Menú
Hablemos de futuro

Opciones de negocio en la 'silver economy'

Las posibilidades para emprender en la denominada silver economy son muy amplias. Descúbrelas.

0
Las posibilidades para emprender en la denominada silver economy son muy amplias. Descúbrelas.
Todas las opciones de negocio de la silver economy | Banco de imágenes

La población está envejeciendo y los datos indican que lo seguirá haciendo: en 2060 los mayores de 65 años constituirán casi un 30% del total, cuando actualmente no llega al 20%. Por ello, el concepto de silver economy está ganando cada vez más fuerza y vigencia.

El término alude a las actividades económicas destinadas a la tercera edad, es decir, los productos y servicios enfocados a mejorar la vida del sector de la población más envejecida. Ante la reducción constante de las tasas de natalidad y una esperanza de vida en continuo desarrollo, los mayores están en el punto de mira de compañías, emprendedores y start-ups.

Por qué la 'silver economy' es una oportunidad de emprendimiento con mucho futuro

Las oportunidades de negocio que ofrece el nuevo paradigma poblacional son infinitas, ya que se está creando un nuevo grupo poblacional y target empresarial con necesidades diferenciadas e inmensas posibilidades. Ya sea en cuestión de dependencia o tecnología, los nuevos "mayores" son un nuevo público del que hacerse cargo.

El uso de la tecnología en edades cada vez más avanzadas centraliza el grueso de la investigación y las opciones de emprendimiento, pues la informática y la innovación en forma de nuevas tecnologías son el sector que más mejoras y rendimientos presenta. La tecnología aplicada a la biomedicina, la dependencia, el transporte y el ocio pueden mejorar la calidad de vida de la tercera edad, tanto de la actual como de la que vendrá.

La tecnología aplicada al sector de la biomedicina y la dependencia

En materia de salud, la tecnología y las nuevas afecciones asociadas a las vidas más longevas generan nuevas necesidades y nuevas líneas de investigación. En este sentido, nuevas aplicaciones tecnológicas pueden mejorar la calidad de vida de las edades más avanzadas, facilitando cuestiones como la compra diaria o la asistencia cuando necesitan ayuda y no están acompañados.

La domótica y los avances para hacer "hogares inteligentes" pueden ayudar en cuestiones diarias que requieren de esfuerzo, como la provisión de alimentos. Más allá de hacer la compra online, las futuras y mejoradas neveras "inteligentes" pueden facilitar ese tipo de tareas para las personas dependientes. La domotización e interconexión de todo el hogar junto al Big Data pueden ayudar en los quehaceres diarios de la tercera edad, de una manera en la que ahora se precisa de personas, inversión y tiempo.

La silver economy se presenta, además de como una oportunidad de negocio, como una genuina y ética manera de mejorar la "última etapa" de la vida, tras la madurez. Estos dispositivos permitirán automatizar la necesidad de ayuda o de asistencia médica en el hogar para la persona dependiente, en el caso de sufrir, por ejemplo, un infarto.

Las nuevas tecnologías aplicadas al ocio y al tiempo libre

Actualmente, una de las cuentas pendientes de la tercera edad es el tiempo libre y las opciones de ocio que su entorno y la casa les puede ofrecer. En este sentido, la tecnología puede facilitar su entretenimiento fuera y dentro del hogar.

En el contexto doméstico, las nuevas tecnologías y la recolección de datos facilitarán un futuro en el que obtener una oferta de ocio y audiovisual personalizada. Actualmente las plataformas de visionado online ya permiten una oferta más o menos ajustada a los gustos del consumidor, sin embargo, los avances en este sector conseguirán ofrecer una oferta aun más adecuada, con la posibilidad de ajustar las preferencias en todo momento.

En el ámbito de la oferta cultural de una ciudad, son claves cuestiones como la publicidad, las promociones destinadas a este sector y, sobre todo, la accesibilidad.

La readaptación de las ofertas de turismo

Hace cuarenta años la creación de los viajes del IMSERSO empezó a ofrecer alternativas económicas y atractivas para que las nuevas clases pasivas pudieran viajar a lugares variados ahora que tenían el tiempo y la capacidad económica de disfrutarlo. Sin embargo, la nueva tercera edad que viene necesita de una oferta renovada y adaptada a sus inquietudes culturales y a su capacidad de movilidad.

Los nuevos servicios digitales ya están cambiando la manera en la que viajamos y los nuevos software modifican la forma en la que nos movemos, las opciones de ocio que escogemos y los monumentos que visitamos.

España es actualmente un destino turístico extremadamente atractivo en muchas capas de la población, si bien tendrá que adaptarse para continuar siéndolo en el contexto de la tercera edad o el "turismo senior".

La 'silver economy' y la oportunidad financiera que nace con las nuevas clases pasivas

Las elevadas edades a las que llegará la población cambiarán la forma en la que se hacen negocios, obligarán a nuevas necesidades bancarias, a una redistribución de las pensiones, a una adaptación del urbanismo y a una reflexión sobre las opciones de ocio.

Por lo tanto, la producción de productos y servicios enfocados a este nuevo grupo poblacional, con la vista puesta en la tecnología, son una oportunidad financiera y de inversión para el presente y el futuro. El emprendedor que sepa localizar la oportunidad de negocio y ofrecer novedades que faciliten y ayuden a afrontar una tercera edad más activa será capaz de lucrarse de una forma ética y única.

Descubre con nosotros más historias que impulsan el futuro.

En Libre Mercado

    Servicios