Menú

El alcalde de Valladolid califica de "inhumanas" las prácticas de Lauki

Detalla que instará a los habitantes de la ciudad a no comprar sus productos si Lauki cierra su fábrica.

0
Detalla que instará a los habitantes de la ciudad a no comprar sus productos si Lauki cierra su fábrica.
Óscar Puente | elblogdepuente.psoeava

El alcalde de Valladolid, Óscar Puente, continúa su guerra contra Lactalis, propietaria de Lauki. Si ayer martes amenazaba a la empresa con emprender "una campaña de imagen" contra la firma si osa cerrar su fábrica de Valladolid, hoy da más detalles sobre hasta dónde está dispuesto a llegar.

El socialista ha asegurado que si Lauki se va de Valladolid, instará a sus habitantes a que no compren los productos del Grupo Lactalis. Lactalis también es dueña de otras firmas como Chufi, President, El Ventero o Gran Capitán. "¿Qué recursos quedan?", se ha preguntado el nuevo regidor, cuando una compañía decide "cerrar una actividad que es rentable, dejar a 100 familias en la calle, y llevarse actividad de una ciudad".

Puente ha matizado que se trata de una "advertencia", pero ha considerado que "no es tan difícil de imaginar" porque tiene claro que se debe "defender" el empleo y a las familias que viven de la empresa "con todos los recursos al alcance".

En este sentido, ha dicho que los ciudadanos tienen que estar "dispuestos" a defenderse de prácticas como las de Lactalis que ha llegado a calificar de "inhumanas", pues asevera que "prescinden de la realidad por la que atraviesan las familias".

Caen las ventas de Lauki

Lactalis ha anunciado el cierre de la fábrica "en los próximos meses" debido a "una situación de sobrecapacidad de la estructura productiva que dificulta competir en un contexto de descenso en el consumo de leche y alta competitividad".

Explican que la planta de Valladolid "se ha visto impactada en mayor medida por el descenso continuado de ventas de la marca Lauki, el estancamiento de la demanda de leche pasterizada así como la pérdida de producción de marcas de distribuidor que venía fabricando para el mercado portugués".

"En consecuencia, la actividad de esta fábrica ha descendido significativamente en los últimos años, lo que ha deteriorado su competitividad", añadieron. Además, esta decisión se enmarca dentro de un proceso de "racionalización", ante la necesidad de reducir capacidad, concentrando volúmenes, "con objeto de garantizar la continuidad de las marcas, especialmente Lauki, y ganar eficiencia industrial".

En Libre Mercado

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Podimo
    • Tienda LD