Menú

Recompose, la start-up que quiere utilizar cadáveres humanos para generar abono

Se trata de fundir el cuerpo con la naturaleza a través del compostaje. 

Se trata de fundir el cuerpo con la naturaleza a través del compostaje. 

Cuando una persona fallece, la tradición funeraria presenta dos habituales alternativas: el entierro y la incineración. Pero, a día de hoy, ninguna de ellas parece sostenible para el planeta... Al menos para algunos. Dado que la población mundial no para de aumentar, hay quien propone alternativas sobre qué hacer con el cuerpo de los difuntos como, por ejemplo, fundir el cuerpo con la naturaleza a través del compostaje. Es decir, convertir el cuerpo en abono para las plantas.

La start-up estadounidense Recompose es la creadora de esta idea y ya ha presentado la primera gran propuesta. Se trata de crear pequeños sarcófagos que, mediante unas técnicas concretas, aceleran que se descompongan los cadáveres en 30 días y así, después, ya pueden ser usados para abonar plantas. Una vez descompuesto el cuerpo, la idea de la empresa es que los familiares lo usen para plantar un árbol, iniciando un ciclo de muerte y vida.

Recompose va más allá y utiliza la filosofía para animar a las personas a optar por este método una vez fallecidos. Además, aseguran que la huella medioambiental es mucho más baja y ayuda al planeta a ser más verde y sostenible. "Hemos comparado el entierro convencional, el entierro natural, la cremación y la recomposición. Este último puntuó mejor en la categoría de potenciales contribuciones al cambio climático", señalan en su página web.

Lo cierto es que la incineración de un cadáver necesita grandes cantidades de energía y emite CO2. Por otro lado, la fabricación de ataúdes o lápidas también tiene un impacto negativo en el ecosistema. "Creemos que cada vez que alguien escoja la recomposición sobre la cremación o el entierro convencional ahorrará una tonelada métrica de CO2 emitida", afirman.

La parte más importante para Recompose es la que tiene que ver con la legalidad, ya que la normativa es muy estricta sobre los ritos funerarios. Por tanto, en primer lugar, el gran escollo que la start-up debe superar es la de los permisos correspondientes.

A día de hoy, ya hay otras tres empresas, también en EEUU, que han empezado a valorar esta idea, pero, por el momento, no se puede desarrollar debido a las prohibiciones legales. En España, ocurre algo similar. De hecho, en nuestro país la ley es aun más estricta. En EEUU se permite que los cadáveres puedan ser criogenizados y hay diversas empresas que ofrecen estos servicios. Sin embargo, en España la criogenización también es ilegal.

En Libre Mercado

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro