Menú

Los mendigos de Silicon Valley ganan 1.000 dólares al mes vendiendo la basura de los millonarios

El primero en contar su experiencia fue Jake Orta, quien a sus 56 años decidió buscar en la basura que tira Mark Zuckerberg.

Patricia Malagón
0
Silicon Valley | Flickr/ Patrick Nouhailler

Los mendigos de Silicon Valley están dando la vuelta en los diarios norteamericanos por los desechos que venden. The New York Times fue el primero en poner el foco en esta curiosa realidad, que no es otra que la de vender los productos que los más ricos de esta región de San Francisco tiran a la basura.

El primero en contar su experiencia fue Jake Orta, quien a sus 56 años decidió buscar en la basura que tira Mark Zuckerberg, fundador de Facebook. Entre sus desperdicios encontró varios artículos en perfecto estado que podrían venderse en el mercado. Por ejemplo, halló un robot aspirador, una máquina de café y un iPad, todo ello funcionando a la perfección. Después de eso, Orta asegura ganar entre 30 y 40 dólares al día vendiendo la basura de los millonarios de Silicon Valley. Es decir, cerca de los 1.000 dólares al mes.

Orta no es el único mendigo que se encarga en hacer esta labor. El medio Financial Panther realizó un reportaje in situ recogiendo la basura de estos millonarios y vendiéndola posteriormente. El diario aseguró haber ganado unos 1.000 dólares gracias a los artículos encontrados en los residuos. Entre los objetos que encontraron estaban una mesa de café, unos taburetes altos y varias prendas de ropa sin estrenar.

Como es lógico, esta práctica se ha extendido por San Francisco y ya son varios los mendigos y ciudadanos que practican eso de buscar en la basura. De hecho, The New York Post publicó una historia en la que una millonaria de 60 años se dedicaba a buscar en la basura por puro entretenimiento.

El problema está en que en California buscar en la basura ajena es ilegal, ya que los artículos depositados en los contenedores son propiedad de la empresa de recogida de residuos mientras que estos están en la calle. Es decir, cuando un vecino tira su basura, ésta pasa a ser propiedad de la empresa encargada de su recogida. Por eso, los mendigos se enfrentan a diversas sanciones por seguir buscando en la basura de los millonarios de Silicon Valley.

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation