Menú

"Shock" entre los empresarios tras las victoria del independentismo en la Cámara de Barcelona

De las 40 sillas del Pleno, la lista independentista ha logrado 31. Plantean poner esta corporación "al servicio" de la república catalana.

Lm/Agencias
0
"Shock" entre los empresarios tras las victoria del independentismo en la Cámara de Barcelona
Banderas independentistas en una manifestación | EFE

La rotunda victoria de la candidatura separatista, impulsada por la ANC, en las elecciones a la Cámara de Comercio de Barcelona ha causado sorpresa e inquietud entre las grandes empresas catalanas, puesto que la lista ganadora plantea poner esta corporación "al servicio" de la república catalana.

Los independentistas se han impuesto al lograr tres cuartas partes de los representantes a elegir. De las 40 sillas del Pleno, la lista independentista ha logrado 31.

La Cámara de Barcelona es clave en el mundo empresarial catalán por ser altavoz de las demandas empresariales, por su influencia en otros organismos como Fira de Barcelona y por los programas y proyectos que gestiona con el apoyo de las diferentes administraciones públicas.

La ANC se ha impuesto de forma clara en las elecciones al plenario de la Cámara de Comercio de Barcelona, al sumar 32 de los 40 asientos que se eligen por sufragio directo.

A falta de saber si se producen impugnaciones al proceso electoral, marcado por la polémica del uso del voto electrónico (remoto y presencial), esos 32 asientos del plenario de la Cámara de Comercio darán la presidencia de la institución, salvo sorpresas, a la lista independentista.

Liderada por la ANC y con presencia del Cercle Català de Negocis, la entidad Sobirania i Justícia y la Fundació Catalunya Estat, la candidatura independentista cuenta entre sus representantes más destacados con Joan Font (Bonpreu), el actor Joel Joan y con Pere Barrios, empresario del Vallès que se postula como próximo presidente de la Cambra.

En declaraciones a Efe, Barrios ha asegurado que la victoria de su lista es un acontecimiento "esperado y querido", y ha prometido "un cambio total de mentalidad" en la cámara, ya que ostentarán la mayoría los pequeños empresarios "y no los directivos de grandes empresas con sus consejos de administración en Madrid".

Fuentes empresariales consultadas por Efe admiten que el resultado ha dejado en "shock" a muchos representantes de la gran empresa catalana.

Estas fuentes apuntan que el hecho de que el debate sobre la independencia de Cataluña "contaminara" de alguna forma la campaña electoral a la Cámara ha beneficiado a la ANC, que ha conseguido movilizar a pymes, autónomos y emprenededores.

Además de la inquietud por la dinámica en la que puede entrar la Cámara de Barcelona, los empresarios consultados por Efe muestran su gran sorpresa por el resultado de los comicios, dado que Enric Crous y Carles Tusquets se presentaban como favoritos.

"Desvincular la economía catalana de los poderes fácticos centralizados (Ibex 35 y palco del Bernabéu"), comprometer a las cámaras con la "implementación de la república catalana y la soberanía fiscal" y fomentar las infraestructuras que unen Cataluña con los "Países Catalanes" son algunas de las propuestas de la lista ganadora que crean más alarma entre la gran empresa catalana.

La Cámara de Comercio de Barcelona tuvo un presupuesto en 2018 de 18,6 millones de euros, de los cuales un 60% dependen de servicios prestados a empresas y el 40% procede de programas y proyectos gestionados junto a las administraciones públicas.

Los detalles de las elecciones

La candidatura del ex director general de Damm Enric Crous ha sido la segunda más votada, al lograr 5 miembros en el Pleno, seguida de la del presidente de Banco Mediolanum, Carles Tusquets, con 3.

Por su parte, la lista impulsada por la asociación de mujeres 50a50 ha conseguido una silla en el Pleno, mientras que el candidato Ramon Masià se ha quedado sin representación.

Un total de 17.224 empresas y autónomos han ejercido su derecho a voto en estas elecciones, lo que supone un 4,1% del total del censo, el doble que en los anteriores comicios, celebrados en 2010, cuando la participación no llegó ni al 2%.

Un total de 423.000 empresas y autónomos estaban llamados a votar para renovar el Pleno de la Cámara de Barcelona, que desde junio de 2002 está presidida por Miquel Valls, de 75 años, que no se ha presentado a la reelección.

De los 60 miembros del Pleno, los electores han podido escoger a 40 representantes, que ahora serán en su mayoría de independentistas.

Otros 14 los designan directamente las empresas que mayor aportación económica hacen a la Cámara, un mínimo de 75.000 euros al año por empresa, y los 6 restantes se eligen a partir de una propuesta hecha por las patronales Foment y Pimec.

En concreto, las empresas que tienen reservado un asiento en el Pleno son Abertis, Banco de Sabadell, Banco Mediolanum, CaixaBank, Criteria Caixa, Deloitte, Indra, Magma Disseny, Naturgy, Pricewaterhousecoopers, Promotora Kasde, RACC, Damm y Sociedad General de Aguas de Barcelona.

Más noticias sobre el desafí­o separatista en Cataluña en Flipboard

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation