Menú

El Corte Inglés, Ikea o Carrefour pagarán 25 euros al mes a los empleados que teletrabajen

El convenio contempla una subida salarial del 1% anual y el pago de 25 euros al mes para el desarrollo del teletrabajo.

0
El convenio contempla una subida salarial del 1% anual y el pago de 25 euros al mes para el desarrollo del teletrabajo.
Han acordado un incremento salarial del 2% en dos años. | Europa Press

Asociación Nacional Grandes de Empresas de Distribución (Anged), que engloba a empresas como El Corte Inglés, Ikea, Carrefour, Alcampo, Leroy Merlín, Fnac o Conforama, ha acordado este miércoles con los sindicatos la renovación del convenio colectivo, con una subida salarial del 1% cada año durante su vigencia, del 1 de enero de 2021 a 31 de diciembre de 2022.

El texto incluye el pago de 25 euros brutos al mes para el desarrollo del teletrabajo por cada mes efectivo, para lo que se dotará de los medios necesarios para esa labor, han comunicado los sindicatos CCOO, Fetico y Fasga.

En cuanto al desarrollo de trabajos específicos de e-commerce en domingos, finalmente las partes han acordado que se ampliará a 5 domingos o festivos, exclusivamente para tareas relacionadas con el comercio "online" y a puerta cerrada.

El procedimiento de adscripción a los domingos (omnicanalidad) se basará en la voluntariedad y las personas que realicen esta tarea percibirán un incremento adicional del 30% sobre el salario ordinario (valor/hora) más un día de recuperación.

Para el resto de domingos o festivos, el número máximo a trabajar sumando la apertura comercial y no comercial será de 23.

La renovación del convenio es provisional (hasta el 31 de diciembre de 2022) para adaptar al sector a un "nuevo escenario, perfilado tanto por las modificaciones legislativas como por los hábitos de consumo de la clientela cuya tendencia hacia el comercio online se ha acelerado durante la pandemia".

Por otro lado, el texto reconoce el derecho de las personas trabajadoras a no atender dispositivos digitales fuera de la jornada de trabajo, excepto urgencias. Además, se creará un observatorio sectorial para establecer protocolos para la transición digital y cambios estructurales.

La patronal ha precisado que los dos principales grandes retos que atraviesa el sector de los grandes almacenes son el durísimo impacto de la pandemia del coronavirus en la actividad y el acelerado proceso de transformación digital. En un entorno de restricciones y cierres temporales de tiendas, el sector se ha visto obligado a transformar por completo la operativa y a responder a un incremento histórico del ecommerce.

En Libre Mercado

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Radarbot
    • Historia