Menú

Europa, dividida por los aranceles de Trump: Alemania quiere un acuerdo y Francia subir tasas

Alemania está dispuesta a negociar con el presidente norteamericano para conceder algunas de sus peticiones. 

Patricia Malagón
0
Europa, dividida por los aranceles de Trump: Alemania quiere un acuerdo y Francia subir tasas
Estados Unidos es el mayor socio comercial de la Unión Europea | EFE

La guerra comercial que ha iniciado Estados Unidos con el anuncio de la subida de los aranceles del aluminio y del acero está teniendo consecuencias en Europa, que ha comenzado a dividirse en dos bloques. Por un lado, Alemania quiere negociar con la Administración Trump y evitar una guerra comercial que afectaría negativamente a la economía. Por otro lado, está Francia, que quiere responder a las amenazas comerciales del presidente estadounidense con subidas arancelarias a varios productos made in USA.

Donald Trump pide a la Unión Europea que baje los aranceles a los automóviles estadounidenses -entre otros productos- para que, de este modo, Europa quede exenta de la subida arancelaria del acero y el aluminio. Alemania está dispuesta a negociar con el presidente norteamericano para conceder algunas de sus peticiones a cambio de salvaguardar a la industria metalúrgica europea.

Sin embargo, según informa Bloomberg, el Gobierno francés no estaría dispuesto a dar concesiones y aboga por responder a Trump con subidas a varios productos fabricados en los Estados Unidos. Esta división en Europa es la que puede dar inicio a una guerra comercial –el Gobierno americano ha dado de plazo cuatro semanas a Europa para tomar una decisión antes de aplicarles la subida de las tasas aduaneras–.

La postura germana es mostrarse favorable a cualquier tipo de acuerdo con Estados Unidos –que supondría la reducción impositiva a los automóviles, la maquinaria, los alimentos y los productos farmacéuticos provenientes de Norteamérica–. Por su parte, Francia quiere centrarse en presionar a China y no aceptar las peticiones de Trump.

aranceles.JPG

Para salvaguardar el comercio entre Europa y Estados Unidos, que supone 640.000 millones de dólares al año, Angela Merkel ha comenzado a reunirse con la industria automovilística alemana para que acepte la reducción de los aranceles a los coches americanos. Al parecer, las principales compañías de vehículos se han mostrado favorables a esta reducción de las tasas aduaneras.

"Abogamos por acuerdos sostenibles que sean compatibles con la Organización Mundial del Comercio. En aras de un comercio justo y libre, es necesario desmantelar las barreras comerciales de cada uno y acordar un nuevo marco", aseguró en un comunicado el organismo alemán de la industria del automóvil, VDA.

Estados Unidos sigue siendo el mayor socio comercial de la Unión Europea, a pesar del fuerte crecimiento de China. Por esta razón, el acuerdo que se alcance con la Administración Trump puede ser muy relevante para la economía continental. En este futuro acuerdo hay que tener en cuenta las normas propugnadas por la Organización Mundial del Comercio, que no permite la rebaja de aranceles para productos individuales o países. Conforme a estas reglas, la Unión Europea y Estados Unidos pueden ofrecer acuerdos de acceso a sus mercados que cumplan el estándar fijado por la OMC.

sociocomercial.JPG

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios