Menú

Los ERTE para suspender contratos de trabajo fue la medida más usada durante el Estado de Alarma

Una de cada tres empresas de Hostelería solicitó medidas de flexibilización de contratos o suspensión temporal de suministros de electricidad y gas.

Una de cada tres empresas de Hostelería solicitó medidas de flexibilización de contratos o suspensión temporal de suministros de electricidad y gas.
Terrazas en Ponzano cuando aún no han empezado a llenarse de clientes. | C.Jorda

El Colegio de Registradores, mediante el tratamiento del formulario Covid-19 incorporado con carácter excepcional junto con las cuentas anuales de 2020 depositadas por las empresas españolas en el Registro Mercantil, presenta el informe titulado "Repercusiones empresariales de las medidas públicas de ayuda durante la pandemia", pretendiendo aportar conocimiento general y granular sobre el uso de cada una de las medidas de apoyo a las empresas españolas, que se sintetizan en los siguientes apartados: Medidas laborales; Medidas relativas al alquiler; Avales ICO; Ayudas públicas (descripción); Moratoria hipotecaria; Moratoria no hipotecaria; Suministros (energéticos, suspensión y flexibilización); Turismo (medidas de apoyo).

El informe completo se puede consultar en el siguiente enlace informe Covid-19

Entre las conclusiones más destacadas, se incluyen:

Nueve de cada diez declarantes de ERTE en su empresa lo hicieron para suspender contratos de trabajo y tres de cada diez empresas combinaron además esta medida con reducciones de jornada. Resultaron afectados en las PYME tres de cada cuatro trabajadores de media, y en las Grandes empresas, el efecto fue importante pero inferior, afectando a menos de la mitad de su fuerza laboral. En cuanto a la duración media que experimentaron los ERTE, tuvieron una media de más de 5 meses para las PYME (158 días) y muy similar (167 días) para Grandes empresas. Por encima de todos los demás sectores, la Hostelería utilizó el ERTE en más de la mitad de las empresas declarantes.

Con relación a las bajas laborales por Covid-19 sobre el personal fijo de las empresas, determinadas actividades con mayor contacto interpersonal encabezaron el impacto, tales como la Industria Manufacturera (16,0%) y las Actividades Sanitarias especialmente (14,4%), mostrando también una alta presencia entre las empresas afectadas, como resulta lógico, la Hostelería (12,8%). El porcentaje medio de personal fijo por empresa afectado por baja laboral por Covid-19 en las PYME ha sido del 27,5%, es decir, aproximadamente uno de cada cuatro trabajadores. La misma información referida a las Grandes Empresas, muestra que la incidencia ha sido del 16,1%, aproximadamente uno de cada 6 trabajadores.

Medidas de ayuda relativas al alquiler

En el caso de los arrendamientos, la proporción de empresas declarantes que ha concedido ayudas a los arrendatarios sobre el total de empresas que han manifestado incidencias COVID junto al depósito de sus cuentas, ha sido muy significativa, siendo la media nacional del 20,9%.

Relativo a la distribución de empresas que han recibido ayudas públicas para el alquiler de su local de negocio, la proporción resulta mucho más escasa, siendo la media nacional del 0,3%. A nivel sectorial, destaca nuevamente la Hostelería (1,3%) que multiplicó por cuatro a la media nacional en este apartado.

Avales ICO

Los avales públicos facilitados a través del ICO, en líneas por importe de hasta 140.000 millones de euros, han sido un soporte básico para la continuidad del negocio de una gran cantidad de empresas. Desde el punto de vista sectorial, destacan en el uso de dichos avales las empresas del sector de Transporte y Almacenamiento, solicitados por una de cada cuatro. Fue seguido a mucha distancia por la Hostelería (13,9%), confirmando nuevamente el impacto pandémico sobre este sector.

Según lo declarado por las empresas, el porcentaje medio concedido sobre lo solicitado, en las PYME fue del 91% y del 89% en las Grandes empresas. Estos dos datos permiten inferir que la eficacia de la medida en los avales concedidos fue muy alta en función de las necesidades.

Ayudas públicas. Descripción del tipo de ayuda.

Estas ayudas, debido a la naturaleza tan diversa en función del tipo y de la administración concedente, han sido divididas a efectos del estudio en cuatro apartados: Aplazamientos-moratorias; Préstamos y avales; bonificaciones o exoneraciones de Seguridad Social; Otras ayudas sin identificación específica.

La tipología más solicitada fueron los préstamos y avales, que proporcionaban una financiación directa, con el 42% de las ayudas declaradas. Otra tipología de ayuda profusamente utilizada fueron los aplazamientos o moratorias de créditos, con el 23%, Con menor demanda según declaran las empresas, estarían las bonificaciones o exenciones de Seguridad Social, con el 5,7%.

Moratoria hipotecaria

La moratoria hipotecaria, aplicada a las empresas que hubiesen tenido una caída de facturación superior al 40%, ha mostrado según los resultados del informe el desigual efecto sectorial según la actividad de los declarantes. Muy por encima del siguiente sector, la Hostelería (30,6%) resultó ser la más afectada, seguida del Comercio (16,7%) y Actividades Inmobiliarias (12,5%), sectores especialmente afectados por las restricciones a la movilidad y el acceso del público a sus locales de negocio.

Moratoria no hipotecaria

Al igual que el apartado anterior, se aplica ahora la moratoria a créditos sin garantía hipotecaria con cualquier finalidad dentro de las actividades de la empresa. En este caso, destacan las moratorias del sector del Comercio (22,3%). Le sigue la Hostelería con el 20,8. La Industria Manufacturera resulta ser el tercer sector más afectado con el 10,2% de los declarantes en este apartado, al sufrir directamente la brusca caída de ventas del comercio, que es en realidad su demanda de fabricación.

Suministros. Flexibilización y suspensión.

Se agrupan en este apartado las empresas que han hecho uso medidas de flexibilización de sus contratos de suministros energéticos: la flexibilización de sus contratos, incluyendo la suspensión temporal o modificaciones del servicio, sin penalizaciones y también la suspensión temporal de facturas por dichos suministros.

Destacan las empresas que solicitaron este tipo de medidas en el sector de la Hostelería (34,4%) debido a su alta dependencia de los suministros energéticos por la utilización de maquinaria de alto consumo. En segundo lugar, el Comercio (18,3%), aunque en menor medida, muy dependiente también de los consumos energéticos por sus gastos de climatización e iluminación de locales.

Turismo. Medidas de apoyo al sector.

El enorme impacto de la crisis sanitaria y las restricciones a la movilidad hicieron del sector turístico, incluida la hostelería vinculada a él, el más afectado por los efectos de la pandemia. Por ello se arbitraron medidas con dos objetivos: ampliar líneas de financiación para empresas del sector turístico afectadas por la insolvencia del grupo empresarial Thomas Cook ocurrida en 2019; y en segundo lugar, bonificaciones del 50% a las cotizaciones a la Seguridad Social para los trabajadores fijos discontinuos que mantuviesen su actividad en los sectores de turismo y relacionados.

En esta ocasión, al ser un sector concreto el afectado por las medidas, aparece en segundo lugar una comunidad muy turística y no incluida entre las primeras en los apartados anteriores, se trata de Baleares (13,5%), muy afectada por la insolvencia del grupo Thomas Cook. Por delante se situó Cataluña (14,5%) en este apartado. Madrid aparece en el quinto lugar, con el 7,3% de empresas que han hecho uso de estas medidas, situación comprensible dada la diversificación de sus actividades más allá del turismo.

Temas

En Libre Mercado

    0
    comentarios