Menú

Bruselas advierte a Sánchez de la inviabilidad de las pensiones y le sugiere subidas de IVA

Según los técnicos europeos, la viabilidad del sistema de jubilación puede verse seriamente comprometida si insiste en ligar las pensiones al IPC.

0
Según los técnicos europeos, la viabilidad del sistema de jubilación puede verse seriamente comprometida si insiste en ligar las pensiones al IPC.
Reunión de la Comisión Permanente de la Ejecutiva Federal del PSOE | EFE

La Comisión Europea lanza un serio aviso al gobierno de España en su análisis semestral publicado esta semana. Según los técnicos de la administración comunitaria, las propuestas económicas del nuevo Ejecutivo comprometen seriamente la creación de empleo, la solvencia del sistema de pensiones o la estabilidad fiscal. En este sentido, Bruselas no ha dudado en advertir a Moncloa de la insostenibilidad financiera derivada de muchas de sus medidas estrella.

Las pensiones son, quizá, la cuestión de fondo que más alarma a los hombres de negro encargados de repasar y evaluar las reformas que adopta el gobierno. Según los técnicos europeos, la viabilidad del actual sistema de jubilación puede verse seriamente comprometida si el gobierno de coalición pactado por socialistas y comunistas insiste en ligar las pensiones al IPC y suprimir el factor de sostenibilidad.

La Comisión pone el dedo en la llaga y subraya que este tipo de medidas beneficia a un colectivo, el de los jubilados, que ha visto cómo sus ingresos se mantenían más o menos constantes durante la última década, situación que contrasta con el empobrecimiento y la precariedad que sí ha afectado a las capas más jóvenes de la población.

Además de denunciar ese "deterioro de la equidad intergeneracional", Bruselas también advierte de la dificultad de financiar los gastos adicionales planteados por Moncloa en materia de pensiones. Y es que, de consolidarse el marco de gasto que viene apuntando el gabinete de Pedro Sánchez, el gasto anual en pensiones se dispararía del 11% al 16% del PIB, siendo el promedio comunitario actual del 9%. Asumiendo el PIB actual, el crecimiento del gasto en pensiones rebasaría los 50.000 millones de euros.

Nuevas subidas fiscales

Otra cuestión que inquieta a los expertos europeos es la evolución del déficit, que se ha mantenido prácticamente constante en 2019. Tras un año perdido en materia de consolidación, los técnicos de la Comisión temen que se produzcan nuevos retrocesos en 2020, a raíz de las promesas de mayor gasto que ha realizado el gobierno y que, según Bruselas, habrían tenido el efecto de aumentar el déficit estructural de las Administraciones Públicas en 2.500 millones de euros.

Pero, lejos de plantear una rebaja de tales desembolsos, la Comisión Europea abre las puertas a que Moncloa financie dichos gastos con una retahíla de nuevos impuestos. Así, puesto que el informe ve insuficiente la recaudación potencial de la Tasa Google o la Tasa Tobin, la Comisión plantea a España la posibilidad de aumentar el IVA (generalizando el tipo del 21%), el IBI o los impuestos medioambientales.

Más críticas a la agenda económica

El informe de la Comisión defiende el impacto de la reforma del mercado de trabajo impulsada por el gobierno de Mariano Rajoy en 2012, señalando que los cambios introducidos por el gabinete popular "jugaron un papel importante para promover una recuperación rica en creación de empleo". En consecuencia, los expertos comunitarios piden que "cualquier nueva medida sea adoptada tras una evaluación rigurosa de su impacto potencial" y reivindican que "se preserven los logros de las reformas pasadas".

En este sentido, Bruselas valora negativamente la insistencia del gobierno español en llevar el salario mínimo hasta el 60% del salario mediano. La Comisión apunta que lo razonable habría sido evaluar con detenimiento el impacto sobre el empleo del aumento del 22% que experimentó el coste laboral básico en 2019. Además, el informe critica que Moncloa insista reiteradamente en alcanzar un SMI equivalente al 60% del salario mediano, puesto que "en 2018, solo tres Estados miembros de la UE tenían un salario mínimo por encima de este umbral y, además, se trataba de países con tasas de desempleo mucho más bajas".

Además, la Comisión se refiere a la propuesta de establecer precios mínimos en el alquiler de vivienda y asume por entero la advertencia del Banco de España, que hace escasas semanas advirtió al gobierno de que este tipo de medidas "pueden reducir la oferta de viviendas en alquiler a medio y largo plazo y tener efectos colaterales no deseados sobre los precios y la demanda en el mercado de la vivienda".

En Libre Mercado

    Servicios