Menú

Así es el millonario extaxista chino que compró el segundo cuadro más caro de la historia

Dejó el colegio a los 14 años para ayudar a sus padres a vender bolsos por la calle.

0
Dejó el colegio a los 14 años para ayudar a sus padres a vender bolsos por la calle.
El multimillonario Liu Yiqian | Gtres

No es la primera vez que sale a la luz la historia de un chino hecho a sí mismo que pasa de los orígenes más humildes a convertirse en multimillonario.

Éste es el caso de Liu Yiqian, el antiguo taxista que la semana pasada compró el cuadro de Modigliani Nu couché, por algo más de 170 millones de dólares, el segundo cuadro más caro de la historia vendido en subastas, tan sólo superado por los 179,3 millones que Les Femmes de Alger (Version O), de Picasso.

A sus 50 años, Liu Yiqian puede presumir de vivir el sueño chino del que hablan los líderes del país. Nacido en una familia de clase obrera en Shanghái, dejó el colegio a los 14 años para ayudar a sus padres a vender bolsos por la calle, donde adquirió las tablas comerciales que le llevaron años después a abrir su propio bazar.

Para aumentar ganancias, se introdujo en el negocio del taxi. Entonces, empezó a explorar las mejores ofertas de los mayoristas, de quienes empezó a escuchar, sin haber cumplido la treintena, acerca de una forma más rápida de ganar dinero: la compra de acciones de la incipiente bolsa de Shanghái.

Más de dos décadas después, y con los parqués chinos tambaleándose tras años de descontrol por el inmaduro furor de compradores como Liu, el extaxista revolucionó hace dos días la galería de subastas Christie's de Nueva York al ganar la puja por la pintura de Modigliani.

"A Liu le interesan las cosas bellas", dice a Efe Hu (quien prefiere identificarse por su apellido), la portavoz de uno de los dos museos llamados Long que Liu, ya multimillonario, y su esposa, Wang Wei, han creado en Shanghái.

"Entró en el sector de la colección de arte hace mucho tiempo. Cada año unas 600.000 personas visitan sus museos para ver exposiciones que cuentan con entre 200 y 300 pinturas", añade Hu, e indica que la obra de Modigliani será mostrada al público en 2017.

Aunque esta parece ser la primera compra de Liu de arte occidental, el coleccionista ya había atraído la atención en el extranjero por pagar 36 millones de dólares por una taza de cerámica de la dinastía Ming el pasado año, para escandalizar después a los más sibaritas al hacerse una foto bebiendo té en esa joya.

Sea o no un gran conocedor de la materia, Liu y sus museos, por los que cobra una entrada de 50 yuanes (unos 8 dólares), se han convertido en un referente del panorama artístico de un país en el que la Revolución Cultural (1966-1976) de Mao cercenó gran parte de las obras tradicionales.

Temas

En Libre Mercado

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Podimo
    • Tienda LD