Menú

Lavado de cerebro en las aulas de Baleares: los crímenes comunistas no existen y el capitalismo es malo

Societat Civil Balear analiza 35 libros de texto y denuncia aleccionamiento ideológico basado en el odio a la democracia liberal y a España.

0
Societat Civil Balear analiza 35 libros de texto y denuncia aleccionamiento ideológico basado en el odio a la democracia liberal y a España.
Alumnos en una clase | Archivo

La asociación Sociedad Civil Balear está llevando a cabo un ambicioso macroanálisis que versa sobre el contenido de 35 libros de textos de la ESO y Bachillerato de las Islas Baleares. Libre Mercado ha tenido acceso a un primer avance de las conclusiones obtenidas. El presidente de la organización, Tomeu Berga, critica que se esté haciendo una construcción falseada de la realidad histórica y política en las aulas por parte del profesorado y la Consejería de Educación. Frente a estos hechos, el equipo de Sociedad Civil Balear ha decidido remangarse y dejar en evidencia ante la opinión pública "el nivel de sectarismo político y educativo al que están siendo sometidos sus hijos".

La tesis se ha elaborado tras la lectura de los ejemplares de Lengua y Literatura, Geografía e Historia, Economía, Historia del Mundo Contemporáneo, Lengua Catalana y Literatura pertenecientes a los cursos que van desde primero a cuarto de la ESO y de primero y segundo de Bachillerato. La ideologización se ha tildado de "suma gravedad" por parte de la asociación, ya que se lavaría el cerebro contra los españoles y la democracia liberal, según transmite el informe balear.

Intoxicación de ideas

"El aleccionamiento puede llegar a ser muy sutil. Una parte de la investigación se centra en detectar datos, afirmaciones y conclusiones que justifican las sospechas, señalándose la concreta página del libro en que se produce el adoctrinamiento. La otra es consecuencia de una lluvia fina que va calando. Por ejemplo: se transmite la idea de que ‘ser de izquierdas’ es lo bueno, y ‘ser de derechas’, lo malo. También ‘el capitalismo es malo, el socialismo en cambio, bueno’. En esta misma línea, se transmite que ‘Cataluña’ y el ‘catalanismo’ son lo bueno y el ‘españolismo’ y ‘España’ son lo malo", transmiten los analistas en este adelanto que han hecho llegar Libre Mercado.

Significativamente "se llegan a a ocultar los crímenes comunistas de China o Corea", algo que han denominado los expertos como adoctrinamiento por omisión: se disimula o blanquea un determinado sistema en detrimento de otro. Por ejemplo, el capitalismo es descrito en los libros de texto como un sistema perverso y maligno. "Además del proceso de adoctrinamiento nacionalista, cabe advertir del aleccionamiento contrario al capitalismo y la democracia liberal. Así, se demoniza a las empresas y a los empresarios, a la especulación o al turismo, mientras se ensalza a cualquier movimientos reivindicativo, intervencionismo estatal y subvenciones", subrayan desde esta entidad.

Miedo a ser liberal y español

Otra de las cuestiones que ha llamado poderosamente la atención de los analistas han sido las continuas descalificaciones hacia todo lo considerado como español, fomentando el odio a menores de edad. Tachan a sus autores de formar poco menos que generaciones de jóvenes incultos y con miedo a ser desleal al catalanismo y al ideario socialcomunista que abomina de cualquier indicio de libre mercado y de sociedad capitalista o españolidad.

"La lluvia fina impregna las mentes de los jóvenes en su primera educación. Podría describirse como la construcción de un relato tendencioso en favor de una ideología a través de omisiones, exageraciones, medias verdades e inexactitudes que aisladamente podrían parecer de escasa relevancia, pero que conjuntamente transmiten de un modo insidioso y disimulado dicha ideología. Por tanto, puesto que se trata de una manipulación semioculta, finalmente puede resultar incluso más dañina que las falsedades evidentes", apuntan fuentes de Sociedad Civil Balear.

Complicidad política

Este caldo cultivo hunde sus raíces en las políticas educativas provenientes de los años 90. Pero la radicalización al estilo de los independentistas catalanes se ha acentuado aún más en la última década. Actualmente, Francina Armengol, del Partido Socialista, es la presidenta del Gobierno de las Islas Baleares. Esta asociación achaca la situación presente del nivel educativo a los sucesivos gobiernos de PP y PSOE.

Fue el mismo expresidente balear José Ramón Bauzá quién expresó su rechazo y se descolgó del partido acusándolo de ser "el que ha sembrado y regado un nacionalismo que la izquierda no ha necesitado más que explotar". Al hilo de esto, el popular advirtió con dureza que han sido los culpables de que Baleares termine en la misma situación que Cataluña y lamentó que "fuera el PP el que aprobara la ley de normalización lingüística", favoreciendo así la radicalización innecesaria en colegios e institutos públicos.

Ante estos acontecimientos y al descubrir el dogmatismo del que está siendo presa el alumnado, los padres miembros de Sociedad Civil Balear han decidido tomar cartas en el asunto y denunciarán a la Consejería de Educación Balear ante los tribunales en vista de la inacción política de unos y otros.

En Libre Mercado

    Servicios