestión delegado por Banco Inversis. Lo relevante de este acuerdo es que logramos todo lo que "Incubadora de Gestores" había buscado desde el principio: la creación de una SICAV "ex novo" para nuestro proyecto, una entidad que hacía de promotora de la iniciativa aportando el capital inicial y una Agencia de Valores que asumía el mandato de gestión y permitía dar cabida a nuestro gestor seleccionado.

Las SICAV son un producto que las entidades de Banca Privada suelen ofrecer a grandes patrimonios. El sistema es relativamente sencillo en el caso de que un grupo familiar o gran patrimonio inicie los trámites de constitución, pero se complica notablemente cuando hablamos de cientos de accionistas.

El sistema de creación es muy garantista y una constitución "ex novo" de una SICAV plantea una serie de trámites burocráticos que con más de 400 personas adquieren dimensiones épicas. Las opciones, por tanto, quedan reducidas a comprar una SICAV existente o encontrar un gran patrimonio que lidere el proyecto.

Nosotros, no obstante, queríamos constituir una SICAV "ex novo" . Escribí un artículo en Unience llamado "SICAV: paradojas legislativas", donde abordo esas y otras cuestiones basadas en nuestra experiencia. Retomando, por tanto, la pregunta, podemos decir que los promotores de Smart Social SICAV han sido, en primer lugar, los más de 500 accionistas que integran esta iniciativa, Banco Inversis que apoya este proyecto y participa de su ilusión y GPM que ha sido el punto de unión y el artífice del acuerdo entre "Incubadora de Gestores" e Inversis.

- ¿Con qué capital se inicia la SICAV y cuantos accionistas tiene?

Banco Inversis es el promotor inicial de Smart Social SICAV, que se constituirá con un capital inicial de 2.400.000 euros, con un valor nominal de 6 euros por acción, y, por lo tanto, un capital en circulación en el momento de la constitución de 400.000 acciones.

La posición de accionista de Banco Inversis es transitoria, y, con posterioridad, nos dará cabida a los accionistas que aglutinamos "Incubadora de Gestores". En este momento, con los datos que nos ha facilitado GPM respecto a apertura de cuentas, somos ya 301 accionistas con un capital aportado superior a 2.500.000 euros. Con 20 accionistas más, Smart Social SICAV ingresará en el listado de las 50 SICAV en España con mayor número de accionistas dentro de un universo aproximado de más de 3.200 SICAV.

- ¿Qué ventajas tienen las SICAV de más de 500 accionistas?

Alcanzar los 500 accionistas constituye un hito importante para aquellas SICAV que tienen vocación de convertirse en un instrumento de verdadera inversión colectiva extenso y amplio y no sólo en un instrumento cuya función principal es la gestión privada de un gran patrimonio.

Como sabemos, los dividendos, intereses y demás rendimientos de capital mobiliario, así como las plusvalías por operaciones en mercados financieros obtenidos por la SICAV tributan al tipo fijo del 1% en lugar de al tipo legal del Impuesto de Sociedades.

En definitiva, un tratamiento fiscal similar al de los Fondos de Inversión. Pero las SICAV, para equipararse totalmente a los Fondos de Inversión y obtener un plus de beneficio fiscal, deben cumplir un requisito adicional: superar los 500 accionistas. Si la SICAV alcanza ese número puede beneficiarse de la normativa tributaria española por la cual cuando el inversor cambia de una institución de inversión colectiva a otra (Fondo o SICAV) no tiene que tributar por las plusvalías generadas.

La inversión en IIC es la única inversión financiera que permite su traspaso con neutralidad fiscal. La finalidad de este régimen fiscal es favorecer la movilidad entre IIC como mecanismo de competencia entre gestoras, facilitando al contribuyente la movilización de sus inversiones indirectas sin tener que hacer frente a la carga fiscal que ello conlleva. En la actualidad, en España hay sólo 22 SICAV con un número de accionistas igual o superior a 500. Aspiramos a que Smart Social SICAV alcance ese número en las próximas semanas. Será otro de los hitos conseguidos por este proyecto.

- ¿Cuál será la estrategia de inversión de la SICAV?

El objetivo de Smart Social SICAV será conseguir rentabilidades absolutas independientemente de los movimientos del mercado y con un exhaustivo control de riesgos. La selección de los productos financieros en los que invertirá la SICAV deberán cumplir dos reglas básicas: alta liquidez inmediata y cotizar en un mercado regulado y organizado con su correspondiente cámara de liquidación y compensación.

Los productos que mejor cumplen estas reglas, y en los que se ha especializado el gestor, son las acciones y futuros, y, en concreto, de los mercados NYSE, Nasdaq, Euronext, Xetra, Eurex y CME, que son los más líquidos a nivel mundial. Smart Social SICAV no invertirá en otro tipo de activos financieros que últimamente están creciendo en popularidad en el mercado como CFD's, Forex, Warrants o similares, debido a su poca liquidez o escasa regulación.

