Menú

¿Qué medidas ha tomado Murcia para figurar entre las CCAA con menos contagios por COVID-19?

Aplazamientos fiscales, participación de atención primaria, compras de material sanitario desde el pasado mes de enero...

0
Aplazamientos fiscales, participación de atención primaria, compras de material sanitario desde el pasado mes de enero...
La estrategia del Gobierno de Murcia contra el COVID-19

Ayer, 1 de abril, Murcia tenía diagnosticados 1.041 casos de coronavirus, una de las cifras más bajas de todas las comunidades autónomas de nuestro país. Si se ajustan los datos para tener en cuenta el efecto calendario, encontramos también que Murcia tiene la curva menos pronunciada de todas las regiones. Si medimos el número de positivos en relación con el tamaño de la población, Murcia aparece como el segundo territorio con menos incidencia, solo después de Canarias. No solo eso: si estudiamos la tasa de mortalidad de la enfermedad, las cifras vuelven a dejar a Murcia en buen lugar, puesto que solo Galicia obtiene un resultado más favorable. (* datos desglosados al pie de la noticia)

El mejor desempeño de la autonomía gobernada por López Miras se explica, en parte, porque Murcia fue la última comunidad en registrar un caso de COVID-19. Sin embargo, el gabinete regional no perdió el tiempo, sino que aprovechó esa ventaja relativa para tomar medidas casi de inmediato, una estrategia que ha dado sus frutos.

Por ejemplo, en Murcia se adelantaron las compras de material sanitaria (en el mes de enero ya estaban en marcha) y se reorganizó la operativa de los hospitales (triplicando su capacidad potencial y preparando todo lo necesario para levantar hospitales de campaña en caso de que la situación lo requiera).

En total, Murcia ha invertido 27 millones de euros en material sanitario. El pasado día 31 de marzo, sin ir más lejos, la región recibió 1,5 millones de mascarillas. Por comparación, el Ministerio de Sanidad solo ha entregado 72.000 mascarillas al gobierno murciano, una cifra que no solo se queda muy por debajo de lo adquirido por el gabinete autonómico, sino que ni siquiera llega a la cifra oficial facilitada por la Administración Sánchez, que habló de 196.000 unidades entregadas.

Apuesta pionera por la atención primaria

Por otro lado, Murcia ha hecho una apuesta firme por implicar a los profesionales sanitarios de atención primaria en la contención del coronavirus. Esta capa del sistema sanitario está siguiendo los casos considerados como "posibles", vigilando que dichas personas permanezcan aisladas, controlando su evolución y detectando cualquier posible complicación para actuar a tiempo.

En este sentido, los equipos de atención primaria están realizando un seguimiento sanitario diario a cerca de 30.000 personas (analizando tanto los casos diagnosticados como sus posibles contactos). Estas tareas se realizan a través del teléfono o mediante asistencia domiciliaria, según los criterios clínicos.

Este protocolo ha identificado a 15.834 contactos de presuntos casos que ya se tienen identificados y están en cuarentena, pero también ha permitido seguir a 13.854 posibles casos que permanecen también en aislamiento domiciliario. Ya se han registrado 1.536 altas de personas que se diagnosticaron como posible caso por esta vía a las que se les ha hecho el seguimiento correspondiente.

En algunos casos, los médicos han detectado que la persona ha roto el aislamiento y que algunos de los pacientes bajo vigilancia domiciliaria están saliendo de casa. Por ello, la Consejería de Salud ha dado instrucción a las gerencias para que en el caso de que no se respeten las medidas comuniquen los nombres de estos pacientes a la autoridad para que proceda como corresponda.

Aislamiento y prevención

El gobierno murciano ha tomado distintas medidas de aislamiento con días de antelación respecto al Ejecutivo nacional. El 12 de marzo se suspendió la actividad educativa y se hizo lo propio en centros de mayores. También se tomaron medidas para impedir concentraciones de más de 50 personas y se suspendieron eventos deportivos y culturales. Un día después, el 13-M, López Miras ordenó el cierre de 14 municipios costeros a los que llegó un aluvión de personas anticipando el eventual confinamiento generalizado del país. También durante esa jornada se limitó la libertad de circulación y movimiento y se cerraron oficinas de turismo y otros puntos de atención al público. El 22 de marzo, Murcia fue un paso mas allá y preparó una orden orientada a limitar la actividad económica a lo estrictamente necesario para garantizar la supervivencia y el abastecimiento de la población, una medida que el gobierno nacional replicaría días después (30 de marzo).

Para reforzar la estrategia contra el coronavirus, Murcia fue una de las primeras comunidades que habilitó números de teléfono (900 12 12 12) dedicados a prestar atención continua las 24 horas del día a posibles contagiados o a ciudadanos que, sin estar aquejados del COVID-19, tienen necesidades de información sanitaria. En clave informativa, Murcia también ha sido la CCAA que mejor ha reportado la situación autonómica, puesto que de forma diaria y desde hace semanas ha venido comunicando con claridad el número de positivos y su situación médica.

También se suspendieron rápidamente las cirugías no urgentes y se suspendieron las licencias y permisos concedidas personal sanitario. Además, se han renovado por nueve meses las recetas electrónicas asociadas a tratamientos farmacéuticos continuados y se han tomado otras decisiones similares orientadas a que las enfermedades ya diagnosticadas puedan tratarse sin necesidad de acudir de forma continuada a los centros de salud.

Medidas económicas

Entre las medidas económicas que lleva semanas implementando el gobierno de López Miras, se pueden citar las siguientes:

- Exención del pago de alquiler a las familias inquilinas de viviendas sociales.
- Exención de todas las tasas administrativas devengadas en los tres meses siguientes a la declaración del estado de alarma (4 millones de euros).
- Aplazamiento de tres meses en el Impuesto de Sucesiones y Donaciones y en el Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos.
- Aplazamiento de tres meses en los tributos propios (almacenamiento, residuos, vertidos, emisiones CO2).
- Aplazamiento de tres meses en 37 impuestos locales de gobiernos municipales que se han adherido a un plan coordinado por el gobierno regional (6,5 millones de euros).
- Aplazamiento de la devolución de préstamos concedidos a autónomos y pymes (29,6 millones de euros).

(*) Nota: El 2 de abril, fecha en que se publicó este artículo, Murcia sumaba 1.084 positivos por coronavirus. Ajustando el efecto calendario, Murcia registra 1.041 casos desde que se detectaron sus primeros 30 contagios. El total de fallecidos asciende a 42, una tasa del 3,9%, por debajo de cualquier otra CCAA, salvo Galicia y su 2,5%. El ratio de casos por cada 100.000 habitantes es de 72,6, solo por debajo de los 67 de Canarias.

En Libre Mercado

    Servicios