Menú

La peligrosa vida de los joyeros: "Nos atracan cada tres meses y los ladrones se van de rositas"

Durante el evento Madrid Joya, el gremio de la joyería ha expuesto el sufrimiento y el miedo que sienten detrás de sus mostradores.

0
Los joyeros españoles aseguran que la mayoría de delincuentes son extranjeros | Mossos

Los continuos robos a los que se enfrenta Jorge Borraz, un joyero con más de 28 años de experiencia, le hacen vivir situaciones esquizofrénicas a diario: "Este último año me han atracado hasta cuatro veces. Los ladrones nos analizan, estudian y persiguen. No sólo roban en nuestras joyerías, también lo hacen cuando viajamos con la mercancía, nos quitan todo y no podemos hacer nada. Cada tres meses me quitan miles de euros en piedras y metales preciosos, vivimos creyendo que nos están vigilando en todo momento. Es estresante, agobiante y lamentable que tengamos que estar así, y encima si nos defendemos nos meten en la cárcel y el delincuente se va de rositas", se queja el empresario gerundense de la marca de joyería nacional GROUP AS.

Este artesano de las gemas ha trasladado su escaparate hasta el Salón Internacional de Joyería y Relojería Urbanas y de Tendencia en Ifema. Bajo el nombre de Madrid Joya, el gremio toma impulso a través de este evento en el que 140 empresas y marcas del país e internacionales han expuesto lo mejor de cada casa.

hongkongrobodiamantes-1.jpg

Pero el horno no está para bollos o, en este caso, para diamantes. Otro joyero de Córdoba que prefiere mantener el anonimato señala que, al igual que Borraz, ha llegado hasta la feria con miedo a que lo dejen pelado por el camino. "Así vivimos. En Córdoba estamos ya tan acostumbrados que el hecho de que nos roben es habitual en nuestra profesión. Cada tres o cuatro meses sufrimos algún tipo de agresión. Los maletines en los viajes desaparecen y estamos siempre mirando a nuestro alrededor porque sabemos que en cualquier momento nos quitan todo lo que puedan", lamenta amargamente este trabajador de la exclusiva firma diseño NoSóloEnPlata.

madridjoya2.jpg
Clientes viendo gargantillas y pendientes en la feria Madrid Joya ( Ifema)

No muy lejos, en el mismo pasillo, se encuentra una dependienta enseñando gargantillas que deslumbran a varias señoras. Mientras toman café, la afanada empleada narra los detalles y adornos que contiene tan lujoso collar. Cuando termina, las mujeres no acaban de decidirse y, finalmente, los brillantes complementos vuelven a guardarse cuidadosamente. La empresaria madrileña nos atiende sin querer dar su nombre, tampoco el de su marca, "por miedo". "Vivimos en peligro constante. Sí, a lo largo de mi vida he perdido la cuenta de las numerosas veces que me han atracado. En más de una ocasión ha sido el mismo caco. Se ríen de nosotros, nos sentimos totalmente desamparados por las leyes y la justicia".

"Paraíso para forrarse"

Las fuertes críticas hacia una legislación española laxa con el delincuente y que desprotege a los comerciantes de joyas viene de lejos. Los alunizajes en la zona de Madrid han aumentado, pero no sólo actúan bandas de jóvenes toretes y vaquillas extrarradiales, las víctimas revelan que la mayoría de sus asaltantes son extranjeros: "Entre los países del Este y Rusia saben que España es un paraíso para forrarte ilícitamente. Las mafias lo saben y los tribunales terminan considerando hurto y sentenciando a favor del reo. Así se dan atracos reiterados. A mí, por ejemplo, me robó un albano-kosovar que tenía 50 causas pendientes. Una locura", explica apenado Borraz. Sus empleados escuchan y asienten. A ellos también les han atracado alguna vez. "Esto va en aumento", nos comentan.

Tanto es así que sospechan hasta de los propios clientes. "Estamos cambiando la atención y vamos a hacer visitas personalizadas a los domicilios de los compradores. Previamente los investigamos porque tenemos muchos ladrones que se hacen pasar por clientes para ver qué tenemos y en ese momento arrebatárnoslo", asegura un diseñador cordobés que dice investigar a quién tienen detrás del mostrador antes de vender.

Borraz pide una mayor seguridad y vigilancia. La misma Asociación Española de Joyeros, Platero y Relojeros (AEJPR) ha presentado al Ministerio de del Interior una batería de propuestas que recoge todas las inquietudes del gremio. El borrador expone medidas para aumentar la seguridad y protección en los establecimientos y su personal, entre ellas, conocer si el empleado que van a contratar tiene antecedentes penales, agravamiento de penas en conductas delictivas tanto para hurtos como para robos y un trabajo conjunto con la policía.

Desde la AEJR avisan de que las compañías de seguro empiezan a plantearse asegurar a joyeros: "Las víctimas sufren la ruina personal, familiar y económica, son empresas familiares que no pueden asegurarlo todo. La primera oleada ataca a los más débiles, poco a poco, los delincuentes se profesionalizan y empiezan a realizar robos de mayor envergadura. A las víctimas personales, se añade un problema empresarial, sectorial, las pérdidas económicas impiden la reinversión".

"No quiero que mis hijos sean joyeros"

En España existen un total de 9.300 joyerías. La industria llegó a facturar hasta 1.750 millones de euros en 2018, según el Observatorio Sectorial DBK de Informa sobre las ventas minoristas. Pese a que no son malas cifras, el negocio joyero no se encuentra en uno de sus mejores momentos. Y si contamos con el añadido de que te juegas la vida pues, quizás, a las nuevas generaciones no les haga especial entusiasmo. Y a los padres parece ser que tampoco.

"Yo no quiero que mis hijos continúen con este negocio porque no deseo que sufran atracos y pongan su vida en riesgo por la joyería", señala Ramón, un joyero sevillano que heredó el arte de pulir piedras de su abuelo y padre. Lo mismo opina el dueño de Group As, quien dice que "no aconseja a sus hijos que sigan sus pasos por la integridad de sus vidas y por la baja rentabilidad de un sector que está muriendo", concluye.

En estos momentos, aunque no existen datos oficiales del número de delitos contra las joyerías, la AEJR ya ha anunciado un acuerdo con los representantes de las asociaciones de joyeros de las diferentes comunidades autónomas para recabar los datos y cuantificar los hechos delictivos.

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation