Menú

En qué fijarte antes de solicitar un préstamo de dinero

Siempre es más recomendable volver a pedir otro crédito personal en el futuro que no poder pagar el que se debe ahora.

Libre Mercado
0
Créditos para imprevistos | Pexels/CC0/Pixabay

Con la salida de la crisis, los españoles han vuelto a endeudarse, pero a niveles moderados. Por ejemplo, a cierre de 2018, la deuda de las familias bajó un 0,2% en 2018, hasta los 704.277 millones de euros, un 0,2% menos que en el mismo mes del 2017, según los últimos datos del Banco de España. A nivel mensual, el endeudamiento de los hogares españoles en diciembre del año pasado disminuyó un 1,3% respecto a noviembre, con una bajada de 9.123 millones de euros.

La vivienda es el principal destino del endeudamiento familiar, ya que representa al 73,9% de los créditos, aunque tampoco hay que olvidarse de los préstamos personales. Este tipo de créditos tienen un gran número de destinos para los hogares españoles, como realizar un viaje, una reforma en el hogar, reemplazar un electrodoméstico o hacer frente a todo tipo de imprevistos.

Aspectos a tener en cuenta

Antes de solicitar uno de estos créditos, hay que buscar al prestamista ideal. El prestamista es la persona que se dedica a prestar el dinero cobrando a cambio un interés. También, hay que analizar cuál es nuestra capacidad de endeudamiento y en cuántos días podemos devolver el dinero que nos han prestado. Por ejemplo, empresas financieras online como Kredito24 y similares, permiten a los solicitantes devolver el préstamo en 30 días.

Eso sí, es importante que se aseguren de que en ese tiempo contarán con los ingresos suficientes para poder pagar su deuda. Si tiene previsto cobrar su nómina, alguna prestación asistencial o el alquiler de la vivienda que tiene en propiedad será suficiente para garantizar su solvencia. Para evitar sustos, es fundamental no solicitar más dinero del que se necesita. Siempre es más recomendable volver a pedir otro crédito personal en el futuro que no poder pagar el que se debe ahora.

Si la opción que se elige es la del crédito personal online, tiene la ventaja de que no será necesario acudir en persona a una sucursal bancaria para realizar la petición. Tampoco será necesario recopilar documentos acreditativos ni atravesar por complejos trámites administrativos. Desde el móvil o el ordenador de casa es posible realizar la operación. Solo es necesario tener el DNI en regla, ser mayor de 18 años, tener un número de móvil, un correo electrónico y una cuenta bancaria de la que sea titular. Rellenando un sencillo formulario el dinero será ingresado en su cuenta.

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation
    España Baila Flamenco