Menú

Los diez logros del chavismo: hiperinflación, miseria, corrupción, censura, violencia...

La derrota electoral que ha sufrido el chavismo este domingo se explica por el brutal deterioro económico y social que registra Venezuela.

40
Los diez logros del chavismo: hiperinflación, miseria, corrupción, censura, violencia...
El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro | Efe

La histórica victoria electoral que ha obtenido la oposición venezolana, aglomerada en la Mesa de la Unidad Democrática (MUD), en las legislativas de este domingo pone fin a 17 años de de control total del país por parte del chavismo.

Venezuela afronta, pues, una nueva etapa, no exenta de dificultades, ya que la nefasta política económica que deja en herencia el "socialismo del siglo XXI" ha situado al país al borde de la quiebra, en la peor coyuntura posible de su historia reciente.

Los principales logros alcanzados por el bolivarianismo que en su día instauró el ya fallecido Hugo Chávez y, posteriormente, su sucesor en la Presidencia, Nicolás Maduro, se resumen en los siguientes puntos:

1. Hiperinflación

Venezuela es el país con la mayor inflación del mundo, superior al 100%, según los últimos datos disponibles del Banco Mundial, si bien las mediciones alternativas sitúan la pérdida real de poder adquisitivo muy por encima de ese umbral.

Basta observar el fajo de bolívares al que equivale un billete de cien dólares: un dólar se cambia en el mercado negro a casi 900 bolívares… Y subiendo.

2. Escasez de productos básicos

Venezuela también sufre desde hace meses graves problemas de desabastecimiento y escasez de todo tipo de productos tras la imposición de rígidos controles de cambio y la fijación de precios por ley. Primero fue el papel higiénico y otros productos básicos, después llegaron los asaltos a tiendas, la expropiación automática de comercios, la imposibilidad de vender billetes de avión e incluso la ausencia de alimentos en las estanterías de los supermercados.

El Gobierno impuso el racionamiento mediante el reparto de cartillas entre la población para limitar el tipo y las cantidades de productos que se pueden adquirir en las tiendas y ordenar los días en que los venezolanos pueden ir a comprar. La población tiene que ir a varios supermercados y hacer horas de cola para poder acceder a alimentos y productos básicos en el mercado legal. El desabastecimiento afecta ya a cerca del 90% de los productos considerados esenciales.

3. La mayor recesión del mundo

La economía venezolana afronta, además, la mayor recesión del mundo, ya que su PIB se hundirá un 10% en 2015 y otro 6% adicional en 2016, según las últimas previsiones del Fondo Monetario Internacional (FMI).

4. Pérdida de producción petrolífera e industrial

Venezuela posee una de las mayores reservas de crudo y gas del mundo, pero la nacionalización de esta industria ha convertido a este país en el único poseedor importante de recursos energéticos cuya producción ha caído en el último cuarto de siglo.

Si a ello se suma su alta dependencia del mercado petrolífero y el desplome de precios que ha experimentado el barril de crudo, desde los 100 dólares hasta rondar los 40, no es de extrañar que Venezuela sea hoy el país que sufre un mayor riesgo de quiebra.

A pesar de los altos precios que alcanzó el petróleo durante buena parte de la época chavista, ese ingente volumen de dinero fue dilapidado por el Gobierno bolivariano, al tiempo que el país perdía casi la mitad de su industria y hasta el 15% del parque empresarial, según las estadísticas oficiales. Venezuela es, igualmente, uno de los países con menor libertad económica del mundo, según el Banco Mundial.

5. Más pobreza

Todo ello ha desembocado en un aumento muy sustancial de la pobreza. Hoy los venezolanos son más pobres que en 1998, cuando Chávez ganó sus primeras elecciones presidenciales: el índice de pobreza ha escalado desde el 45,4% hasta el 76%, con un 49% de los hogares en una situación de pobreza extrema, según la Encuesta Condiciones de Vida en Venezuela-Encovi 2015, elaborada por tres universidades venezolanas.

6. Deterioro sanitario

Otro dato a tener en cuenta es que el fuerte deterioro que ha sufrido el modelo sanitario venezolano. No en vano, el número de camas de hospital por cada 1.000 habitantes ha pasado de 3 a mediados de los años 60 a 1,5 a mediados de los 90 y a menos de 1 en la actualidad. De hecho, las estimaciones independientes al respecto rebajan esta cifra a 0,5 camas, frente a la media de 3 que presenta América Latina.

7. El país más corrupto del mundo

Venezuela es el país más corrupto del mundo, según el Índice de Competitividad Global elaborado por el Foro Económico Mundial, en donde se analiza un total de 144 economías. Su nota en este ámbito es de 1,7 puntos, en donde 1 es la peor valoración y siete la mejor. Igualmente, la ONG Transparencia Internacional sitúa a Venezuela en el puesto 160 del mundo, de un total 175 países en cuanto a percepción de la corrupción.

8. Represión política

A ello se suma la detención de varios líderes de la oposición, como es el caso de Leopoldo López o el del alcalde de Caracas, Antonio Ledezma, y la persecución e incluso asesinato de otros. Y ello, sin contar los abusos y la violación de derechos fundamentales que denuncian organizaciones como Human Rights Watch tras la brutal represión ejercida contra las protestas estudiantiles en las calles.

9. Censura y ataques a la libertad de expresión

Asimismo, y como muestra de la escasa libertad que disfrutan los venezolanos, primero Chávez y ahora Maduro han ido tomando el control de casi todos los medios de comunicación del país. Venezuela ocupa el puesto 116 -de un total de 180- en el ranking mundial de libertad de prensa que elabora Reporteros sin Fronteras.

En cuanto a la libertad en internet, el mayor censor del mundo es Cuba, junto a algunos regímenes árabes (Siria, Etiopía o Irán) y China, pero seguidos no muy de lejos por Venezuela, calificado como países "parcialmente libres", según la clasificación elaborada por la organización Freedom House.

10. El segundo país más violento del mundo

Por último, cabe señalar la percepción generalizada de inseguridad personal, crimen y violencia que sufre el país. Bajo el epígrafe "seguridad", que engloba el coste del terrorismo y la violencia sobre la actividad económica, así como el impacto del crimen organizado y la fiabilidad de la Policía, Venezuela ocupa el puesto 141 del mundo, tan sólo por detrás de Yemen, Libia y Pakistán, según el Foro Económico Mundial.

Venezuela es el segundo país más violento del mundo detrás de Honduras, con una tasa de homicidios de 53,7 por cada 100.000 habitantes, multiplicando por más de ocho veces el promedio mundial, según la ONU. Desde 1999 hasta mayo de 2015 se registraron 252.073 muertes violentas. En el primer año de gobierno de Chávez se produjeron 5.968 muertes violentas, pero en 2012 esta cifra ya superaba las 21.000 víctimas.

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation