Menú
EDITORIAL

El Gobierno nos hunde y nos condena al rescate o a la quiebra

España se enfrenta a la disyuntiva de pedir el rescate y ponerse bajo la tutela de Bruselas o exponerse a la quiebra. Este es el terrible panorama.

EDITORIAL
0

El Gobierno por fin ha puesto cifras a la recesión. Desde la aprobación del estado de alarma, el Ejecutivo social-comunista no había sido capaz de dar un solo dato que permitiera calibrar la magnitud del desastre. Es más, la ministra de Economía, Nadia Calviño, se atrevía a asegurar, el pasado 9 de marzo, que el impacto del coronavirus sería "poco significativo y transitorio" para nuestro país. No han pasado dos meses y España ya está hundida en una de sus peores crisis de los últimos cien años. Y la insensata Calviño sigue ahí, sin siquiera pedir perdón. Esta era la que iba a aportar sentido común y prestigio al Gobierno del fraudulento doctor en Economía Pedro Sánchez Castejón.

España se hunde. Así se lo hizo ver en la noche de este jueves –in extremis– el Gobierno de Sánchez a Bruselas por medio de un nuevo Programa de Estabilidad y un demoledor cuadro macroeconómico. El Ejecutivo ha tenido que revisar todas sus estimaciones, sin excepción, por el impacto del coronavirus. Y lo ha hecho con unos números muy poco creíbles.

El pronóstico oficial es que el PIB se desplome un 9,2% este año y que tasa de paro se dispare hasta el 19%. Y aunque estas cifras ya resulten devastadoras para cualquier país, lo cierto es que todo apunta a que la España desgobernada por los social-comunistas va a ser uno de los más perjudicados por la debacle, por lo que el descalabro será seguramente aún mayor. Hasta la Airef, que era la que avalaba esas cuentas, ha tenido que sonrojar al Gobierno esta misma mañana apuntando que su escenario era perfectamente empeorable.

A la hora de presentar las previsiones, María Jesús Montero y Nadia Calviño se arrancaron con la estupefaciente afirmación de que la recuperación será en forma de "V asimétrica". Sin vergüenza, las incompetentes ministras intoxicadoras se han atrevido a avanzar que la remontada comenzará en verano, ignorando a conciencia que los absolutamente cruciales sectores hostelero y turístico se ven incapaces de retomar la actividad por el descabellado del plan de desescalada del Gobierno. Pretender que abran los hoteles cuando ni siquiera rige la libertad de circulación por el territorio nacional –para qué hablar del determinante turismo internacional– o que los bares se apañen con restricciones draconianas sobre sus espacios disponibles es una afrenta para todos aquellos empresarios que están viendo cómo se les condena a la miseria. Para colmo, la impresentable ministra de Transición Ecológica (sic), Teresa Ribera, ha tenido la desfachatez de decir a los hosteleros que si "no se sienten cómodos" con el plan miserabilizador y liberticida de su Gobierno "no abran". Esta es la indecente solución que da el Ejecutivo a los propietarios de 300.000 negocios indispensables para la economía nacional. Los 1,7 millones de trabajadores que emplea un sector que representa al 6,2% del PIB no están para chulerías de gente que nada arriesga y vive encima de los chuleados, señora Ribera. Usted, sencillamente, no es digna de ser ministra.

El Gobierno prevé que el déficit alcance el 10,34% del PIB, lo que supondría el mayor descuadre de cuentas desde el año 2012. Está insólita cifra se acerca al máximo histórico del 11,3%, logrado por José Luis Rodríguez Zapatero en el año 2009, por lo que estaríamos volviendo a uno de los periodos más ruinosos de la historia reciente. Además, la deuda pública se disparará hasta al 115,5% este año.

Con los Presupuestos tensionados de esta manera, la pregunta ahora es de dónde van a sacar los social-comunistas el dinero para sufragar el brutal aumento del gasto. María Jesús Montero ya apunta a la Tasa Google, la Tasa Tobin, Sucesiones y Patrimonio. En una palabra, al saqueo. Pero no será suficiente. España se enfrenta a la disyuntiva de pedir el rescate y ponerse bajo la tutela de Bruselas o exponerse a la quiebra. Este es el terrible panorama.

En Libre Mercado

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Podimo
    • Tienda LD