Por lo tanto, los activos seleccionados de la SICAV serán 100% de renta variable, con el objetivo de obtener rentabilidades absolutas, ya que se utilizarán futuros y acciones tanto en posiciones largas (compradas) como cortas (vendidas). Los futuros, que habitualmente se emplean como cobertura, también se utilizarán para tomar posiciones direccionales según la tendencia.

Hay que recordar que la SICAV no permite apalancamiento, y, por tanto, una posición en futuros será contemplada como si fuera un contado aportando todo el capital del nominal. Esto nos supone una gran ventaja, ya que Smart Social SICAV podrá cubrir una cartera de acciones con gran flexibilidad.

- ¿Cuál es el track record del gestor Antonio Fernández?

El gestor seleccionado por Incubadora de Gestores obtuvo rentabilidades anuales cercanas al 20% durante el tiempo que estuvimos auditando sus cuentas. Con posterioridad, las estrategias a desarrollar en la futura SICAV han estado implantadas en cuentas demo para que en el momento de tener la SICAV constituida el sistema fuera de rápida implantación.

En esas cuentas, que también han ido publicándose en Unience, se han obtenido rentabilidades del 10 al 15%. En base a esa experiencia, track record auditado y a la estrategia de inversión, hemos fijado como objetivo de rentabilidad anual de Smart Social SICAV el 10-15%, independientemente de la evolución de los mercados de renta variable con un perfil de riesgo moderado.

- ¿Qué es lo más difícil que te ha resultado de todo el proceso de creación de la SICAV?

Constituir una SICAV en España que responda a su verdadero espíritu de ser una institución de inversión colectiva con un gran número de accionistas minoritarios desde su origen es una verdadera carrera de obstáculos. En este sentido, me separo tanto de los que afirman que es sólo un producto para ricos como de los que, en aras de defender a las SICAV, afirman que cualquier inversor minoritario puede participar.

Me explico. Respecto a los primeros, decir que el tratamiento fiscal de la SICAV es idéntico a otros instrumentos de inversión colectiva (Fondos de inversión, por ejemplo), por lo que considero que cualquier crítica basada exclusivamente en la fiscalidad carece de objetividad y sólo persigue estigmatizar un producto por su vinculación primordial a grandes fortunas; y en cuanto a los segundos, porque cuando afirman que cualquiera puede participar en una SICAV se olvidan de añadir que esa participación es "pasiva", es decir, comprar acciones de una SICAV ya constituida.

Por el contrario, si lo que se pretende es ser proactivo y aglutinar el esfuerzo de muchos accionistas para constituir ex novo una SICAV, las complejidades son de tal envergadura que hay que tener una gran motivación, apoyo y ser un grupo compacto pues de lo contrario desfallecerá por el camino.

Una enumeración exhaustiva de las dificultades cansaría a los lectores: tan sólo diré que este proyecto ha sido una escalada a una montaña donde en cada recodo surgía un nuevo escollo. No sólo hay requisitos materiales que superar (los 2,4 millones y 100 accionistas), sino que además hay que lograr un acuerdo satisfactorio con entidades gestoras (que, por su propia naturaleza, pretenden ofrecer un producto cerrado al cliente) y superar el propio proceso legal de constitución que, aunque soy consciente que es un sistema garantista, perjudica notablemente a proyectos como el nuestro con un número tan elevado de accionistas. Por suerte, hemos podido encontrar a los partners adecuados que nos han facilitado el proceso de constitución.

- ¿Qué está siendo lo más satisfactorio de esta experiencia?

Lo más satisfactorio es comprobar que la unión de cientos de personas motivadas pueden conseguir metas a priori utópicas. Accionistas fundacionales que se sienten emocionados y altamente motivados al ser conscientes que están participando en una experiencia pionera en la industria de gestión de activos.

Lo verdaderamente impresionante es el carácter colaborativo de esta experiencia. Y con lo de colaborativo no me refiero únicamente a los más de 300 accionistas que ya han abierto sus cuentas, haciendo posible este sueño, sino también a todos aquellos que teniendo contactos con la industria nos ha hecho llamar a algunas puertas, a aquellos gestores que conscientes de las dificultades a las que se enfrentaron en su momento nos han resuelto dudas y brindado consejos útiles y aquellos que desde el año 2011 han seguido el proyecto en Unience, twitter y Facebook y han sabido motivar sin poner intentar piedras en el camino.

Y todos esos contactos se han producido mediante esta maravilla actual que son las redes sociales, que nos permiten interactuar y participar en sueños y hacerlos colectivos. Quiero dar especialmente las gracias a los usuarios de Unience, a la propia plataforma por brindarnos un lugar de encuentro y a gestores como Marc Garrigasait, David Aguirre, Iván García y Luis Benguerel, que han estado siempre disponibles para solventar todas las dudas.

Especialmente agradecidos a Marc y David, que han estado siempre dispuestos a ayudar, y a Luis que, siguiendo el proyecto desde sus inicios, ha sido una pieza decisiva en el acuerdo Banco Inversis - GPM e Incubadora de Gestores.

Temas

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios