Menú
Con tu apoyo hay más Libertad
  • Sin Publicidad
  • Acceso a Ideas
  • La Ilustración Liberal
  • Eventos

El separatismo remata a los hoteles de Barcelona ahogados por Colau

"No se ha vendido ningún hotel en Barcelona desde el 1 de octubre", señala el director del área de Hoteles de la consultora Irea, Miguel Vázquez.

0
La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau | Libertad Digital

Mientras el sector turístico vive una auténtica época dorada en España con un nuevo récord de visitantes en 2017, lo que convierte a nuestro país en la segunda potencia mundial después de Francia, la sombra de la incertidumbre se cierne sobre Cataluña.

Barcelona, el principal motor turístico de la región, se ha visto gravemente afectada por las políticas de su alcaldesa, Ada Colau, desde que se hiciera con las riendas del consistorio en el año 2015. La medida más polémica de Colau fue el anunció de la suspensión durante un año de la concesión de licencias para todo tipo de alojamientos turísticos. Pasado ese tiempo, decidió prorrogar esa moratoria, y a día de hoy no la ha levantado.

Así, desde 2015 hasta ahora, en Barcelona no se puede abrir ningún hotel nuevo. La alcaldesa catalana justificó su decisión en su objetivo de crear "un proceso de reflexión pausado y ordenado" sobre el modelo turístico de la ciudad.

La primera consecuencia de esta decisión fue la paralización de decenas de proyectos hoteleros.Además, la limitación de la oferta de estos servicios influye directamente en el aumento sus precios, para perjuicio del bolsillo de los visitantes y para beneficio de los hoteles que ya estaban activos antes de que llegara Colau.

"No se ha vendido ningún hotel desde el 1-O"

Así, a lo largo de 2017, los inversores se han limitado a comprar y vender los hoteles ya existentes en la Ciudad Condal, una práctica que se habría frenado en seco tras el referéndum ilegal celebrado en Cataluña, y supondría otro duro golpe para el sector. "No se ha vendido ningún hotel en Barcelona desde el 1 de octubre.Todas las transacciones se produjeron antes de septiembre", señaló ayer jueves el socio director del área de Hoteles de la consultora Irea, Miguel Vázquez, en un encuentro con los medios.

"En los últimos 3 años, Madrid ha batido a Barcelona por la moratoria de Ada Colau, y ahora, se suma más incertidumbre política con el independentismo", señala Vázquez. "Si Cataluña acabara yéndose de España no podría cuantificar hasta dónde bajaría el valor de una inversión en la región ni qué coeficiente de pánico aplicar", añadió.

hoteles-barcelona-madrid-irea.jpg

Eso sí, si hay una principal beneficiada de esta espantada de inversores de la Ciudad Condal esa es Madrid.Si bien, como se observa en la tabla, Barcelona superó a Madrid en inversión en hoteles existentes, algo lógico ya que no se puede invertir en construir o habilitar nuevos, la cifra total de inversión, que tiene en cuenta la reconversión de inmuebles para uso hotelero, volvió a ser superior en la capital española. Las dos operaciones de reconversión en inmuebles que aparecen en la tabla para Barcelona hacen referencia a un terreno de Hospitalet y a otro de Viladecans.

"Si quitamos de la foto a Barcelona, Madrid es la única ciudad que tiene hoteles prime urbanos", señala el experto. De cara al futuro, el segmento más perjudicado por el desafío separatista en Barcelona será el de "congresos y la organización de eventos, como ya hemos visto con la pérdida de la Agencia Europea del Medicamento", según el experto. "Barcelona va a sufrir mucho, mientras que para Madrid será una gran oportunidad", insistió.

A nivel nacional, el informe de Irea revela que la inversión hotelera en España alcanza los 3.907 millones de euros en 2017, lo que supone un incremento del 79% respecto a 2016 y supera ampliamente el récord histórico logrado en 2015, en el que se registraron 2.614 millones de euros. El año pasado se transaccionaron en España un total de 182 hoteles, 35 más que el año anterior, y 28.813 habitaciones.

Otro mal dato turístico que también se dio a conocer ayer fue el de la patronal Exceltur. Según sus cálculos, el procés habría generado una pérdida de 319 millones de euros en el sector en 2017. Esto detraería 0,3 puntos porcentuales del crecimiento del PIB turístico español. Además, la crisis catalana produjo un descenso medio del 9,6% de los ingresos turísticos, concentrado en Barcelona, en octubre y noviembre, y del 15%, en diciembre.

Más noticias sobre el desafío separatista en Cataluña en Flipboard

En Libre Mercado

    Recomendado

    Lo más popular

    1. Escándalo en Noruega por la difusión de las fotos más íntimas de una jugadora de balonmano
    2. Los insultos al rey Felipe de Manu Guix, director musical de 'OT'
    3. Pregunta de TV3 a Arrimadas: "¿Cómo es que los diputados de Cs no cantan Els Segadors?"
    4. El increíble cambio físico de Amaia Montero en su regreso a la música
    5. Pedro J. Ramírez y Cruz Sánchez de Lara se confiesan por primera vez tras su matrimonio
    0
    comentarios

    Servicios