Menú

La salida de Grecia del euro pone en riesgo la devolución de 300.000 millones de euros

La exposición de los países del euro a Grecia ronda hoy los 310.000 millones. El Estado español sería uno de los más afectados por el impago.

92
La salida de Grecia del euro pone en riesgo la devolución de 300.000 millones de euros
El primer ministro de Grecia, Alexis Tsipras | Efe

Los países de la zona euro se juegan más de 300.000 millones de euros en caso de que Grecia suspenda pagos y, finalmente, abandone la moneda única. Poco a poco, se agota el plazo para que Grecia y sus acreedores alcancen un acuerdo sobre el rescate internacional y, por el momento, nada apunta a que exista un acercamiento entre ambas partes, más bien al contrario.

El primer ministro heleno, Alexis Tsipras, emplazó el martes a la troika (Comisión Europea, Banco Central Europeo y Fondo Monetario Internacional) a decidir si lo que quiere es "poner de rodillas" un país o "asegurar el futuro de Europa". De hecho, en su intervención ante el grupo parlamentario de Syriza, denunció la "responsabilidad criminal" del FMI en la grave situación económica que sufre Grecia, así como el "estrangulamiento" financiero al que el BCE está sometiendo al país heleno.

Ante tales posiciones, no es de extrañar que los países del euro ya empiezan a barajar un plan B para Grecia, consistente en la imposición de un corralito financiero y la temida suspensión de pagos. El interrogante, en este caso, será saber si Grecia se mantendría o no en la zona euro.

Aunque Atenas niega esta posibilidad, confiando en se producirá un acuerdo en el último momento, el ala más radical de Syriza, el partido en el Gobierno, apuesta ya abiertamente por un impago al estilo del efectuado por Islandia y la posterior nacionalización del sistema financiero griego, ya que considera absurdo seguir negociando con Europa una lista de reformas y ajustes que se niegan a aceptar.

Esta solución contemplaría la imposición de un corralito (controles de capital y límites a la retirada de depósitos) y la asunción de competencias monetarias y reguladoras por parte del Banco Central de Grecia, según informa The Telegraph. Aunque, en principio, también se introduciría una segunda moneda en circulación, los más críticos de Syriza admiten que esta estructura sería incompatible con la permanencia en el euro, regresando así al antiguo dracma.

Llegados a esa situación extrema, ¿cuánto dinero podrían perder los países acreedores? La exposición total de la zona euro a Grecia rozaba los 280.000 millones de euros a finales de 2014. Esta cuantía incluye las distintas líneas de crédito facilitadas por los estados miembros, los fondos europeos de rescate, la exposición del BCE a Grecia a través del Eurosistema (Target 2) y la compra de deuda helena, así como la exposición del sector privado a Grecia (bancos europeos, básicamente).

La exposición de la zona euro a la deuda helena ha crecido en cerca de 30.000 millones de euros desde finales de 2011, cuando también se barajó seriamente la salida de Grecia de la Unión, según reflejan las estimaciones realizadas por Open Europe, un think tank especializado en asuntos europeos.

Este incremento se debe, en gran medida, a que los bancos de la zona euro han reducido de forma muy sustancial su tenencia de deuda helena, gracias, en parte, al proceso de reestructuración (con quitas incluidas) aplicado en 2012, pero, a cambio, los estados miembro han prestado más dinero a Atenas para que pudiera seguir financiándose.

Aunque España es el cuarto país que más dinero se juega en la quiebra helena, con unos 26.000 millones de euros, tras Alemania, Francia e Italia, si se mide en términos de PIB, sería el segundo Estado más afectado, después de Eslovenia, con casi el 2,6% de la economía nacional. La siguiente tabla recoge las cifras concretas por país y sector (público o privado).

Sin embargo, la citada cifra de 280.000 de euros existente a cierre de 2014 sería hoy bastante superior, ya que el BCE ha tenido que prestar financiación extra a los bancos helenos para paliar la sangría de depósitos que ha sufrido el país en los últimos meses. En concreto, la exposición del BCE a Grecia supera en la actualidad los 80.000 millones de euros frente a los 50.000 millones de hace apenas seis meses.

Como consecuencia, el dinero total que se juega la zona euro con la quiebra y salida de Grecia rondaría, en la actualidad, los 310.000 millones de euros. Eso no significa que no recuperen parte de lo prestado, pero, desde luego, no todo, ya que Atenas aplicaría sustanciales quitas y/o esperas.

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios