Menú
Con tu apoyo hay ms Libertad
  • Sin Publicidad
  • Acceso a Ideas
  • La Ilustracin Liberal
  • Eventos

Diez grandes cambios de la economía española bajo la Constitución

La economía y demografía actuales poco o nada tienen que ver con la de 1975, cuando nació la Carta Magna.

Libre Mercado
0
Constitución española | EFE

La economía y sociedad españolas ha experimentado un profunda transformación durante estos cuarenta años de vigencia de la Constitución, protagonizando uno de los períodos de mayor progreso y estabilidad de la historia reciente. A continuación, algunos de los grandes hitos económicos cosechados en estas cuatro décadas:

- El tamaño de la economía, reflejado a través del PIB, se ha multiplicado por más de diez desde 1975 hasta superar hoy los 1,3 billones de dólares. Igualmente, la renta per cápita se ha disparado desde los 3.000 a más de 30.000 dólares al año.

- La estructura de la economía también ha cambado de forma sustancial. El peso de la agricultura, por ejemplo, ha bajado del 9% al 2%, mientras que la industria –incluyendo la construcción– ha pasado del 39% al 23%. Por el contrario, el sector servicios ha crecido del 50% a cerca del 75%. Lo mismo sucede con el empleo: hoy apenas el 4% de la fuerza de trabajo está ocupada en el sector primario frente al 22% de 1975; en industria y construcción ha caído del 38% al 14%, mientras que los servicios copan el 76% de la mano de obra.

- La exportación de bienes y servicios se ha más que duplicado, superando el 30% del PIB.

- El volumen total de inversión extranjera directa se ha disparado desde los 5.000 millones de dólares en 1980 hasta los cerca de 700.000 millones en la actualidad.

- El número de turistas ha pasado de 27 millones a más de 82 millones en 2017.

- El número de coches ha aumentado de los 123 por cada 1.000 habitantes a más de 500.

- La población también ha crecido desde los poco más de 10 millones hace cuarenta años a más de 46 millones debido, en parte, a la intensa llegada de inmigrantes.

- La esperanza media de vida se situaba en 73 años en 1975, pero ahora supera los 82, una de las más elevadas del mundo.

- Aunque también destaca el progresivo envejecimiento demográfico, ya que los jóvenes menores de 15 años representaban cerca del 30% de la población cuando nació la Constitución, pero hoy tan sólo rondan el 15%. Por el contrario, los mayores de 65 han pasado del 10% a casi el 20%.

- Por último, la tasa de natalidad se ha reducido a la mitad, situándose en 1,3 niños por mujer, uno de los índices más bajos del mundo.

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios