Menú

Las nueve claves que explican la euforia del sector hotelero en España en 2015

En 2015, Madrid ha superado a Barcelona como la ciudad más atractiva para los inversores extranjeros en el sector hotelero.

3
Las nueve claves que explican la euforia del sector hotelero en España en 2015
Hotel Ritz de Madrid | Europa Press

El sector turístico registró en 2015 cifras récord en España. La devaluación del euro frente al dólar y la libra, la caída del precio del petróleo y la inestabilidad geopolítica de algunos países competidores en turismo, como Egipto o Turquía, son algunos de los factores que explican este auge. Tanto es así, que se estima (a la espera del dato oficial) que nuestro país cierre el año con casi 67,9 millones de visitantes extranjeros.

La buena marcha del turismo ha repercutido directamente en el interés de los inversores por el sector hotelero. Y es que el mercado de los hoteles en España alcanzó datos históricos de inversión en 2015, hasta llegar a un volumen de 2.614 millones de euros, una cifra que supera en un 50% a la hasta ahora cifra más alta, registrada en el año 2006. Así, el año pasado se transaccionaron en nuestro país un total de 132 hoteles y 29.081 habitaciones frente a los 50 hoteles de 2014.

Estas son algunas de las conclusiones que se desprenden del último Informe Radiografía del Mercado de Inversión Hotelera en España en 2015 que dio a conocer a los medios ayer jueves la consultora Irea.

Pero para 2016 la situación será diferente. Del boom del sector hotelero de 2015, este año comenzará un ciclo de mayor normalidad, que supondrá la paulatina retirada de los inversores oportunistas y la llegada de nuevos con una visión de permanencia a largo plazo. Además, los expertos señalan que el año estará marcado por "las incertidumbres políticas de España por Cataluña y tras las elecciones del 20 de diciembre".

1- El auge del segmento vacacional

La categoría del Segmento Vacacional repite por segundo año consecutivo como principal receptor de la inversión hotelera frente al Segmento Urbano. La categoría de hoteles vacacionales se caracteriza por tratarse de inmuebles situados fuera de los cascos urbanos de las ciudades, con clientes principalmente turistas y centrados en el paquete vacacional. Por otro lado, la categoría de Urbano, se refiere a los ubicados en el núcleo de las ciudades, con clientes turistas o ejecutivos y que, además de las pernoctaciones, potencia sus restaurantes o sus salas para eventos. En 2015, el 54% de la inversión hotelera se dirigió a la Vacacional frente al 46% de la Urbana.

Respecto a la compra más señalada del año, destaca la del Hotel Ritz en Madrid por parte de Mandarin Oriental y Olayan Group. La operación supuso una cifra de inversión de 130 millones de euros sin contar el coste adicional previsto para la reconversión del hotel.

2. Canarias, el destino preferido

Las Islas Canarias se convirtieron en el destino estrella de la inversión hotelera, seguido de Madrid y Baleares. El año pasado, las islas atrajeron el 28% del total de la inversión y un 33,2% de las habitaciones. Otra novedad es que Barcelona pierde cuota de mercado (se queda en el 15%) frente a Madrid, que ostenta el 24%.

3. Madrid supera a Barcelona

La capital supera a Barcelona como principal destino urbano de inversión. En 2015, Madrid registró un volumen de 582 millones de euros frente a los 163 millones de 2014, mientras que Barcelona apenas alcanzó los 383 millones.

4. Los 4 estrellas dominan el sector

La categoría de hoteles de 4 estrellas se impuso en el mercado hotelero el pasado ejercicio, con el 62% de las inversiones y con un volumen de 1.537 millones de euros. En segundo lugar, se sitúan los hoteles de 5 estrellas y 5 estrellas Gran Lujo, que representaron al 23% de las inversiones y sumaron 557 millones de euros.

5. Operaciones en packs

Las llamadas inversiones Portfolio, que incluyen las operaciones en las que se aglutinan dos o más hoteles, suponen el 58% del volumen invertido en 2015. En concreto, mientras que las operaciones que incluían un activo hotelero individual alcanzaron los 1.042 millones, las que incluyeron una cartera de activos supuso los 1.428 millones.

6. Las socimis, las protagonistas

Las Socimis son sociedades anónimas cotizadas cuya actividad principal es la adquisición, promoción y rehabilitación de activos inmobiliarios para su posterior puesta en alquiler. En 2015, concentraron el 40% de la inversión hotelera de nuestro país, unos 984 millones de euros.

Hispania y Merlin Properties han sido las enseñas de referencia. Hispania adquirió un total 26 hoteles y 8.753 habitaciones estructuradas, mientras que Merlin Properties, se hizo con una cartera de 11 hoteles y 2.157 habitaciones. A las Socimis le siguen los meros inversores internacionales (20%), las cadenas hoteleras internacionales (14%) y las nacionales (13%).

7. El parón de Barcelona

La inversión en edificios para recorversión a uso hotelero cae de manera muy significativa en Barcelona. Además, por primera vez desde el inicio de la crisis, se observa apetito inversor por las parcelas de suelo en las zonas prime de la costa española.

Según el informe, las medidas restrictivas para el sector hotelero que ha aplicado la nueva alcaldesa de la Ciudad Condal, Ada Colau, son la causa de la paralización de la inversión. La moratoria a los nuevos proyectos hoteleros ha sido la medida más perjudicial de la líder de Barcelona en Comú.

8. Más inversión extranjera

La inversión internacional en el sector hotelero aumentó de los 382 millones de euros en 2014 a los 807 millones en 2015, un 37% más. De esta cifra, destaca el crecimiento del capital procedente de la Unión Europea, Asia (Hong Kong, China y Singapur) y EEUU.

9. Carteras de deuda

Cae el volumen de inversión en carteras de deuda con colateral hotelero respecto a 2014, un año récord de transacciones de deuda. En concreto, el año pasado la inversión fue de 466 millones, frente a los 1.003 de 2014.

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios