Menú

ACS vende el 74% de sus seis autovías de 'peaje en sombra' en España

Esta operación reportará a la compañía una plusvalía de 40 millones de euros.

LM/Agencias
0
Esta operación reportará a la compañía una plusvalía de 40 millones de euros.
Florentino Pérez en la Junta de Accionistas | EFE

ACS ha vendido al fondo de inversión en infraestructuras Hermes el 74% de la participación que tiene en seis tramos de autovía de peaje en sombra de España, una operación que reportará a la compañía una plusvalía de 40 millones de euros.

El grupo que preside Florentino Pérez mantendrá el 26% restante de la participación y seguirá gestionando las vías, cuyo valor total y conjunto asciende a 950 millones de euros.

La venta se enmarca en la estrategia de continua rotación de activos maduros que sigue la compañía con el fin de levantar recursos para nuevos proyectos.

Las autovías que ACS abre a la entrada a Hermes son dos de Cataluña (Eje Diagonal y Reus-Alcover), otra de Castilla la Mancha (Autovía de la Mancha), una más en Castilla y León (Autovía de los Pinares), una de Navarra (Autovía del Pirineo) y la sexta en Galicia (Santiago-Brion).

Se trata de vías sobre las que, en su día, el grupo logró un contrato para invertir en obras de mejora o ampliación, una inversión que ahora recupera recibiendo un pago anual de la Administración por la explotación y mantenimiento de las infraestructuras que, de esta forma, quedan libre de pago directo para los usuarios.

Según detalla ACS, la inversión asociada a estas seis autovías es de 1.100 millones de euros y aún presentan un periodo medio de concesión de 19,4 años.

La participación de la constructora en cada una de las concesiones, que suman 234 kilómetros de longitud, oscila entre la del 63,3% que ostenta la Autovía de los Pinares y la del 100% que controla en las dos vías catalanas.

La venta de ACS de la mayoría del capital en estas autovías, cuyo cierre queda pendiente de la consecución de las correspondientes autorizaciones, sucede a operaciones similares de otras compañías del sector en los últimos meses.

Ferrovial vendió en julio el 65% de Ausol, la autopista de la Costa del Sol que une Málaga y Guadiaro (Cádiz), al fondo Meridiam. Posteriormente, en octubre, Sacyr vendió al también fondo Aberdeen Infrastructure el 47,5% del capital de la AP-46 Alto de las Pedrizas-Málaga.

En el caso de ACS, acomete esta desinversión en su cartera de concesiones apenas un año después de completar, junto con la italiana Atlantia, la toma de control de Abertis, grupo de autopistas al que pretenden impulsar como líder mundial de infraestructuras.

No obstante, a través de su propia filial de concesiones Iridium, ACS figura ya como uno de los primeros grupos concesionarios del mundo, dado que suma medio centenar de concesiones repartidas por Norteamérica, Latinoamérica y Europa.

Renovables

En el plano corporativo, ACS cierra esta venta mientras prevé culminar antes de fin de año o a comienzos del próximo la de los activos de energías renovables que tiene en su filial Zero-E, según indicó su director general corporativo del grupo, Angel García Altozano, en la presentación de resultados trimestrales del grupo.

ACS mantiene no obstante su apuesta por las renovables y seguirá invirtiendo en la construcción de este tipo de instalaciones. En lo que va de año, la compañía ha destinado a este negocio 850 millones, más del doble que en todo 2018. Por el momento, cuenta con 1.481 MW en explotación y construcción y una cartera de proyectos de 8.200 MW.

Temas

En Libre Mercado

    Lo más popular

    Servicios