Menú

BBVA, Iberdrola, Inditex, Santander y Telefónica crean un fondo de 150 millones para comprar material sanitario

El aporte inicial por parte de cada una de las firmas era de unos 25 millones de euros.

LD/Agencias
0
El aporte inicial por parte de cada una de las firmas era de unos 25 millones de euros.

Las grandes empresas del Ibex 35 se han puesto en contacto entre ellas, a iniciativa propia, y con las autoridades sanitarias para coordinarse lo mejor posible en la donación de material de primera necesidad para hacer frente a la crisis sanitaria por el coronavirus, informaron a Europa Press en fuentes empresariales.

En concreto, las empresas que se están coordinando en esta iniciativa son BBVA, Iberdrola, Inditex, Santander y Telefónica, y el esfuerzo conjunto está abierto a más compañías.

Esta donación se enmarca en "un esfuerzo de coordinación" por las entidades, aunque no se trata de la creación de un fondo. "Las empresas se quieren coordinar para que las ayudas sean las que mejor respondan a las necesidades de las autoridades sanitarias, y no duplicar esfuerzos", destacaron las mismas fuentes.

De esta manera, cada compañía está mirando cómo puede ser más útil aportando proveedores y recursos, y se están complementando los esfuerzos en principio a través de la logística de Inditex porque es la que tiene los canales abiertos desde China.

Según adelantaba este martes el diario El Confidencial , el aporte inicial por parte de cada una de las firmas era de unos 25 millones de euros.

No obstante, se ha considerado que la cantidad a aportar es una decisión de cada empresa y que lo importante es conseguir el material necesario y la organización en ver cómo se traen esas necesidades específicas.

Santander, fondo de 25 millones

De hecho, Santander ya anunció este lunes la creación de un fondo de al menos 25 millones de euros para proporcionar equipamiento y materiales esenciales en la lucha contra la crisis sanitaria del coronavirus.

Este fondo se financiará con la reducción en la retribución del consejo y la alta dirección del grupo -la presidenta, Ana Botín, y el consejero delegado, José Antonio Álvarez, han renunciado al 50% de su remuneración de 2020- y con aportaciones voluntarias de los empleados del banco.

Estas aportaciones se destinarán a cubrir necesidades inmediatas, como la producción y adquisición de equipamiento médico, ropa de protección y otros equipos que son necesarios para tratar a los pacientes infectados por el virus, así como a efectuar donaciones a las autoridades e instituciones correspondientes.

En Libre Mercado

    Servicios