Menú

Los motivos por los que la Operación Chamartín de Carmena no es viable

Ahora Madrid y PSOE enterraron este miércoles de forma definitiva el proyecto de DCN. C´s expuso las 13 causas por las que es inviable su nuevo plan.

0
Ahora Madrid y PSOE enterraron este miércoles de forma definitiva el proyecto de DCN. C´s expuso las 13 causas por las que es inviable su nuevo plan.

El debate que precedió al portazo que Ahora Madrid y el PSOE dieron este miércoles al plan de Distrito Castellana Norte fue vivo y caluroso, por momentos bastante bronco también. No obstante, en medio del fragor discursivo, el concejal de Ciudadanos, Bosco Labrado, pasó a relatar una a una de forma pausada las 13 causas por las que el nuevo proyecto urbanístico que el Ayuntamiento de Manuela Carmena quiere sacar adelante, Madrid Puerta Norte, "no es viable".

"Quiero centrarme en la viabilidad de su nuevo proyecto", comenzó señalando en su réplica Labrado, dirigiéndose al concejal del ramo José Manuel Calvo. "Yo no definiría su proyecto fin de carrera como radical, no, yo lo que quiero es que sea viable. Y le voy a decir por qué no lo es enumerando sólo 13" causas por las cuales no es así. "No voy a entrar en el juego de quién hace el mejor titular, yo me ciño a que un proyecto que han presentado ustedes no es viable", reiteró.

Tanto PP como Ciudadanos arremetieron duramente contra Ahora Madrid y PSOE por apoyar esta "nueva ocurrencia" de la alcaldesa, que "va a generar consecuencias muy graves para la ciudad de Madrid", vaticinó el concejal del PP, José Luis Martínes Almeida. Los dos partidos volvieron a expresar su queja de que a día de hoy ni siquiera conozcan el nuevo plan del gobierno.

"Los 29 concejales de facto del Ayuntamiento de Madrid [20 de Ahora Madrid y 9 del PSOE] nos trasladan a los años 90 y tiran por tierra el trabajo" realizado y contenido en esos 33.000 folios y casi 50 informes favorables frente a los sólo cinco folios en los que está plasmado el nuevo plan del Consistorio, resumió el edil del partido liderado por Begoña Villacís.

Estos son los 13 motivos que relató el concejal de la formación centrista:

  • Lo presentado y que sustituye a lo hoy desmantelado, supone una modificación puntual de Plan General y luego un nuevo Plan Parcial. Estamos hablando de 2 años mínimo [para poder poner en marcha el nuevo proyecto. Calvo asegura que las obras podrían empezar a finales de 2017].
  • Ignora la existencia de los compromisos derivados del contrato entre ADIF y DCN resultado de un concurso público, y de las posibles responsabilidades patrimoniales que tendríamos que pagar todos los madrileños por las expectativas generadas.
  • Incumple el Plan General vigente, que establece que estos terrenos deben ser desarrollados por la iniciativa privada. Ustedes se escudarán en la creación de un consorcio. Eso sí, consorcio que proponen al resto de Administraciones a las que ni siquiera han preguntado.
  • Invade las competencias atribuidas legalmente a la Administración Central (en materia de infraestructura ferroviaria) y a la Autonómica (en materia urbanística por la aprobación de figuras de planeamiento.
  • Ignora el consenso administrativo alcanzado por todas las Administraciones, organismos y empresas públicas que han informado favorablemente el documento de revisión del Plan Parcial de Reforma Interior.
  • Infringe la Ley del Suelo 9/2001 de la Comunidad de Madrid al privar a la administración ferroviaria de la mayor parte de la edificabilidad derivada de terrenos que fueron adquiridos por expropiación forzosa.
  • Imposibilita la adquisición por ADIF de los recursos necesarios para financiar la infraestructura ferroviaria de Chamartín y Fuencarral.
  • Reduce la edificabilidad establecida en el Plan General en base a una interpretación maliciosa de la Ley del suelo, al prescindir de la mayor parte de la superficie de los terrenos ferroviarios.
  • La reducción de la edificabilidad no aporta valor añadido medioambiental, teniendo en cuenta los informes emitidos por los organismos competentes durante el procedimiento de revisión del Plan parcial.
  • Vulnera el convenio urbanístico vigente ratificado el 10 de noviembre de 2011, así como el texto inicial de la modificación de dicho convenio suscrito por el Ayuntamiento y las demás administraciones públicas el 22 de enero de 2015 en lo relativo al reconocimiento de la edificabilidad total del ámbito.
  • La propuesta supone una merma en la calidad del proyecto en cuanto que se reducen las zonas verdes, equipamientos y cubrimiento de vías e implica que una gran parte de las inversiones (Nudo Norte, Nudo de Fuencarral, Metro, etc.) que recaían en los propietarios y que con su proyecto ahora pagaremos todos los madrileños.
  • La reducción del área de actividad económica limita la capacidad de Madrid para competir globalmente con otras ciudades.
  • La reducción de la inversión supone una reducción de la creación de empleo e ingresos fiscales para todas las Administraciones Públicas, previstos en 120.000 puestos de trabajo nuevos.

"Y este punto es necesario resaltar la nueva imputación de puestos de trabajo a su propuesta. Ustedes dicen que crearán 128.000 puestos de trabajo, ¿cómo es posible si la inversión y la edificación se reducen a la mitad? ¿Van ustedes a pagar la mitad de los sueldos para que se sigan manteniendo esas cifras? No me cuadran las cuentas. Miren, el cálculo de ocupación en las obras de nueva planta es un cálculo estadístico publicado por el INE y no es el milagro de los panes y los peces, que es lo que ustedes nos traen hoy a este debate", concluyó Labrado.

En Libre Mercado

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Podimo
    • Tienda LD