Menú

La carne fue el alimento más consumido por los españoles en 2014

Las exportaciones de alimentos y bebidas han sido uno de los pilares sobre los que se ha sustentado el crecimiento del sector.

1
Las exportaciones de alimentos y bebidas han sido uno de los pilares sobre los que se ha sustentado el crecimiento del sector.
La carne de cerdo española es el producto que más se exporta I Corbis.

La industria de alimentación y bebidas salió de la crisis en 2014. Tanto es así, que el año pasado este sector consiguió aumentar tres variables tan importantes como son la producción, el empleo y las exportaciones, en comparación con los datos de 2013.

Las ventas al exterior han sido uno de los pilares sobre los que se ha sustentado este repunte de la actividad. Aunque desde el año 2008, la balanza comercial (diferencia entre exportaciones e importaciones) de los alimentos y las bebidas nacionales viene registrando un saldo positivo, en 2014 el superávit comercial alcanzó el valor máximo de 6.015 millones de euros, 1.172 millones más que en 2013. Así, las exportaciones de bebidas y alimentos alcanzaron los 24.018 millones, un 5,9% más que 2013, y ya suponen el 10% del total de las exportaciones del conjunto de los bienes nacionales. Éstos son algunos de los datos que se extraen del último informe anual de la Federación Española de Industrias de la Alimentación y Bebidas (FIAB).

Los principales mercados de destino de las exportaciones españolas de alimentos y bebidas son europeos. En concreto, el 17% de las ventas de alimentos y bebidas se dirigen a Francia, que junto a Italia (13,8%) y Portugal (12,8%) concentran el 43,6% de las exportaciones del sector.

Las empresas españolas consolidaron su internacionalización en el extranjero y el año pasado se registraron 12.401 compañías que exportan alimentos y bebidas.

La carne fue el producto que más exportó España en 2014, siendo la de cerdo el producto principal (el 13,4%) . A la carne le sigue el aceite de oliva (12,2%) y el vino (10,7%)

Del lado de las importaciones, los productos de pescado son los alimentos que más compramos del exterior, con el 22,9% del total. En segundo lugar se sitúa el grupo de la leche, quesos y lácteos, con el 9,7%, y en tercera posición los aceites de oleaginosas, con el 7,9%.

Por otro lado, la producción de esta industria se elevó un 3,8% en 2014, hasta los 93.238 millones de euros, casi el doble de la cifra registrada por la industria manufacturera.

Además, el año 2014 ha supuesto también una recuperación en el ámbito del empleo, tras años de caídas. Así, el año pasado el sector experimentó un crecimiento del 7,1%, lo que se traduce en un total de casi 480.000 personas empleadas en este área, volviendo a niveles anteriores a la crisis. "La industria de la alimentación y bebidas ha resistido mejor los años de recesión que la economía en su conjunto, lo que pone de manifiesto la fortaleza de un sector que se mantiene como la primera fuerza industrial del país", afirma el Director General de FIAB. A pesar de las señales positivas, la tasa paro del sector se sitúa todavía en el 21,1%.

Los productos más consumidos

El estudio de Fiab revela que el 19,7% de la cesta de la compra de los españoles se destina a la adquisición de alimentos y bebidas, siendo los alimentos el componente más importante. En 2014, el peso de los alimentos y bebidas en la cesta de la compra es un 3,7% mayor que en 2013.

A pesar del aumento del peso en las compras de los españoles, el número de alimentos y bebidas consumidos cayó un 3,8% con respecto a 2013, de lo que puede deducirse que los españoles gastaron más en comer fuera de casa. Así, cada español gastó en la cesta de la compra 1.283 euros al año, un 6% menos que en 2013, un dato que estaría influido también por la caída de la inflación.

En 2014, el principal alimento de consumo de los españoles fue la carne, que supuso el 4,7% del total de la cesta de la compra. A la carne, le siguen el pan y los cereales (2,9%), los productos lácteos, quesos y huevos (2,6%), el pescado (2,5%) y la fruta y las hortalizas (1,7%).

La mayor parte del total de la alimentación, el 42,9%, se adquiere en los supermercados y establecimientos de autoservicio. El resto de canales tiene una cuota similar aunque liderada por la tienda tradicional que abastece el 17,2% del total de la alimentación.

El punto de inflexión que marca la salida de crisis también puede observarse en los datos de consumo de la marca de distribuidor, la conocida como marca blanca, que pierde cuota de mercado respecto a los productos de marca. Entre septiembre de 2013 y septiembre de 2014, la cuota de marca del distribuidor en España fue del 42% del total de las ventas del mercado español, 0,7 puntos porcentuales menos que un año antes. España es el segundo país europeo en cuota del de marca blanca detrás del Reino Unido (51,5%) y muy por encima de países como Francia (29,1%), Países Bajos (27,3%) o Alemania (24%).

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios