Menú

CaixaBank y Bankia aprueban la fusión para crear el banco más grande de España

El grupo tendrá activos por 650.000 millones. Goirigolzarri será el presidente, Gortázar el consejero delegado y la sede estará en Valencia.

0
El grupo tendrá activos por 650.000 millones. Goirigolzarri será el presidente, Gortázar el consejero delegado y la sede estará en Valencia.
Archivo

Los consejos de administración de CaixaBank y Bankia han finalizado la reunión de este jueves con el visto bueno al Acuerdo Común de Fusión, que dará como resultado a la entidad más grande de España.

La celebración de la reunión de los respectivos consejos de administración por fin ha llegado este jueves después de que los trabajos de la fase de intercambio de información, en la que se analizaron a fondo los números de cada entidad, se prolongaran tras encontrarse ciertas divergencias, entre otros factores, por la ecuación de canje. José Ignacio Goirigolzarri (Bankia) será el presidente de la nueva entidad y Gonzalo Gortázar (Caixabank), el consejero delegado.

La marca CaixaBank será la única que se conservará, como ha sucedido con las últimas compras llevadas a cabo por la entidad catalana.

Aunque el domicilio social del nuevo banco estará en Valencia —sede de CaixaBank desde finales del 2017—, las principales sedes operativas, como los servicios centrales, se repartirán entre Barcelona y Madrid.

La unión entre CaixaBank y Bankia deja el tablero bancario español formado por tres grandes piezas: la nueva entidad surgida de dicha fusión, que mantendrá en nombre de CaixaBank; el Santander y el BBVA, y aviva de nuevo el debate sobre la concentración bancaria en entidades de menor tamaño, como Banco Sabadell.

Los detalles

La fusión, cuya ecuación de canje aún no se ha dado a conocer, deberá recibir ahora la autorización de los reguladores y también ser aprobada por las respectivas Juntas Generales de Accionistas de los dos bancos.

El nuevo consejo de administración está previsto que tenga 15 miembros, de los cuales se prevé que diez sean independientes, dos ejecutivos (Goirigolzarri y Gortázar) y otros tres dominicales, es decir, en representación de sus principales accionistas. Criteria, en nombre de la Fundación Bancaria La Caixa, elegirá a dos, y el FROB, en representación del Estado, tendrá otro consejero.

Otra particularidad del nuevo banco que debe surgir como fruto de esta fusión es que el Estado será el segundo accionista, y la incógnita está en cuánto tiempo permanecerá el Estado en el accionariado.

El inicio de las negociaciones arrancó de forma discreta antes de verano, tras ser autorizado por ambos consejos, que para su asesoramiento contrataron a bancos de inversión (Morgan Stanley en el caso de CaixaBank y Rotschild en el de Bankia), consultoras (Deloitte y EY, respectivamente) y asesores legales (Uría Menéndez y Garrigues, respectivamente).

La reunión de hoy da el pistoletazo de salida a una operación que creará un grupo con activos por importe de 650.000 millones de euros, unas 6.600 sucursales (4.400 la entidad de origen catalán y más de 2.200 la entidad nacionalizada) y una plantilla conjunta superior a los 51.000 empleados (casi 35.600 CaixaBank y unos 16.000 Bankia), lo que propiciaría significativas sinergias.

En Libre Mercado

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Radarbot
    • Tienda LD