Menú

El lado oculto del salario mínimo: Wendy's sustituye trabajadores por máquinas

Tres máquinas de self-ordering requieren una inversión de 15.000 euros, que se recuperan en menos de dos años. 

0
Tres máquinas de self-ordering requieren una inversión de 15.000 euros, que se recuperan en menos de dos años. 
Hamburguesas y patatas de Wendy's | Wendy's

El incremento del salario mínimo en EEUU está obligando a muchas empresas a hacer malabares para poder asumir la subida de costes. La inversión en nuevas tecnologías es una de las opciones más utilizadas para aumentar la productividad y las máquinas self-ordering, servicio automático de pedidos en castellano, son las grandes protagonistas en el sector de restaurantes de comida rápida.

Es el caso de la famosa cadena estadounidense Wendy’s que , recientemente, ha anunciado la colocación de máquinas automáticas para pedidos en 1.000 establecimientos, lo que supone un 16% del total de restaurantes que tiene repartidos por todo el país. Sin embargo, según refleja The Columbus Dispatch, son los propios clientes y franquiciados los que han demandado novedades tecnológicas de este tipo.

Según David Trimm, responsable de comunicación de Wendy’s, el objetivo de estas nuevas máquinas es atraer a la población más joven y reducir los costes laborales. Además, las máquinas self-ordering permiten a los clientes evitar largas colas de espera , sobre todo en hora punta, lo que, a su vez, incrementa la producción del restaurante.

Los clientes podrán seguir pidiendo en la barra y el uso de las máquinas será opcional. Según las estimaciones, un establecimiento estándar podría adquirir tres máquinas automáticas por 15.000 dólares y, gracias al ahorro en costes laborables y al aumento de producción, recuperaría la inversión en 2 años.

Bob Wright, director de operaciones de Wendy’s, señaló en la presentación de resultados de la compañía que el año anterior habían sufrido una "inflación en los salarios del 5%" y que fue un "año duro" para la empresa. Además, este 2017 se espera una nueva subida del 4% debido, en gran medida, a la fijación e incremento de salarios mínimos que fijó el anterior Gobierno federal de Barack Obama.

Una de las formas de hacer frente a este incremento de costes es el uso de nuevas tecnologías para hacer el trabajo más eficiente, aumentar la producción y destinar la mano de obra a otras actividades. Wendy’s es una de las cadenas de comida a rápida más avanzadas en materia tecnológica.

En Libre Mercado

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Podimo
    • Tienda LD