Menú

El saqueo del oro venezolano: la llegada de un avión ruso vacío dispara las alarmas

El oro es una de las alternativas que emplea el régimen chavista para tratar de sortear su asfixia financiera.

0

El legislador venezolano José Guerra aseguró que el avión Boeing 777 procedente de Rusia y que aterrizó en Caracas el pasado 28 de enero tenía como misión hacer desaparecer 20 toneladas de oro del banco central del país.

Guerra es un economista que trabajó en el Banco Central de Venezuela y tiene contactos que todavía ocupan un puesto en la entidad Además, desde Bloomberg aseguran haber confirmado con otra fuente la denuncia lanzada por Guerra. El valor monetario de esas 20 toneladas de oro equivale a 840 millones de dólares y representan el 20% de las tenencias de este metal en el banco central venezolano.

Lo cierto es que la situación de Venezuela es crítica y las sanciones que Estados Unidos le ha impuesto al país agravan aún más las finanzas del régimen chavista. El Gobierno adeuda altas cantidades de dinero a Rusia, China y al resto de sus tenedores de bonos, y, además, necesita divisas para comprar alimentos. Por tanto, ese oro podría ser el medio de pago empleado para saldar las deudas con Rusia y recibir algún tipo de apoyo frente a las sanciones de Estados Unidos.

Además, Venezuela se ha encargado en los últimos años de aumentar sus reservas de oro fomentando la minería y colocando a militares para vigilar aquellos territorios donde se encuentran importantes cantidades de metal dorado por descubrir. De hecho, suele ser habitual que aviones militares trasladen oro en su estado puro hasta lugares donde se funde y se conserva en barras para después transportarlo al banco central.

La semana pasada, el Banco de Inglaterra rechazó la solicitud de varios funcionarios venezolanos que pedían retirar 1.200 millones de oro almacenado allí. Esta decisión tiene que ver con la petición de Estados Unidos al resto de sus aliados para congelar los bienes que el Gobierno de Nicolás Maduro tiene en el extranjero.

El pasado 28 de enero un avión de Nordwind Airlines, un operador ruso, aterrizó en Caracas y comenzó a levantar diversas sospechas. De hecho, el ministro de Finanzas, Simón Zerpa, se negó a comentar los rumores sobre la salida de 20 toneladas de oro del banco central venezolano. "Voy a empezar a traer aviones rusos y turcos todas las semanas", comentó el ministro.

El Kremlin, por su parte, ha prodigado su apoyo a Venezuela en los últimos años y es uno de los mayores prestamistas de Nicolás Maduro. Pero en los últimos meses han sido reticentes a prestar más capital, especialmente porque no confían en que Venezuela pueda pagar las deudas en el futuro, aunque Rusia se comprometió a proteger a Maduro frente a las sanciones de Estados Unidos. Un funcionario ruso aseguró que Venezuela tiene dificultades para poder pagar 3.150 millones que debe a Rusia. De hecho, el próximo marzo debe afrontar un pago de otros 100 millones de dólares.

En Libre Mercado

    Servicios