Menú

Madrid y Barcelona: la cara y la cruz de la vivienda a cierre de año

El precio de la vivienda en el último trimestre cae un 1,7% en Barcelona mientras sube un 4,5% en Madrid, según Tinsa.

Madrid y Barcelona: la cara y la cruz de la vivienda a cierre de año
Las Ramblas y Gran Vía | Cordon Press

El precio medio de la vivienda terminada (nueva y usada) en España alcanzó 1.264 €/m2 en el cuarto trimestre del año, un 4,2% más que en el mismo periodo de 2016, según los últimos datos de la inmobiliaria Tinsa.

El cambio más llamativo respecto al trimestre anterior es el freno del mercado en Cataluña, donde el precio medio ha pasado de crecer un 12,5% interanual en el tercer trimestre a un 8,9% en el cuarto, mientras que en la Comunidad de Madrid el ritmo se ha incrementado del 13,2% al 15,1% en el cuarto trimestre.

También en las capitales se ha producido sorpasso. El valor medio en Barcelona se redujo un 1,7% del tercer al cuarto trimestre, mientras que en Madrid subió un 4,5%. Esto sitúa el crecimiento de los precios de la Ciudad Condal en el 14,8%, frente al 17,1% observado en la ciudad de Madrid. Respecto al trimestre, "la situación política ha impactado negativamente en los precios de la vivienda en Barcelona en el último trimestre. Se está produciendo un embalsamiento de la demanda, principalmente de inversores, que ya ha empezado a trasladarse a otros perfiles de comprador. Si la incertidumbre se prolonga esta situación en principio coyuntural podría convertirse en endémica y derivar en una contracción, que no puede descartarse que acabe afectando al resto de España", afirma Jorge Ripoll, director del Servicio de Estudios de Tinsa.

El precio medio en España (1.264 €/m2) se sitúa en niveles del tercer trimestre de 2013 y supone una caída acumulada desde máximos de 2007 del 38,3%. "La subida interanual del 4,2% a nivel nacional confirma la tendencia de crecimiento moderado de los precios. El precio tocó suelo en el tercer trimestre de 2015 y, tras aproximadamente año y medio de estabilización, este año 2017 ha marcado el inicio de la recuperación. Eso sí, sin olvidar que existen importantes diferencias entre territorios", afirma Ripoll. "Mercados donde la vivienda ha retomado el dinamismo, principalmente grandes ciudades e islas, conviven con otros donde todavía se observan caídas en tasa interanual".

Por CCAA

La Comunidad Foral de Navarra, con un incremento interanual del 15,3%, y la Comunidad de Madrid, con un 15,1%, destacan en el cuarto trimestre como las regiones donde más se ha revalorizado la vivienda terminada, por delante de Cataluña (+8,9%) e Islas Baleares (+7,5%). Tan solo dos regiones muestran descensos en el valor medio en el último año: Castilla-La Mancha (-6,1%) y Extremadura (-2,2%), junto a País Vasco, donde la estabilización es la nota dominante (-0,1%).

La Comunidad de Madrid se mantiene como la región con el valor medio más elevado (2.082 €/m2), seguida de Islas Baleares (2.023 €/m2), País Vasco* (1.992 €/m2) y Cataluña (1.770 €/m2). Castilla-La Mancha toma el relevo de Extremadura como la comunidad autónoma más barata, con un precio medio de 751 €/m2.

cataluna-madrid.tinsa.png

Los mayores ajustes a la baja acumulados desde máximos de 2007 se ubican en Castilla-La Mancha (-54,7%), seguida de La Rioja (-53,5%) y Aragón (-50,1%). En el extremo opuesto, las menores diferencias respecto al punto álgido del ciclo se localizan en Islas Baleares (-25,9%), Galicia (-32,3%) y Extremadura (-31,1%).

Golpe a Barcelona

La incertidumbre ha pasado factura a la evolución del mercado residencial en la ciudad de Barcelona, donde el valor medio se ha reducido un 1,7% entre el tercer y el cuarto trimestre, hasta 3.129 €/m2. No se producía un descenso de precios intertrimestral en la Ciudad Condal desde el segundo trimestre de 2016.

precio-medio-madrid-barcelona.png

El freno en el final del año ha provocado que la ciudad de Barcelona, donde el valor crecía un 20,6% en el tercer trimestre respecto al mismo periodo de 2016, haya moderado la subida interanual hasta el 14,8%. Sigue siendo, pese a todo, el segundo mayor incremento anual entre las capitales de provincia, solo superada por Madrid (+17,1%), y por delante de Palma de Mallorca (+13,7%).

Si se compara con el trimestre anterior, destaca el ajuste de precios experimentado en los distritos barceloneses de Ciutat Vella (-5,8%), Les Corts (-5,5%) y Sarrià-Sant Gervasi (-1,1%), todas ellas zonas con valores €/m2 superiores a la media de la ciudad. Pese al freno en la recta final del año, el balance anual muestra incrementos interanuales del 14% en Ciutat Vella, del 0,2% en Les Corts y del 9,4% en Sarrià-Sant Gervasi.

El madrileño distrito de Salamanca (4.466 €/m2) se sitúa este trimestre como el más caro por delante del barcelonés Sarrià Sant-Gervasi (4.261€/m2). También El Eixample (3.849€/m2) es superado por los distritos madrileños de Chamberí y Centro, donde el valor medio rebasa los 4.000€/m2, y por Chamartín (3.976€/m2).

Pese a que la ciudad de Barcelona se ha revalorizado casi un 42% desde que tocara suelo en el segundo trimestre de 2013, se mantiene un 29,5% por debajo de los máximos de 2007. Madrid, por su parte, ha recuperado el 30,5% de su valor desde los mínimos de 2014, y está un 23,4% por debajo del punto álgido del ciclo.

La ciudad de San Sebastián releva a Barcelona en el cuarto trimestre y vuelve a situarse como la capital más más cara, con 3.231 €/m2, seguida de la Ciudad Condal (3.129 €/m2) y Madrid (2.601 €/m2). Los menores valores €/m2 en el último trimestre del año se encuentran en Castellón (848 €/m2), Ávila (907 €/m2) y Ciudad Real (923 €/m2).

El mayor dinamismo del mercado residencial madrileño se refleja también en el tiempo que se tarda en vender una vivienda. Mientras que en Madrid el plazo se reduce a 2,8 meses de media, desde los 3,2 meses del trimestre anterior, en Barcelona capital se incrementa hasta 4,3 meses desde los 3,4 meses del informe del tercer trimestre.

Temas

En Libre Mercado