Menú

Regalan una noche de hotel gratis por no mirar las redes sociales ni un solo minuto

El invento permite medir el tráfico y el tiempo que los usuarios pasan conectados.

0
El invento permite medir el tráfico y el tiempo que los usuarios pasan conectados.

El hotel Bellora, situado en Gotemburgo, es el primero en el mundo que dispone de una habitación en la que el precio se establece en función del tiempo que el cliente pasa conectado a internet. La iniciativa llamada The Check Out Suite pretende que los clientes se relajen y huyan del estrés que provoca vivir permanentemente conectado. "Queremos fomentar que las personas que se quedan con nosotros disfruten de los momentos que pasan juntas y no se centren en mirar la pantalla del teléfono", defienden en su página web.

El proyecto lo han desarrollado junto con la compañía de seguros Länsförsäkringar, responsable de la lámpara inteligente Skärmfri, un invento que permite medir el tráfico y el tiempo que los usuarios pasan en las redes. Para ello han comprado 20 lámparas que servirán para establecer el precio final que pagarán los clientes de la suite en concreto.

Eso sí, será obligatorio conectarse a la red wifi del hotel, ya que esta es la única manera de que las lámparas sepan cuánto tiempo pasan los usuarios conectados a las redes sociales. Además de medir el tiempo, estas lámparas van cambiando de color a medida que pasen más minutos navegando por las redes, una manera de recordarles que llevan demasiado tiempo conectados.

Una vez concluida la noche, el precio se determinará en función de lo que la lámpara sueca inteligente haya estimado. La novedad es que, si el huésped consigue estar sin mirar las redes sociales ni un solo minuto, no tendrá que pagar nada por estar en la habitación de este lujoso hotel, mientras que si no puede resistir la tentación de abrir Facebook o Twitter el precio cobrado será de 2 euros por cada minuto que esté navegando. El tiempo límite son 30 minutos y si se sobrepasa la media hora el hotel considera que el cliente tiene que pagar el precio máximo de la estancia: 230 euros.

En Libre Mercado

    Servicios